Túbulo T

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Los túbulos T o túbulos transversales son estructuras presentes en las células del músculo esquelético y cardíaco. Su morfología es la de invaginaciones en forma de saco con un diámetro menor de 0,1 μm y situados recorriendo el perímetro de los discos Z del sarcómero. Se trata de invaginaciones membranosas que presentan anastomosis que conectan el sarcolema de la fibra muscular, dando la luz del túbulo al exterior de la fibra. Su existencia fue postulada por A.V. Hill de acuerdo a la velocidad de difusión de iones desde el sarcolema al interior de la fibra: debido a la celeridad en que se producía, Hill concluyó que un proceso (en vez de una sustancia) debía actuar como acoplador de la transmisión de la señal de la superficie de las miofibrillas con el aparato sarcoplásmico de cada fibra muscular. Al microscopio electrónico, los túbulos T se presentan como un sistema anastomosado en continuidad con túbulos similares de las células vecinas del mismo sarcómero. El punto de abertura se encuentra en el límite entre las bandas A e I en el músculo esquelético y a nivel del disco Z en el músculo cardíaco.[1]

Referencias[editar]

  1. Randall, D.; Burggren, W. et French, K. (1998). Eckert Fisiología animal (4ª edición). ISBN 84-486-0200-5.