Svið

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Svið servido con pure de nabos y puré de papas en BSÍ en Reykjavík.

Svið es un platillo tradicional de Islandia, que consiste de una cabeza de oveja cortada por la mitad, a la que se le ha extraído el pelaje, y que ha sido hervida luego de haber extraído los sesos,[1] a veces es curada en ácido láctico.

El svið surgió en una época en que las personas no podían permitirse derrochar ninguna parte de un animal. El platillo es parte del þorramatur, una selección de comidas islandesas tradicionales que es servida como buffet, especialmente durante el festival de Þorrablót que marca la mitad del invierno. Es utilizado como base para el sviðasulta (queso de cabeza, que se prepara con trocitos de svið insertados en rodajas gelatinosas ensopadas en suero).[2] Existen ciertos platillos similares en otros países nórdicos, tales como el smalahove en Noruega y el seyðahøvd de las Islas Faroe.

En la cafetería "Fljótt og Gott" ("Rápido y sabroso") en la terminal de colectivos BSÍ en Reykjavík, se lo puede consumir todos los días,[3] y se lo puede comprar en el auto servicio.[4] El café vende unas 10,000 cabezas de oveja por año.[5]

A veces las orejas del svið, son consideradas taboo a causa de las superstición que sostiene que cuando se las sacan (y con ellas la marca del dueño del animal), el comensal puede ser acusado de robo. Hay quienes afirman que si no se quiebra el pequeño huesillo ubicado debajo de la lengua, un niño que aun no es capaz de hablar permanecerá mudo por siempre.[6] Muchos islandeses consideran que el ojo es la mejor parte de la cabeza.[7]

Lara Weber, escribió en 1995 en el Chicago Tribune, un artículo relatando la experiencia de comer svið:

"Nunca hubiera pensado que alguna vez fuera a probar un platillo tan primitivo como una cabeza de oveja. Pero, allí estaba en mi plato, mirándome con sus ojos penosos. Desgarré la mandíbula y pinché un trozo de carne con mi tenedor. Y no sabia para nada mal. Realmente. El carrillo, el cual posee la mayor parte de la carne, era tierno y sabroso. Acompañado con un poco de gelatina de ruibarbo sabía mejor aun. Solo ten cuidado de sus ojos. Los ojos celestes son considerados una exquisitez. Bueno, en realidad, es todo el ojo lo que los islandeses consideran una delicia, incluyendo o no el globo ocular. Así que coloca ese trocito de carne en tu boca, e intenta pensar en alguna otra cosa. Cualquier cosa."[8]


Referencias[editar]

  1. Kulseth, P.M. (2010). Redeemed. Xlibris. p. 39. ISBN 9781453559185. 
  2. Lonely Planet Iceland. Lonely Planet. 2010. p. 50. ISBN 9781741044553. 
  3. «Hádegis og kvöldmatur hjá Fljótt og Gott BSÍ». Archivado desde el original el 2005-03-01. Consultado el 02-07-2011.
  4. Frommer's Iceland. Frommer's. 2011. ISBN 9781119994435. 
  5. McCarthy, Joanne (18 de junio de 2011). «Cold climate, warm heart». Newcastle Herald (Australia). 
  6. Maike Hanneck (2004). Island-Kochbuch. túrí. p. 45. ISBN 978-9979-9641-0-0. 
  7. Andrea Water (2005). «"Probier mal..."» (en alemán). MERIAN (Jahreszeiten Verlag) 2005 (6). ISBN 978-3-7742-7006-0. ISSN 0026-0029. 
  8. Weber, Lara (14 de mayo de 1995). «A guide to colorful, traditional Icelandic dishes». Chicago Tribune. 

Enlaces externos[editar]