Sahuayo de Morelos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Sahuayo de Morelos
Sahuayo
Escudo de Sahuayo
Escudo
Sahuayo
Sahuayo
Localización de Sahuayo en México
Sahuayo
Sahuayo
Localización de Sahuayo en Michoacan
País Flag of Mexico.svg México
• Estado Michoacán
• Municipio Sahuayo
Ubicación 20°03′27″N 102°43′26″O / 20.0575, -102.72388888889


Coordenadas: 20°03′27″N 102°43′26″O / 20.0575, -102.72388888889
• Altitud 1 543 msnm
Fundado por: Nuño de Guzmán
Población[1] 64 431 hab. (2010)
Gentilicio Sahuayense
Huso horario Tiempo del Centro (UTC −6)
• Verano UTC −5
Código postal 59000
Pref. telefónico 353
Presidente Municipal Francisco Sánchez Sánchez
Código INEGI 150760001
Sitio web sahuayomich.gob.mx

Sahuayo de Morelos es una ciudad del Estado de Michoacán de Ocampo, mismo que se ubica en el centro-occidente de México. Sahuayo es cabecera del municipio de Sahuayo. Lleva en su nombre el recuerdo del héroe mexicano de la Guerra de Independencia: José María Morelos y Pavón (de ideas republicanas).

Su nombre proviene del náhuatl tzacuatlayotl, que significa ‘vasija con forma de tortuga’; concretamente viene de la unión de las partículas tzacuatl ‘vasija’ y ayotl ‘tortuga’.[2] Actualmente es la sede de la Asociación Propulsora del Arte.

Heráldica[editar]

El primer campo aparece una tortuga sobre una piedra en actitud altiva, que representa la fundación de Sahuayo en el año de 1530.

En el segundo plano, al fondo, resaltan a la vista tres colinas, que significan, según la tradición, los tres pueblos que dieron origen a Sahuayo, en la segunda mitad del siglo XVI; también, según la intención del diseñador, se pueden considerar los tres órdenes del gobierno en México: el federal, el estatal y el municipal.

En el tercer campo se observa una serpiente emplumada que representa al dios Quetzalcóatl de los mexicas, luchando con la cruz, cuyo significado fundamental no es otro que el de la conquista definitiva de Sahuayo, realizada por Nuño Beltrán de Guzmán.

En el cuarto campo, aparecen un árbol y una estrella, comprendiendo en el árbol al pueblo de Sahuayo, unificando del todo, simbolizando el arraigo de su gente.

Finalmente, con signos indelebles, aparecen en el contorno del escudo, impresas tres palabras: “Patria, Justicia y Progreso”, valores morales y universales que nos merecen respeto y acción conjunta. En la parte inferior se lee: tzacuatl-ayotl, palabras náhuatl de donde proviene Sahuayo.

Evolución del nombre[editar]

Sahuayo ha sido interpretado y escrito de distintas maneras a lo largo de su devenir. El maestro e historiador Luis González y González, en su monografía de Sahuayo (1979), nos recuerda que “en un informe de 1528, lo escriben Coraynzaguayan”; sin embargo, también precisa que en otra versión del mismo informe aparece como Cabayo. El propio Luis González nos da las siguientes versiones distintas: Zaguayo, Zanguyo, Santiago Tzaguaio, Santiago Saguaio, Zahuayo, y Saguayo. Todas ellas, proveniente del náhuatl. Hay, incluso, versiones, poco aceptadas y recordadas, como una de 1789, con la que coincide el filólogo Cecilio A. Robelo, que aseveran que su traducción al español sería “lugar de sarna” o “en donde da la sarna”.

Geografía[editar]

Con una población de 64 431 habitantes (INEGI, 2010), en su cabecera municipal, Sahuayo está situado a 20°04 de latitud norte, 102° de longitud oeste, con una elevación sobre el nivel del mar de 1,575 metros. Se encuentra a 210 km de la capital del estado, Morelia y a 147 km de la ciudad de Guadalajara.

De acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Rural del Estado de Michoacán de Ocampo, Sahuayo limita con Venustiano Carranza y Cojumatlán al norte, con Villamar al este, con Jiquilpan al sur, y con Marcos Castellanos y Cojumatlán al oeste.

Sahuayo está a 16 km de la Laguna de Chapala, a 20 km de Petatán, localidad de Cojumatlán de Régules, y Santuario del pelícano blanco, al que los lugareños llaman borregones (y del sitio con petroglifos en Puerto León, y a 70 km del Lago de Camécuaro, así como a 35 minutos de Mazamitla).

Su superficie total es de 128.05 km² y representa el 0.21 por ciento del total de Michoacán. Su orografía la constituyen la depresión Lerma Chapala, el sistema volcánico transversal y cerros de Las Gallinas, Santiago y de la Caja. Está bañado por el arroyo de Sahuayo, manantiales de agua fría como el de Las Gallinas y El Rincón; y presas como Las Fuentes y La Raya. Posee un clima templado con lluvias en verano y una precipitación pluvial anual de 709.0 milímetros y temperaturas que oscilan de 10.4 a 26.0 °C.

En el municipio domina la pradera con mezquite, linaloe y nopal. Su fauna se conforma por armadillo, conejo, coyote y ardilla.

Su situación geográfica es privilegiada para el desarrollo de la industria y el comercio, así como para el turismo. Su cercanía con ciudades como Morelia y Guadalajara, se refuerza con su proximidad con el puerto más importante del Pacífico mexicano, en cuanto al movimiento de carga en contenedores, Manzanillo; así como con ciudades como Zamora, La Piedad, Irapuato, León, Guanajuato y Aguascalientes. Está en medio de un importante enclave carretero que lo comunica con la ciudad de México.

Muchos factores han hecho de Sahuayo una importante ciudad de comercio e industria; más del primero, atrayendo a grandes cadenas de supermercados.

Lago de Chapala[editar]

La cercanía de Sahuayo con la laguna de Chapala le otorga muchos beneficios ambientales. Es el cuerpo de agua más grande de México; embalse natural de de Michoacán y Jalisco, y el tercero en América Latina por su tamaño, sólo después del lago Titicaca en América del Sur y el lago Nicaragua en Centroamérica.

Antes de la reducción, que concedió Porfirio Díaz a don Manuel Cuesta Gallardo, y con la excusa de abrir nuevas tierras al arado, la laguna medía más de 100 kilómetros de oriente a poniente, y unos 30 km en su parte más ancha. Su extensión era de 2 350 km² aproximadamente. Hoy alcanza los 1 740 km². Su capacidad de almacenamiento es de 8 mil millones de metros cúbicos de agua. Se sabe que fueron muchos los sahuayenses que trabajaron en la construcción y relleno del bordo, que robó hectáreas de agua a la laguna. A la construcción del bordo se le llamó "La Tamada", que no fue otra cosa que la extracción de tierra del fondo del lago y permanente acarreo de piedras en carretones tirados por bueyes, trabajo por el que los peones recibieron dos pesos por jornal, ocho veces mayores que los acostumbrados en la zona y época. Cabe saber que el bordo dejó libre de inundaciones las tierras laborables también sahueyenses, posibilitando la siembra de maíz, trigo y garbanzo.

Muchas leyendas han corrido en torno a quienes fueron beneficiados con La Tamada, y se nombran a don Tomás Sánchez, don Amador Amezcua, don Diego Moreno, y familias como los Arregui, los Ramírez, los Gálvez, los Barragán, los García, los Núñez, los Arceo, los Magallón, los Montes, los Pérez y los Espinoza.

La laguna fue llamada Chimaloacan, lugar en donde se encuentra el escudo o "chimalli", por los nahuas.

Durante la era Paleozoica fue parte de un fiordo proveniente del sur de los que hoy es el estado de Colima y terminaba en tierras de El Bajío. Cuando la placa de Farallón en sus derivantes de Cocos, Juan de Fuca, Nazca y Rivera, se formó la laguna al separarse del mar.

Principales localidades[editar]

  • Sahuayo de Morelos: es la cabecera municipal. Su principal actividad es el comercio y la industria. Cuenta aproximadamente con 72 841 habitantes (INEGI 2010) y se localiza a 215 km de la capital del Estado.
  • La Yerbabuena: su principal actividad es la agricultura. Se localiza a 2 km de la cabecera municipal. Cuenta con 269 habitantes aproximadamente (INEGI 1990).
  • Rincón de San Andrés: su principal actividad es la agricultura. Se localiza a 3 km de la cabecera municipal. Cuenta con 776 habitantes aproximadamente (INEGI 1990).
  • La Puntita: su principal actividad es la agricultura. Se localiza a 2 km de la cabecera municipal. Cuenta con 214 habitantes aproximadamente (INEGI 1990).

Historia[editar]

Los primeros pobladores de la región de Sahuayo, así como de muchos sitios de las márgenes de la laguna de Chapala, fueron nahuas. La teoría más aceptada y difundida es que, en su peregrinar desde Aztlán (lugar de las garzas) en la búsqueda de la tierra prometida del Anáhuac, se fueron asentando diversos grupos a lo largo de su recorrido. Uno de ellos fue Sahuayo. Ello explica el origen nahuatl del nombre y los de otros asentamientos humanos.

Según la leyenda nahua, al cumplirse los 130 años de la creación del Quinto Sol y en el año Ce Técpatl, los aztecas partieron de Chicomóstoc o lugar de las Siete Cuevas.

Esta región fue sometida en épocas posteriores al imperio tarascó, por Tzitzispandácuare cuando éstos adquirieron un fuerte predominio y los aztecas se concentraron en el Valle de México. A la llegada de los españoles, bajo el mando de Alonso de Ávalos formó parte de la provincia de Ávalos, la cual abarcó Tuxpan, Tuzantla, Sayula y Sahuayo. Pasó a formar parte de la encomienda de Hernán Cortés, el cual la cedió a la vez a Gonzalo de Galván.

La conquista espiritual la hicieron los frailes de la orden de San Francisco y se atribuye a Fray Juan de Badía. Para 1540 Sahuayo dependía eclesiásticamente de Jiquilpan. En 1555, pasó a pertenecer a Jacona y en 1570, al convertirse Ixtlán en Parroquia secular, pasó a formar parte de ella junto con Caro (ahora Venustiano Carranza), Guarachita y Cojumatlán. Dependía civilmente de Zamora.

A partir de 1545, en la región se da una expansión de españoles, los cuales se establecen en la tierra de los naturales despojándolos. En 1567, el Marqués de Folces repartió esta región para estancias ganaderas de españoles. A fines del siglo XVI, se da el acaparamiento de tierras más grande de la región. El caso de la hacienda de Guaracha, que a través de despojos y compraventas ilegales de tierras indígenas o absorbiendo a las comunidades dejando sus terrenos dentro de la hacienda para obtener fuerza de trabajo, logró conformar al latifundio más grande del occidente de Michoacán y abarcó, entre otros lugares: Copándaro, Cuztla, La Palma, Cojumatlán, Chavinda, Buenavista, etc.

En 1643, el zamorano Pedro de Salada tuvo oportunidad de legalizar sus despojos de tierras y establecer legalmente la hacienda de Guaracha. Durante la época de la colonia, la población local sufrió el azote de las pestes, por lo que disminuyó considerablemente. Ante ello, la hacienda se vio en la necesidad de introducir esclavos negros, generando la creación de nuevas castas en la zona.

A principios del siglo XVIII, la hacienda cambia de dueño y de administración, inaugurándose así un régimen de terror que va a prevalecer hasta la disolución de la hacienda.

En 1765, el curato de Sahuayo comprendía cuatro pueblos de indios, Sahuayo, que era la cabecera, San Pedro Caro, Santa María Asunción de Xuquimatlán y San Miguel Guarachita. Durante la guerra de independencia, los sahuayenses dieron un gran contingente de hombres para la lucha en favor de la libertad, ya que tomaron parte de la defensa del puerto o isla de Mezcala, al lado del cura Castellanos, que era de la región. La hacienda de Guaracha participó activamente al lado del bando realista, por lo que los insurgentes la asaltaron varias veces. Sahuayo se constituyó en municipio por Ley del 10 de diciembre de 1831.

Durante la época de la Reforma, fue refugio de los conservadores, teniendo un gran cambio en 1861, en que fue vendida la mitad de la hacienda de Guaracha a más de 50 compradores, por la dueña Doña Antonia Moreno de Depayre. La parte vendida fue la del occidente de la Laguna y Cojumatlán. Surgen así nuevos propietarios, dueños de grandes capitales. Durante la intervención francesa, la población fue escenario de encuentros entre franceses y republicanos, fue tomada y saqueada por uno y otro bando. El 13 de abril de 1891, su cabecera fue elevada al rango de Villa con el nombre de Sahuayo de Porfirio Díaz.

En la época porfirista Sahuayo padeció nuevamente por las pestes, a la par se introducían mejoras materiales tanto en la población como en la infraestructura agrícola. El dueño de la hacienda de Guaracha construyó la presa de San Agustín, un ingenio moderno y consiguió que el ferrocarril llegara a la hacienda en 1901. Surgen grupos de arrieros, artesanos y comerciantes. Para 1905 se inició la desecación de la laguna de Chápala, que incrementó la riqueza de los terratenientes de la zona, que obtuvieron más tierras y aprovecharon para terminar de despojar a los campesinos o de denominarlos mediante el control del agua. Para 1912 la población sufrió la ruptura del bordo que desecó la región. Esto, además de otros estragos naturales, impidieron la participación inmediata de la revolución. Es hasta el año de 1916 y 1920 que se involucra al movimiento revolucionario. La población tendrá una participación activa durante el conflicto religioso de los cristeros.

Después de la solución al conflicto religioso cristero, se da a través del cura local, la campaña contra el agrarismo, intimidando a los campesinos que intentaban recuperar sus tierras, siendo hasta 1930, cuando el Gobernador Lázaro Cárdenas, da una primera resolución para repartir parte de la hacienda a campesinos de Sahuayo. Posteriormente, en el año de 1936, estando Cárdenas en la Presidencia de la República, se ordena el reparto, entre los campesinos, de las tierras de la hacienda. Se funda el ejido Emiliano Zapata.

El 28 de noviembre de 1952, por su desarrollo económico, se le otorga a Sahuayo el título de Ciudad y para 1967, se le cambio el apellido de Díaz por el del gran héroe de la independencia quedando Sahuayo de José María Morelos.

Cronología histórica[editar]

  • 1524 Sahuayo y las vecinas tierras bajas y cenagosas de Caro, Guarachan, Pajacoarán, Chaparaco y Jacona, fueron dadas en encomienda por Hernán Cortés a Juan de Albornoz, pero dejando a Gonzálo de Sandoval su administración.
  • 1526 Hernán Cortés, a su regreso de Honduras y habiéndole ido mal, decidió quitarle la encomienda a Juan de Albornoz.
  • 1528 Acucecarit, ante Alonso de Estrada, manifiesta que los sahuayenses no estaban dispuestos servir a los españoles.
  • 1530 Fundación de Sahuayo tras su conquista por los españoles, encabezados por Nuño de Guzmán.
  • 1540 Sahuayo dependía eclesiásticamente de Jiquilpan.
  • 1545 Se acentúa la expansión española y el despojo a las comunidades indígenas, y el acarreo de cabezas de ganado
  • 1555 Sahuayo pertenece a Jacona.
  • 1567 El Marqués de Folces repartió la región de Sahuayo para estancias ganaderas de españoles.
  • 1567 Se desborda el Lago de Chapala y un gran temblor de tierra.
  • 1570 Sahuayo pasó a formar parte de la Parroquia de Ixtlán.
  • 1643 El zamorano Pedro de Salada legaliza sus despojos de tierras y se establece legalmente la hacienda de Guaracha.
  • 1765 El curato de Sahuayo comprendía cuatro pueblos de indios, Sahuayo, que era la cabecera, San Pedro Caro, Santa María Asunción de Xuquimatlán y San Miguel Guarachita.
  • 1831 10 de diciembre, Sahuayo se constituye en Municipio por mandato de Ley.
  • 1861 Es vendida la mitad de la hacienda de Guaracha, a más de 50 compradores, por la dueña Doña Antonia Moreno de Depayre.
  • 1891 13 de abril, su cabecera es elevada al rango de Villa con el nombre de Sahuayo de Porfirio Díaz.
  • 1901 El ferrocarril llega a la hacienda de la Guaracha.
  • 1930 Sahuayo inicia su recuperación económica.
  • 1952 / 28 de noviembre, le fue otorgado el título de la ciudad.
  • 1967 / 28 de noviembre, a su cabecera le fue cambiado el nombre de Sahuayo de Porfirio Díaz por el de Sahuayo de Morelos.

2005, 20 de noviembre se beatificó en Guadalajara, Jal. al Mártir Sahuayense José Sánchez del Río.

Arte y Cultura[editar]

La ciudad de Sahuayo es conocida como La Atenas de Michoacán, a causa de sus escritores y literatos, abogados y pintores.

El 14 de septiembre tiene lugar la fiesta de las güares y los güaches, cuando los niños se disfrazan con trajes típico indígenas con motivo del Santo Cristo.

Dentro de la festividad de diciembre se encuentran los Juegos Florales Sahuayenses, máximo reconocimiento de la literatura, y el premio Sahuayo de Literatura.

Además de que cuenta con una Casa de Cultura en la que enseñan canto, baile folkclorico, gitarra, pintura con gis pastel, colores, acrilicos, óleo, etc.

Ello no obsta para que tenga una relevante importancia económica en la llamada Ciénega de Chapala, dada su ubicación, el carácter afable y laborioso de su gente, así como su fácil acceso desde el resto de Michoacán y el propio Jalisco. Sahuayo es denominado el la "Capital de la Ciénega de Chapala".

Turismo[editar]

La situación geográfica de Sahuayo y la riqueza cultural hacen de esta ciudad propicia para el Turismo, donde se encontrara los restos del pintoresco pueblo antiguo, con la comodidad de una ciudad vanguardista, con bellezas arquitectónicas como:

  • La Plaza Principal, con un bello kiosko, y esculturas de Miguel Hidalgo y un danzante tlahualil.
  • La Parroquia del Patrón Santiago.
  • El Santuario de Guadalaupe.
  • La Iglesia del Sagrado Corazón, dónde se encuentran la catacumbas de la época de los cristeros, y hoy es un museo.
  • La explanada de Cristo Rey, dónde se encuentra un Viacrucis de mosaico veneciano elaborado por el píntor sahuayense Luis Sahagún, y la escultura de Cristo Rey , obra de Adolfo Cisneros, que vigila desde lo alto la Ciénega de Chapala.
  • Museo Regional de Arqueología.
  • Ruinas arqueológicas de Otero en Jiquilpan.

A solo 25 minutos se encuentra el santuario del Pelicano Borregón, en la isla de Petatán, y en uno de sus extremos el poblado del Rincón de San Andrés, lugar de esparcimiento.

Sahuayo es una ciudad comercial por lo que el visitante cual hacer compras en sus boutiques y tiendas.

Sus principales artesanías son el huarache y el sombrero, que se comercializan en todo el país y en el extranjero.

Fiestas patronales[editar]

En Sahuayo, Michoacán, cada 25 de julio es la peregrinación del Patrón Santiago, similar a la que se celebra en Zapopan, Jalisco, el 12 de octubre en honor a la Virgen de Zapopan.

La gente saca sillas a la banqueta de su casa y se unen para ver pasar al Patrón Santiago y a los Tlahualiles que desfilan acompañando la imagen por toda la ciudad. Es tradición. aplaudirles y gritarles “Vuelta, vuelta”, así como beber ponche de granada; incluso, la gente lo regala en vasos desechables. También hay personas que se disfrazan de expresidentes, calaveras y monstruos, payasos, personajes de la televisión y lo que se les ocurre; caminando, abren camino a los Tlahualiles, regalando dulces a los niños y ponche a los adultos. Seguidos de una Banda de Viento que va tocando para ambientar a los espectadores.

Los Tlahualiles son danzates con máscaras y penachos que llegan a pesar más de 70 kilos y medir casi tres metros de altura; cientos de ellos salen a a compañar a la imagen de Santiago Apóstol los días 25 de julio al 4 de agosto. Con el sonido característico de los carrutos que utilizan en sus trajes, hacen de esta fiesta pagano-religiosa un deleite para los sahuayenses y el turista.

La máscara de Tlahualil, es un tocado, adornado con plumas de diversos colores y de una gran variedad de avez exóticas, como lo son faisanes, avestruces, pavo reales, etc., rematando con espejos en diversos cortes, piel o grabados, que salen de la imaginación de los artesanos que las elaboran, lleva una cara en la base del penacho, la tradición es hacer caras apegadas a la historia como Águilas, Jaguares, Coyotes, Panteras, aunque hay diseñadores que han implementado otro tipo de caras como Conejos, Toros, Dragones, etc. La cara de cierta forma es sencilla de elaborar, aunque hay que tener un toque especial para que luzca bien. Existen grandes artesanos en Sahuayo que realizan moldes espléndidos que parecen reales. Estas máscaras pesa alrededor de 70 kilos, aunque las hay de menor peso cuando son para niños.

El traje de tlahualil consiste en un pantalón y un saco largo que va cubierto de carrutos, los cuales le adicionan al traje un peso de aproximadamente 30 kilos extra, e independientes de los includos en la máscara. El verdadero trabajo del traje son los carrutos (pequeños cilindros de lámina de aprox. 5 cm de largo), su elaboración es relativamente sencilla pero implica mucho tiempo, utilizando para un adulto más o menos la cantidad de 4,000 carrutos, los que van sonando con su caracterísitico sonido por toda la ciudad.

Los Tlahualiles son una representación de guerra poco estudiada. Algunas personas dicen que tiene más de cien años, otros que medio siglo pero la mayoría no se atreve a ponerle fecha definitiva al nacimiento de tan particular tradición.

Representando la gloriosa batalla de Santiago Apóstol (El Patrón Santiago)con simbólicos Tlahualiles que alegres, vivaces, con vestimentas de abrigados colores, recorren todo el pueblo luchando con espadines de palo. También se recuerdan las hazañas del guerrero Tlahuilcole, y de este deriva el nombre de Tlahualil, cuya traducción más popular es la de “Guerrero Vencido”.

Los grupos de tlahualiles, son agrupaciones formadas por familias, amigos o incluso entre vecinos. Que continúan con la tradición de cada año acompañarar al Santo Santiago, geneneración tras generación, pasando la estafeta a los más pequeños, que en un futuro serán los líderes del grupo en que ahora son iniciados. Y cada grupo tiene su nombre.

Ir a Sahuayo, Michoacán un 25 de julio es una experiencia única que podría ser un plan para ir y tomarte un par de días de vacaciones de verano. Con la garantía de que si la visitas una vez, ten la seguridad de que volverás. te encantara!

Nota: Comparto contigo algunas fotografías que capturé de este peculiar evento. Y te platico un poco de la historia de Sahuayo, El Patrón Santiago (Santiago Apóstol) y los Tlahualiles. Para mayor información sobre ésta tradición mexicana entra a www.tlahualiles.com.

Otras ciudades santiagueñas[editar]

Al igual que Sahuayo, en el mundo existen otras ciudades en las que Santiago Apóstol es su Santo Patrón. Algunas de ellas son:

  • Santiago de Compostela, España.
  • Caracas, Venezuela. (Fue fundada el 25 de julio de 1567 con el nombre de Santiago de León de Caracas)
  • Santiago de Chile.
  • Santiago de Cuba.
  • Santiago de Querétaro.
  • Santiago de Cali, Colombia.
  • Santiago de Guatemala.
  • Santiago de Veraguas, Panamá.
  • Santiago de Chiuitos, Bolivia.
  • Santiago de los Caballeros, República Dominicana.

Calendario festivo[editar]

  • 5 de febrero: San Felipe de Jesús.
  • 10 de febrero: Martirio del beato José Sánchez del Río.
  • marzo/abril: Semana santa.
  • junio: Sagrado corazón de Jesús.
  • 16 de julio - 4 de agosto: Fiestas del Patrón Santiago.
  • 19 de agosto: Aniversario natalicio de María Berenice Sánchez Higareda.
  • 12 al 16 de septiembre: Fiestas patrias.
  • 14 de septiembre: Santo cristo con las tradicionales "güares".
  • 16 de septiembre: Conmemoración del inicio de la guerra de independencia.
  • 2 de noviembre: Día de muertos.
  • 20 de noviembre: Día de José Sánchez del Río y aniversario de la revolución mexicana.
  • 14 al 22 de noviembre: Fiesta de Santa Cecilia, patrona de los músicos.
  • Último fin de semana de noviembre al 12 de diciembre: Expo-Feria Sahuayo.
  • diciembre: Posadas, navidad, año nuevo, levantamientos.

Gastronomía[editar]

Sahuayo es famoso por su birria de chivo o res y sus carnitas, así como lo abundante de sus botanas en cada comida, destacándose los pepinillos criollos bañados con salsa de chile verde y ajo. También es muy gustado su pan (las trancas, picones y cemitas de piloncillo) así como sus quesos frescos y longaniza, sus fritangas, que no es más que las vísceras de res o cerdo fritas en manteca de cerdo con salsa verde y roja. Los cueritos en vinagre y por supuesto sus huchepos —típicos tamales de elote fresco— son una delicia con crema, así como el pozole verde hecho a base de elote tierno y carne de ave o cerdo. En temporada, las garbanzas cocidas al vapor y sazonadas con un poco de sal, son muy recurridas; los elotes cocidos, los quiotes o las cañas de azúcar con sal, limón y chile.

También son famosos su ponche de granada y su capirotada, dulce típico hecho a base de rodajas de bolillo, piloncillo, jugo de naranjas y "secretos" de cada cocinera. Las corundas, o tamales de ceniza como son conocidos en Jalisco son tamales de maíz de diversas formas irregulares con relleno de requesón, verduras o carnes envueltos en hoja de la planta de maíz.

Quien sea invitado a comer a alguna de sus múltiples fiestas, debe cuidarse en no excederse con sus botanas pues llegaría más que satisfecho al platillo principal. Así, su gente se distingue por su anfitrionidad.

Economía[editar]

El municipio cuenta con una industria establecida significando ésta la principal actividad económica del municipio. Cuenta con fábricas de alimentos para ganado, forrajes y melazas, de salsas picantes, descremadoras, empacadoras de carnes frías, fábricas de sombreros de palma, de jabón corriente, de calzado de piel, huaracherías, muebles de madera, petacas, mochilas y vajillas, fabricación de juegos pirotécnicos, mosaicos, tejas y tabique, agua purificada y fábrica de hielo, así como botanas como cacahuates, garbanzas, papas fritas, chicharrones. La economía de dicha ciudad es una de las más potentes de la región, con grandes empresas nacidas en esta ciudad que poco a poco han crecido y tomado potencia en la región.

La actividad agrícola es de gran importancia para el municipio siendo sus principales cultivos: El maíz, frijol, trigo, garbanzo y jitomate.

La ganadería no es tan significativa para el municipio. Se cría ganado: vacuno, porcino y caprino. Además de contar con reconocida fama nacional en la cría de aves exóticas.

El municipio cuenta con comercios pequeños, medianos y grandes donde la población adquiere artículos de primera y segunda necesidad. Los sahuayenses son reconocidos por ser grandes comerciantes, amables y competitivos.

Para atender al turismo, cuenta con buenos, cómodos y limpios hoteles.

Educación[editar]

En el municipio existen planteles de educación preescolar, primarias, secundarias, preparatorias y universidades, tanto públicas como privadas. En cuanto a estudios superiores y de posgrado, las universidades UNID, UCM y Univer ofrecen maestrías, y solo la UCM cuenta con estudios de doctorado.

Salud[editar]

La demanda de servicios médicos de la población del municipio es atendida por organismos oficiales y privados en el medio urbano como los de: medicina preventiva, consulta externa, medicina general y servicios odontológicos, en las Clínicas de IMSS, ISSSTE, Hospital Regional, Hospitales Particulares y Consultorios Particulares. En dichos hospitales no se cumplen las demandas de la sociedad, por lo que carecen de aparatos, espacio, preparación profesional, entre muchas otras cosas.

Entre los hospitales privados destacan: El Hospital de Especialidades Santa María, El Hospital Núcleo de Especialidades, y Hospital de Especialidades de Sahuayo.

Abasto[editar]

El municipio cuenta con un mercado municipal, tianguis una vez por semana el día viernes, tiendas departamentales abarcando todos los artículos, ferreterías, casas de materiales y tiendas de abarrotes.

Deporte[editar]

Sahuayo cuenta con unidades deportivas -privadas y públicas-, lienzo charro, parques recreativos, canchas de basquetbol, fútbol y voleibol distribuidas en todas las comunidades del municipio así como en la cabecera municipal.

Enciclopedia Británica[editar]

La Enciclopedia Brintánica también hace referencia a Sahuayo en los siguientes términos: "City, northwestern Michoacán estado (state), west-central México. It lies on the central plateau, at 5,085 feet (1,550 m) above sea level, south of Lake Chapala. Although the climate is temperate, rainfall is only moderate. Irrigation has opened up land for the cultivation of corn (maize), beans, wheat, chick-peas, and tomatoes. The livestock industry is also significant, and dairying is widespread. Coal deposits are found nearby. Highways link Sahuayo with Morelia to the east and Guadalajara to the northwest. A road also leads to La Barca (Jalisco state), on the Lerma River. Pop. (2000) 57,827".

Hermanamientos[editar]

La ciudad de Sahuayo está hermanada con las siguientes ciudades

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]