Talmud

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Carátula del tratado "Brajot" en el Talmud de Babilonia, decorada con motivo arquitectónico representado en perspectiva.

El Talmud (תלמוד) es una obra que recoge principalmente las discusiones rabínicas sobre leyes judías, tradiciones, costumbres, narraciones y dichos, parábolas, historias y leyendas.

Existen dos importantes versiones del Talmud: el Talmud de Jerusalén (Talmud Yerushálmi), que se redactó en la entonces recién creada provincia romana llamada Philistea,[1] y el Talmud de Babilonia (Talmud Bávli), que fue redactado en la región de Babilonia, en Mesopotamia. Ambas versiones fueron redactadas a lo largo de muchos siglos por generaciones de eruditos provenientes de muchas academias rabínicas establecidas desde la Antigüedad en adelante.

El judaísmo considera al Talmud ser la tradición oral, mientras que la Torá (Pentateuco) constituye la tradición escrita.[2]

El Talmud extiende, explica y complementa al Tanaj, pero no puede, por definición, contradecir a la parte más importante o esencia de la misma, a la Torá.

Composición[editar]

Talmud de Babilonia, escrito en hebreo, 19 volúmenes.

El Talmud está dividido en dos partes, la Mishná y la Guemará. La Mishná a su vez está formada por 6 órdenes (sedarim):

  • Zeraim. Literalmente: Semillas; es todo lo relacionado a la agricultura, diezmos, bendiciones y donaciones en Israel y fuera.
  • Moed.[3] Literalmente: Festividad; relacionado con las festividades judías.
  • Nashim.[4] Literalmente: Mujeres; es lo relacionado con la vida matrimonial y divorcio.
  • Nezikin.[5] Literalmente: Daños; es todo lo relacionado con la ley tanto civil como criminal.
  • Kodashim.[6] Literalmente: Santidades; es lo relacionado a los cultos del templo de Jerusalén.
  • Taharot.[7] Literalmente: Purezas; es lo relacionado con la pureza ritual.

Existen dos Talmud: El de Jerusalén y el de Babilonia. El sistema de redacción del Talmud consiste en una serie de leyes basadas en la tradición oral de La Torá que fue redactada en un libro llamado (Mishná) a cuyos autores se les conoce como "Tanaim". Ésta es idéntica tanto en el Talmud de Jerusalén como en el Talmud de Babilonia. La Guemará son las discusiones de sabios conocidos como "Amoraim" que explican la Mishná, y sus explicaciones fueron escritas en arameo. En estas explicaciones está la diferencia entre el Talmud de Jerusalén y el de Babilonia, mas las dos llegan a la misma conclusión solo que por caminos distintos.

En cuestión temática el Talmud se divide en Halajá (textos de carácter legal) y Hagadá (parábolas e historias). La tradición oral del Pentateuco transmitida a Moisés está en su mayoría en el Talmud, es por eso que es un libro fundamental de estudio para la religión judía.

Mishná[editar]

La Mishná es una compilación de opiniones legales y debates. Las declaraciones de la Mishná son típicamente lacónicas, registrando breves opiniones del debate de los rabinos sobre un tema, o registrando sólo una resolución no atribuida que, al parecer, representa una opinión de consenso. Los rabinos mencionados en la Mishná se conocen como Tanaim.

Dado que ordena sus leyes por asunto y no según su contexto bíblico, la Mishná presenta cada tema con mayor profundidad y orden que el Midrash, e incluye una mayor selección de temas halájicos. Por esto, la organización temática de la Mishná se convirtió en el marco organizacional del Talmud completo. Pero no todos los tratados de la Mishná tienen su correspondiente tratado en el Talmud. Además, el orden de los tratados del Talmud difiere a veces del orden de los mismos en la Mishná.

Braita[editar]

Existían otras tradiciones tanaíticas contemporáneas a la Mishá. La Guemará frecuentemente se refiere a las mismas a fin de compararlas con el contenido de la Mishná y de esta forma apoyar o refutar las proposiciones de los Amoraim. Todas estas fuentes tanaíticas no midráshicas son conocidas como braitot (lit. material externo, "Trabajos referidos a la Mishná"; sing. braita, Hebreo: ברייתא).

Las braitot citadas en la Guemará son generalmente citas de la Tosefta (un compendio halájico tanaítico paralelo a la Mishná) y los Midrash Halajá (específicamente Mejilta, Sifra y Sifre). Algunas braitot, sin embargo, son conocidas solamente por tradiciones citadas en la Guemará, y no son parte de ninguna otra colección.

Guemará[editar]

En los tres siglos posteriores a la redacción de la Mishná, rabinos de la Tierra de Israel y Babilonia analizaron, debatieron y discutieron ese trabajo. Estas discusiones forman la Guemará (hebreo: גמרא). Guemará significia "finalización" (del hebreo גמר: terminar, completar) o bien "aprender" (del arameo: "estudiar"). La Guemará pone foco en elucidar y elaborar las opiniones de los Tanaim. Los rabinos de la Guemará son conocidos como Amoraim (sing. Amorá, hebreo: אמורא).

Una buena parte de la Guemará consiste en análisis legal. El punto de partida generalmente es una afirmación legal encontrada en la Mishná. La afirmación es entonces analizada y comparada con otras afirmaciones utilizadas como interpretaciones bíblicas, y presentadas en la forma de una discusión (frecuentemente anónima y a veces metafórica) entre dos rabinos dispuntantes, denomidados el maskshan (cuestionador) y el tartzan (respondedor). Otra función de la Guemará es identificar la correcta base bíblica para una ley en particular presentada en la Mishná y el proceso lógico de conectar entre ambas fuentes: esta actividad es conocida como talmud mucho antes de la existencia del "Talmud" como texto[8]

Halajá y Hagadá[editar]

El Talmud es un documento que abarca muchos temas. Tradicionalmente, sus contenidos son clasificados en dos grandes categorías: halajá y hagadá. La halajá está directamente relacionada a la práctica de la ley judía. La hagadá comprende textos que no son legales, sino que tienen carácter exegético, homilético, ético, histórico y/o proverbial.

Tratados menores[editar]

Además de los Seis Órdenes (siguiendo la estructura de la Mishná), el Talmud contiene una serie de tratados posteriores, usualmente impresos al final del Orden de Nezikin (daños). Estos no están divididos en Mishná y Guemará.

Historia[editar]

Relieve que representa al rabino Ashi enseñando en la Academia Talmúdica de Sura, Babilonia, siglo IV de nuestra era. Beth Hatefutsoth, Tel Aviv.
Una controversia cualquiera a partir del Talmud, óleo de Carl Schleicher, c. 1870. Se trata de un trabajo que pertenece al arte asquenazí.
Maestro talmúdico. Relieve en la Menorá de la Kneset, Jerusalén. Ejemplo de arte judío escultórico. Obra realizada por Benno Elkan en 1956.

Originalmente la ley oral fue transmitida de una generación a la siguiente de modo oral, sin que se tuviera ninguna versión escrita dirigida al público, aunque los sabios tenían apuntes privados. Después de la destrucción de templo de Jerusalén y el declive económico y político de la comunidad judía en Israel la continuidad de la transmisión oral estaba en peligro, por lo que Rabi Yehuda el Príncipe hizo la redacción escrita de la Mishná alrededor del año 200 de nuestra era. Varias academias rabínicas tanto en Israel como en Babilonia estaban dedicadas al estudio y discusión de la Mishna. Estas discusiones, al ser recopiladas de forma escrita forman la Guemará. Existen dos ediciones de la guemará: la de Jerusalén que se terminó de redactar de forma escrita alrededor del año 400 de nuestra era, y la de Babilonia, cuya recopilación final se llevó a cabo por Ravina y Rav Ashi, dos sabios del siglo V de nuestra era.

Comentarios[editar]

A partir de la redacción del Talmud se han escrito literalmente cientos de comentarios que explican los textos y también continúan las discusiones que se encuentran en ellos. Los primeros comentarios fueron escritos por los Geonim, rabinos de los primeros siglos posteriores a la redacción del Talmud. En algunas ocasiones hicieron enmiendas al texto de la Gemará que se incluyen en las ediciones modernas. En la edad media aparecen los comentaristas denominados Rishonim (en hebreo, los primeros) entre los cuales figuran sabios de España, Francia, Italia y Alemania. Quizá el más conocido de ellos fue el rabino Shlomo Itzjaki (Rashi), originario de Troyes, Francia, cuyos comentarios cortos son casi indispensables para entender el texto talmudico y que figuran en los márgenes de todas las ediciones del Talmud. También en los márgenes de todas las ediciones se encuentran los comentarios denominados Tosafot escritos por los alumnos de Rashi y que consisten frecuentemente en discusiones paralelas a las de la Guemará. Entre los más famosos talmudistas medievales españoles figuran Abraham Ibn Daud, Maimónides originario de Córdoba, el rabino Shelomó ben Aderet, también conocido como Rashbá, el rabino Moisés ben Najmán, conocido como Najmánides, el rabino Yoseph ibn Migash, el rabino Isaac Alfasi - concluyente en el establecimiento de la supremacía del Talmud babilónico sobre el Talmud palestino o Talmud de Jerusalén - y el rabino Yoná ben Abraham de la ciudad de Gerona. A los talmudistas post-medievales se les denomina Ajaronim (en hebreo, los últimos) y frecuentemente sus obras consisten en metacomentarios de obras medievales.

Ediciones[editar]

La primera edición impresa del Talmud fue llevada a cabo por Daniel Bomberg en Venecia en 1520-23. Después de esto también existía la edición de Slavita que data del siglo XVIII. La edición más famosa, y la que aún hoy en día es usada casi universalmente, es la de la viuda y hermanos Romm de Vilnius, Lituania, que data del final del siglo XIX y se conoce como el Vilno Shas que incluía, además, muchos comentarios que no habían sido publicados hasta entonces. Una edición más reciente es la del rabino Adin Steinsaltz, que incluye una traducción al hebreo moderno y notas científicas. El Talmud se ha traducido en su totalidad a varios idiomas. Todavía no existe una versión en castellano. La primera traducción de Talmud al español fue una antología, Bellezas del Talmud, que realizó Rafael Cansinos Assens en 1919 y publicó la Editorial América. Bellezas del Talmud, más que una traducción, es en realidad una obra literaria de Cansinos –construida a partir de ediciones francesas e inglesas, abreviadas y de traducción libre–, que tuvo por finalidad promocionar el libro y difundirlo en el mundo cultural español. La editorial EDAF ha emprendido una traducción incompleta o resumida, casi esquemática, de todos los tratados del Talmud. Esta edición no respeta la disposición original del texto en la hoja. Con todo, supone un esfuerzo estimable y probablemente sirva de motivación para una primera edición integral del Talmud en nuestro idioma. Hay una nueva edición del talmud traducido y explicado en español, se llama TaShema. Esta obra de arte incluye no solamente la traducción y explicación del texto del talmud, sino también de Rashi y Tosafot.

Rabinos y talmudistas en la pintura de Schleicher[editar]

Carl Schleicher [esp. Shléijer] fue un pintor austríco decimonónico, que vivió entre 1825 y 1903. Desarrolló obra plástica en estilo costumbrista, generalmente en Viena y hacia 1860-1870. El intercambio de ideas e interpretaciones entre los rabinos talmudistas fue un tema al que le dedicó una considerable cantidad de cuadros al óleo.[9] Cargadas de material anécdotico, tales pinturas constituyen un valioso registro de los usos y costumbres de los judíos asquenazíes en Europa, cuya cultura y acervo son conocidos como el Yiddishkayt.[10] Las pinturas de de Schleicher se caracterizan por ser no sólo considerablemente descriptivas, sino además por capturar con incomparable agudeza la atmósfera de estudio que regía la vida de los talmudistas: estudio por cierto no exento de seriedad y dedicación, e incluyendo interesantes diálogos e ideas sorprendentes, pero también de contradicciones problemáticas, discusiones interminables y un humor desopilante.

El Talmud y su estudio en el arte judío[editar]

En el arte judío el tema en cuestión se manifiesta en la pintura al óleo, el dibujo, el grabado y la escultura.

Referencias[editar]

  1. De Philistea a Palestina: Breve Historia de la región denominada ‘palestina‘
  2. Darío Bialer, "Talmud", conferencia dada en la Asociación Religiosa Israelita de Río de Janeiro, 25 de noviembre de 2014.
  3. Mo'ed (en inglés)
  4. Nashim (en inglés)
  5. Nezikin (en inglés)
  6. Kodashim (en inglés)
  7. Tehorot (en inglés)
  8. p.e. Pirkei Avot 5.21: "cinco para Torah, diez para Mishná, trece para los mandamientos, quince para talmud".
  9. Entre ellos se destacan Una controversia cualquiera a partir del Talmud (Eine Streitfrage aus dem Talmud), Rabinos en debate (Rabbi scholars in a Debate), Discusión talmúdica (Talmudic Discussion), Un asunto talmúdico en disputa (An Issue of Dispute in the Talmud), y Una disputa talmúdica (Ein Talmudstreit); los títulos de sus obras aquí enumerados son consonantes con aquellos de sus trabajos exhibidos en MutualArt (accedido 5 de junio de 2014).
  10. Valioso porque la mayor parte de las comunidades asquenazíes de Europa y su diversidad cultural se han perdido debido a la Shoá.
  11. Véanse las pinturas de Schleicher en MutualArt.
  12. Behrman, pintor judío polaco, 1873-1943. Su óleo es preservado en el Instituto Histórico Judío de Varsovia (Żydowski Instytut Historyczny).
  13. Ante el pedido de uno de sus estudiantes acerca de cómo se podrían resumir todos los contenidos de la Torá, recoge una hagadá, Hilel respondió: "No hagas a tu prójimo lo que quieres que te hagan a ti; todo lo demás es comentario".

Bibliografía[editar]

  • Steinsaltz, Adin, Introducción al Talmud, Riopiedras Ediciones, 2000
  • Carmel, Aryeh, Aiding Talmud Study, Feldheim, Jerusalén, 1998
  • Cansinos Assens, Rafael, Bellezas del Talmud, Arca Ediciones, 2006, con un estudio bibliográfico de Talmud de Uriel Macías Kapón. Edición en formato digital

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]