Sistemas políticos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Distintas escuelas y autores han definido los sistemas políticos desde diferentes criterios y puntos de vista. Sin embargo, parece que un elemento común de las variadas aportaciones de los estudiosos de esta materia es la forma de entender los sistemas políticos, desde una perspectiva que integre la manera de configurarse y la forma de interactuar de las instituciones, de los sujetos más relevantes de una comunidad política, de los grupos políticos y sociales más influyentes o de la manera en la que los procesos políticos y las reglas de Derecho inciden en esa sociedad, siendo una característica básica de todos ellos un cierto grado de interdependencia recíproca[1] .

David Easton define a los sistemas políticos como aquellas interacciones por medio de las cuales se asignan autoritariamente (en el sentido de que provienen de una autoridad) valores a una sociedad. El sistema político no se halla aislado, esquemáticamente se puede decir que las interacciones se producen dentro del seno del propio sistema y fuera del sistema, es decir, con otros sistemas políticos. Para Easton dichas interacciones operan de la siguiente forma: Se genera un flujo entre inputs y outputs. Los inputs son las demandas y apoyos que el sistema recibe de la sociedad o de otros entes y los outputs son la respuesta del sistema a aquellas demandas. Esto se ha denominado circuito de retroalimentación (feedback loop) y permite a las autoridades sondear el estado del sistema y corregir errores y perturbaciones Los elementos del sistema político se pueden reducir a cuatro, que operan en distintos niveles dentro del sistema:

  • Elementos institucionales. Son los órganos e instrumentos que dirigen el sistema y cumplen la función de asignar valores a la sociedad.
  • Actores institucionalizados, en que la sociedad se organiza para transmitir sus demandas o influir o modificar las decisiones de la autoridad.
  • Los valores de los individuos y grupos sociales. Viene a ser la cultura política.
  • Otros sistemas políticos de carácter nacional. El escenario internacional.

Sin entrar en mucho detalle todas las clasificaciones actuales de sistemas políticos han venido a reducirlos a dos en función de las relaciones internas del sistema, su complejidad, las interacciones, etc y son: sistemas democráticos y sistemas autocráticos. La que sigue es una lista de los sistemas políticos más importantes.

Socialismo, comunismo y fascismo son más bien movimientos socio-económicos, pero sus fuertes vínculos con el control y política gubernamental les ha hecho merecedores de cierto reconocimiento como sistemas políticos.

  1. Mateos y de Cabo, O.: Presente y futuro de los sistemas políticos y los modelos constitucionales: un estudio comparado. Dykinson, Madrid, 2014, pp. 16-17. ISBN: 978-84-9085-130-2