Sayf al-Dawla

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Sayf al-Dawla fue el gobernante y fundador del más importante principado hamdanida del norte de Siria. Gobernó en el periodo 945-967 desde la capital Alepo. Su reinado se caracterizó por las luchas constantes contra el Imperio bizantino durante veinte años, y por su mecenazgo de filósofos y poetas, siendo considerado como ejemplo de ideal del caballero árabe.[1]

Vida temprana[editar]

Sayf al-Sawla era el segundo hijo de Abdallah Abu al-Hayya, un poderoso gobernador abasida que había jugado un importante papel en la efímera insurrección de Al-Qahir contra Al-Muqtadir en 927, y que resultó muerto cuando fracasó.[2]

Sayd al-Sawla comenzó su carrera como señor de la ciudad de Wasit (Iraq) y pronto se vio envuelto en las luchas del califa abasida, que gobernaba desde la cercana Bagdad. En seguida se dio cuenta de que el mayor potencial estaba en el oeste, en Siria, entonces bajo el dominio de la dinastía ijsidí, que también gobernaba Egipto.

Vida militar[editar]

En el año 946, con el apoyo del jefe local Banu Kilab, capturó Alepo, y al año siguiente, después de dos intentos fallidos, tomó Damasco. Entonces dirigió su ejército contra Egipto, capturando Ramla, pero fue incapaz de ir más allá. A continuación, negoció un tratado de paz con los ijsidíes, y su principal interés se dirigió al Imperio bizantino.

Cada año, desde 950 hasta su muerte, tuvo algún conflicto armado con los bizantinos, encabezando normalmente los ataques de su ejército en Asia Menor. Obtuvo una gran victoria en 953, cerca de Kahramanmaras, matando al patricio Leo Maleinos, hiriendo a Bardas Focas, y capturando a su hijo Constantino. Durante los tres años siguientes consiguió más victorias, durante las cuales cayeron varios comandantes bizantinos. Pero en setiembre de 958, a la vuelta de una incursión victoriosa, sus tropas, cargadas con el botín, fueron emboscadas y ampliamente derrotadas en Raban por León Focas, hermano de Nicéforo Focas, y Constantino Maleinos, pariente del noble caído en 953.[3]

Sayf al-Dawla escapó, pero los bizantinos habían conseguido invertir la dinámica de la guerra. En 962, un ejército bajo Nicéforo Focas avanzó hacia Cilicia y Siria. A mediados de diciembre, los bizantinos aparecieron ante Alepo. Sayf al-Dawla huyó de su palacio, que estaba a las afueras de la ciudad. La magnífica construcción fue saqueada, así como la ciudad y los alrededores, pero los bizantinos se retiraron una semana después.

Sayf al-Dawla se rodeó de prominentes intelectuales, como los poetas Al-Mutanabbi y Abu Firas y el filósofo Al-Farabi

Referencias[editar]

  1. Bianquis (1997), p. 103
  2. Canard (1987), pp. 126–127
  3. E. McGeer in Byzantine authors: literary activities and preoccupations: texts and translations dedicated to the memory of Nicolas Oikonomides, ed. J. Nesbitt, The Medieval Mediterranean 46 (Leiden, 2003).

Enlaces externos[editar]