Subcomandante Marcos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Subcomandante Galeano (antes Marcos)
SubMarcosHorseFromAfar.jpg
El Subcomandante Marcos a caballo
Subcomandante
Años de servicio 1994 -2014
Apodo Delegado Zero, Subcomandante Marcos
Lealtad EZLN, 1994 -2014
Participó en

Levantamiento zapatista:

Letrero a la entrada a la zona de influencia del EZLN.

Subcomandante Galeano, otrora Subcomandante Insurgente Marcos es el nombre de guerra que utiliza Rafael Sebastián Guillén Vicente[nota 1] [cita requerida]; principal ideólogo, portavoz, mando militar y uno de los líderes del grupo armado indigenista mexicano denominado Ejército Zapatista de Liberación Nacional o EZLN. El EZLN hizo su aparición pública el 1º de enero de 1994 al lanzar una ofensiva militar que intentó tomar siete cabeceras municipales del estado sureño mexicano de Chiapas, demandando democracia, libertad, tierra, pan y justicia para los indígenas.

El Subcomandante Marcos se distingue por sus habilidades literarias y de manejo de los medios masivos de comunicación. Desde enero de 1994, gracias a sus comunicados publicados mayormente en el periódico mexicano La Jornada, su imagen de rostro siempre cubierto por un pasamontañas ha recorrido el mundo como símbolo de resistencia.

Sobre su nombre, que no se trata de un acrónimo como algunos han sugerido, nos dice:

«Marcos es el nombre de un compañero que murió, y nosotros siempre tomábamos los nombres de los que morían, en esta idea de que uno no muere sino que sigue en la lucha».[1]

Biografía[editar]

El 9 de febrero de 1995 el gobierno mexicano declaró en público que conocía la identidad del Subcomandante Insurgente Marcos, a quien identificó como Rafael Sebastián Guillén Vicente (Tampico, Tamaulipas, México, 19 de junio de 1957), ex estudiante de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y profesor de la Universidad Autónoma Metropolitana de la Ciudad de México. Rafael Guillén es hermano de Mercedes Guillén Vicente, que sigue siendo un miembro activo del PRI y ha ocupado destacados puestos de responsabilidad en el estado de Tamaulipas, actualmente es Subsecretaria de Migración, Población y Asuntos Religiosos de la Secretaría de Gobernación en el gabinete de Enrique Peña Nieto.

Rafael Sebastián Guillén Vicente es hijo de Alfonso Guillén originario de Xicoténcatl y María del Socorro Vicente González de Tampico, siendo el cuarto hermano de una familia de ocho hermanos. Entre 1963 y 1969 estudió en Colegio Félix de Jesús Rougier, dirigido por Misioneras Eucarísticas de la Santísima Trinidad, posteriormente entre 1970 y 1976 estudió con los jesuitas en el Instituto Cultural Tampico y, al abandonar su ciudad natal, se fue a vivir a la Ciudad de México para estudiar en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM. Se graduó en filosofía en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), con el trabajo de tesis Filosofía y educación: prácticas discursivas y prácticas ideológicas: sujeto y cambio histórico en libros de texto oficiales para la educación primaria en México. Después comenzó a trabajar como profesor en la Universidad Autónoma Metropolitana. Durante una breve estancia vivió en España, específicamente en Barcelona, donde trabajó en los almacenes El Corte Inglés.[2]

En marzo de 1992, dio una conferencia sobre el Tratado de Libre Comercio a la Asociación de Ejecutivos de Ventas y Mercadotecnia. Entonces afirmó que aún era posible que la patria se expresara "con un grito atronador exigiendo justicia" y que ojalá los mexicanos pudieran levantarse una mañana "sin la necesidad de una máscara para vivir y amar". Como muchas personas de su generación, Marcos fue afectado por la Matanza de Tlatelolco en 1968 e ingresó en una organización maoísta, y pasó posteriormente al zapatismo.

Sin embargo, el encuentro con los movimientos indígenas de Chiapas transformó su ideología y lo acercó a visiones revolucionarias más posmodernistas. Otras ideas que ha expuesto en sus discursos y acciones están más relacionadas con los ideales marxistas revisionistas del italiano Antonio Gramsci, muy populares en México cuando él estudiaba en la universidad.

El domingo 25 de mayo de 2014, en la rueda de prensa que se realizó en homenaje a Jose Luis Solis Sánchez "Galeano", zapatista asesinado el 2 de mayo de ese mismo año en la comunidad de La Realidad por un grupo de paramilitares de la Central Independiente de Obreros Agrícolas y Campesinos Histórica (CIOAC-H), el Subcomandante Marcos anunció la desaparición del personaje. Argumentó su retirada como el fin de una etapa y comienzo de otra nueva dentro de la lucha zapatista, Marcos dijo

...que ya había una generación que podía mirarnos de frente, que podía escucharnos y hablarnos sin esperar guía o liderazgo, ni pretender sumisión o seguimiento.[3]

El Subcomandante Marcos siempre ha negado ser Rafael Guillén; la familia de éste dice que siempre ha ignorado su paradero y nunca dirán si Marcos y Rafael son la misma persona. En la carta publicada el 25 de mayo de 2014 a las 0208 menciona que la persona detrás del personaje era un maestro que sale en fotos en el velorio de sus padres. En la Gran Marcha al DF en el 2001, Marcos visitó la UNAM y durante su discurso dejó claro que había estado allí antes.

Ideario[editar]

Desde el principio del levantamiento aclaró a la prensa que el EZLN no es marxista, y en entrevistas ha declarado estar más influido por el intelectual mexicano Carlos Monsiváis que por Karl Marx. Su visión es anticapitalista, pero se rehúsa a proponer o buscar una solución global a todos los problemas que enfrentan los sectores desposeídos, y trata en cambio de unir todas las luchas que ya se dan sin tratar de imponer una visión o metodología en particular. Además de Emiliano Zapata, también ha manifestado admiración por el revolucionario argentino Ernesto Che Guevara.

Según sus propias narraciones (confirmadas por versiones gubernamentales), Marcos llegó a Chiapas con algunos otros compañeros tras haber militado en las Fuerzas de Liberación Nacional varios años. Llegó promoviendo la teoría maoísta, pero el encuentro con los movimientos indígenas de Chiapas transformó su pensamiento, y puso a las comunidades indígenas en el centro de su praxis y discurso. El resultado fue más cercano a las teorías del marxismo estructuralista que a sus intenciones originales, aunque si bien ya desde su tesis de licenciatura mostraba influencias teóricas de Louis Althusser, Michel Foucault, Alain Badiou, entre otros. Otras ideas que ha expuesto en sus discursos y acciones están más relacionadas con los temas y preocupaciones del marxista italiano Antonio Gramsci, popular en México cuando él estudiaba en la universidad.

Su estilo elíptico, irónico y romántico puede ser una forma de distanciarse de las circunstancias dolorosas que reporta y protesta. Pero, como quiera que sea, sus voluminosos escritos tienen un propósito, como se describe en el libro Nuestra arma es nuestra palabra, donde se compilaron muchos de sus escritos, artículos, poemas, discursos y epístolas.

En diciembre de 2004 anunció la publicación del libro Muertos incómodos, escrita al alimón con el autor de novela negra Paco Ignacio Taibo II y publicada en el diario mexicano La Jornada; consistió en doce entregas donde se hace un escrutinio de la vida política nacional. El libro en un primer momento iba a ser escrito con Manuel Vázquez Montalbán pero, tras la muerte de éste en 2003, ya no fue posible. Publicado en España por la editorial Destino en abril del 2005.

Marcos en sus propias palabras[editar]

"Marcos es gay en San Francisco, negro en Sudáfrica, asiático en Europa, chicano en San Ysidro, anarquista en España, palestino en Israel, indígena en las calles de San Cristóbal, chavo banda en Neza, rockero en CU, judío en Alemania nazi, ombudsman en la Sedena, feminista en los partidos políticos, comunista en la posguerra fría, preso en Cintalapa, pacifista en Bosnia, mapuche en los Andes, maestro de la CNTE, artista sin galería ni portafolios, ama de casa un sábado por la noche en cualquier colonia de cualquier ciudad de cualquier México, guerrillero en el México de fin del siglo XX, huelguista en la CTM, reportero de nota de relleno en interiores, machista en el movimiento feminista, mujer sola en el metro a las 10 p.m., jubilado en plantón en el Zócalo, campesino sin tierra, editor marginal, obrero desempleado, médico sin plaza, estudiante inconforme, disidente en el neoliberalismo, escritor sin libros ni lectores, y, es seguro, zapatista en el sureste mexicano.[4]

Escritos filosóficos y políticos[editar]

De 1992 al 2006, escribió más de 200 ensayos e historias, y publicó 21 libros en un total de al menos 33 ediciones, con todo lo cual documentó ampliamente sus perspectivas filosóficas y políticas. Los ensayos e historias son reciclados en los libros. Tiende a preferir las expresiones indirectas; sus escritos son con frecuencia fábulas. Algunos, sin embargo, están muy pegados a la vida cotidiana y son directos. En una carta de enero de 2003 a ETA, que termina con la frase: «me cago en las vanguardias revolucionarias de todo el planeta», Marcos ha dicho:

Les enseñamos [a los niños] que hay tantas palabras como colores, y que hay tantos pensamientos porque de por sí el mundo es para que en él nazcan palabras. Que hay pensamientos diferentes y que debemos respetarlos... Y les enseñamos a hablar con la verdad, es decir, con el corazón.

Uno de los libros del Subcomandante Marcos, La historia de los colores, es una historia para niños. Basada en un mito maya de la creación, enseña sobre la tolerancia y el respeto a la diversidad.

Años recientes[editar]

La Otra Campaña (2006)[editar]

El 1 de enero de 2006, Marcos, ahora Delegado Zero, empezó una gira en los 32 estados mexicanos para promover La Otra Campaña. En ella busca escuchar al pueblo mexicano, a los organizados y a los que no lo están, «a todos aquellos que desde abajo y a la izquierda busquen cambiar el actual estado de la sociedad», siempre regidos por ciertos principios, como son: el anticapitalismo, la horizontalidad, la equidad y varios más que el propio movimiento irá definiendo en su caminar.[5]

La naturaleza de esta iniciativa implica distancia de los tres partidos políticos más importantes de México y sus candidatos a la presidencia, y dejó claro que el proyecto de construcción de un nuevo país no pasa por el apoyo a tal o cual candidato, sino por la lucha propia.

«El proceso electoral ya empezó y alguien les va a venir a decir que si lo apoyan les va a resolver todo. Nosotros les venimos a decir que no les vamos a resolver absolutamente nada ni les venimos a traer soluciones, sino problemas, y la invitación de que nos juntemos con los compañeros que se están alzando en otras partes del país para construir el nuevo México.»[6]

Acerca de la clase política,[7] se ha mencionado que el PAN «es hoy dirigido por la organización de ultraderecha El Yunque, es la nostalgia por la quema de las boletas de la elección de 1988 y el cogobierno con el PRI», del PRI «el creador del sistema de partido de Estado, el de la imposición de las políticas neoliberales que han destruido los cimientos de México» de Roberto Madrazo, a quien califica de «ladrón vergonzante y criminal»,[8] del PRD el partido de los «errores tácticos», de Andrés Manuel López Obrador «la imagen de Carlos Salinas de Gortari construida por AMLO es, en realidad, un espejo». Sobre el presidente Fox, que éste ha «entregado a los empresarios todo el dinero que se juntó de ayuda (para víctimas del huracán Stan), mientras la gente humilde todavía está esperando.»[9]

La visita más esperada, sin duda alguna, fue la que realizara a Tampico en donde inició su discurso diciendo "Buenas noches Tampico, capital del mundo y sucursal del cielo. Queremos pedirles un momento en que abran sus corazones y sus oídos para escuchar la palabra que traemos".

Disturbios de Atenco (2006)[editar]

Marcos hizo pública una caricatura[10] donde señalaba frases de series norteamericanas que habían sido utilizadas para criticarlo

El 3 de mayo del 2006 la policía municipal de Texcoco intentó expulsar a los vendedores de flores del mercado Belisario Domínguez. Habitantes de San Salvador Atenco apoyaron la protesta de Texcoco. Comenzó una jornada de violencia que se saldó con una multitud de muertos. Entre ellos identificados (Javier Cortés Santiago y Alexis Benhumea), violaciones a mujeres, cientos de detenidos y varios desaparecidos. A raíz de estos hechos, el EZLN, vía el Delegado Zero, se declaró en alerta roja y suspendió indefinidamente el recorrido de La Otra Campaña en demanda de la liberación incondicional e inmediata de todos los presos.

Subcomandante Galeano (2014)[editar]

El lunes 26 de mayo de 2014 a las 02:00 am apareció Marcos frente a algunos medios de comunicación, en la comunidad la Realidad, Chiapas. Ahí anunciaría el fin del personaje "Marcos" para dar paso al "Subcomandante Insurgente Galeano", en homenaje al zapatista de nombre Galeano asesinado poco tiempo antes.

Más tarde sería publicado el mismo comunicado en la página web "Enlace Zapatista". Mediante el comunicado titulado "Entre la luz y la sombra"[11] , Marcos explica la decisión. Entre otras cosas, dice: "Pensamos que es necesario que uno de nosotros muera para que Galeano viva". La primera aparición pública de Marcos como Subcomandante Galeano fue el 10 de agosto[12] [13] , en un comunicado sobre los medios de comunicación de paga. Además del pasamontañas, traía un parche en el ojo.

Véase también[editar]

Notas[editar]

  1. Según identificación del gobierno mexicano

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

  • Marcos, la genial impostura, de Maité Rico y Bertrand de la Grange. 1998. Editorial Aguilar. ISBN 9789681904340.

Enlaces externos[editar]