Spolia opima

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Spolia opima es un término latino que se podría traducir como ricos espolios o trofeos y que hace referencia a la armadura, armas y otros efectos que un general de la antigua Roma se quedaba como trofeo de guerra tras haber vencido al general enemigo en un combate singular en el que sólo hubiesen participado ellos dos.

A pesar de que entre los romanos existían otros trofeos y condecoraciones de gran valor (como los estandartes o las quillas de las naves enemigas), la spolia opima se consideraba como el trofeo más honorable que se podía obtener, y concedía una gran fama al general que lo capturaba.

A través del curso de la historia de Roma, los romanos sólo reconocieron tres casos en los que la spolia optima hubiese sido otorgada a un general. El primer caso fue el de Rómulo y Remo frente a Acro, rey de los Caeninenses; el segundo fue el de Aulo Cornelio Coso, que lo ganó tras derrotar a Lar Tolumnius, rey de los Veientes. El tercero y último lo ganó Marco Claudio Marcelo tras derrotar al rey Virdomar, rey de los galos ínsubros. Al ser las dos primeras figuras personajes legendarios, o semilegendarios, se podría decir que el caso de Marco Claudio Marcelo es el único constatado en el que un personaje romano fue merecedor de tal honor.