Stanisław Jerzy Lec

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Stanisław Jerzy Lec (Lemberg, 6 marzo 1909 – Varsovia, 7 mayo 1966) (nacido Barón Stanisław Jerzy de Tusch-Letz) fue un escritor, poeta y aforista polaco. De familia noble judía, es uno de los más importantes aforistas del siglo XX.

Biografía[editar]

Nació el 6 de marzo de 1909 en Lemberg (actual Leópolis), entonces parte del Imperio austrohúngaro), y era hijo del barón Benon de Tusch-Letz y de Adela Safrin.

Aforismos de Lec[editar]

  • No os dejéis imponer la libertad de expresión antes que la libertad de pensamiento.
  • La estupidez no dispensa de pensar.
  • ¡Ojalá tuviera tantos oyentes como escuchas!
  • También los animales de cuatro patas se ponen de pie sobre las traseras. ¡Qué no se hará por comida y por miedo!
  • De la mesa del señor caen a veces comensales.
  • Se puso a cuatro patas como un perro, como a un perro lo mataron.
  • Aviso para perros: „Cuidado con levantarme la pata” .
  • La libertad de los esclavos se mide por la longitud de la cadena.
  • Al derribar las estatuas, respetad los pedestales. Siempre pueden ser útiles.
  • ¿Quieres ahogar la voz de tu corazón? Conquista el aplauso de la multitud.
  • ¡El hombre no está solo! Alguien lo vigila.
  • Cuando griten: „¡Viva el progreso”!, pregunta siempre: „¿El progreso de qué?”.
  • La única posibilidad que había allí de respirar era dando vivas constantemente .
  • Algunos ven por los ojos como por una mirilla.
  • Lleva un estandarte con colores de camuflaje.
  • ¡Libertad, igualdad, fraternidad! - ¿cómo se conjugan?
  • El hombre – persona non grata.
  • Inútilmente se esfuerzan por transformar este mundo de divino en humano.
  • Cuando quiere soñar con la libertad, se pone un gorro de noche en forma de gorro frigio.
  • ¡Cómo ayuda la ceguera a dar en el blanco!
  • Todo el mundo se hace su soga al cuello en el color que más le gusta.
  • Habla sabiamente, el enemigo escucha.
  • La ventana al mundo se la puede cubrir con un periódico.
  • La superpoblación mundial ha llevado a que en un ser humano viva mucha gente.
  • El mundo no está loco en absoluto, aunque no está hecho para la gente normal. Está hecho para los normalizados.
  • En la selva llevan cascos cubiertos con una red de camuflaje con hojas trenzadas. Yo llevo gorro frigio cosido con cascabeles de bufón.
  • La Tierra: ¡ese punto debajo de un signo de interrogación!
  • Exigid un resguardo cada vez que hagáis una reverencia.
  • También los culos llevan máscaras. Por razones obvias.
  • Cada clase tiene su propia burguesía.

Obra[editar]

Pensamientos despeinados (Myśli nieuczesane, publicada en 1957. Otros pensamientos despeinados ) 1959 contiene aforismos y es su obra más conocida.

  • Barwy, poemas (1933)
  • Spacer cynika, sátiras y epigramas (1946)
  • Notatnik polowy, poemas (1946)
  • Życie jest fraszką, sátiras y epigramas (1948)
  • Nowe wiersze (1950)
  • Rękopis jerozolimski (1956)
  • Myśli nieuczesane (1957)
  • Z tysiąca i jednej fraszki (1959)
  • Kpię i pytam o drogę (1959)
  • Myśli nieuczesane (1959)
  • Do Abla i Kaina (1961)
  • List gończy (1963)
  • Myśli nieuczesane nowe (1964)
  • Poema gotowe do skoku (1964)
  • Fraszkobranie (1966)

Enlaces externos[editar]

Pensamientos despeinados. Barcelona, Península, 1996. Traducción de Emilio Quintana
Emilio Quintana: "S. J. Lec: el siglo XX y otras calamidades" sobre el autor y la traducción de Pensamientos despeinados.