Richard Ramírez

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Richard Ramírez
Richard Ramirez 2007.jpg
Richard Ramírez en 2007.
Nombre real Ricardo Leyva Ramírez Muñoz
Nacimiento 29 de febrero de 1960
El Paso, Texas
Fallecimiento 7 de junio de 2013 (53 años)
Greenbrae, California
Alias El asesino nocturno
Cargo(s) criminal(es) 14 asesinatos, 5 intentos de asesinato, 9 violaciones (entre las cuales tres fueron a menores), 2 secuestros, 4 actos de sodomía, 2 felaciones forzadas, 5 robos y 14 allanamientos de morada.
Condena Pena de muerte
Situación actual Fallecido
Cónyuge Doreen Lioy (1996-2013)
Padres Mercedes Muñoz y Julián Ramírez

Ricardo Leyva Ramírez Muñoz, también conocido como Richard Ramírez o por el apodo de Night Stalker ('El merodeador nocturno') (El Paso, 29 de febrero de 1960 - Greenbrae, 7 de junio de 2013)[1] fue un asesino en serie estadounidense que mató a 14 personas en la ciudad de Los Ángeles entre los años 1984 y 1985

Biografía[editar]

Primeros años[editar]

Richard nació en un matrimonio bastante conflictivo y disfuncional. Su padre era sumamente violento con todos sus hijos, a quienes propinaba sendas palizas, en especial al propio Richard. Su adolescencia estuvo marcada por dos eventos cruciales que marcarían su vida: el primero involucró a su primo, un ex-combatiente de la Guerra de Vietnam llamado Mike quien, con orgullo, le enseñaba a Richard numerosas fotografías en las que salía él cometiendo crímenes de lesa humanidad, abusando o torturando a mujeres. El segundo evento traumático en su vida fue el haber presenciado como su primo asesinó a sangre fría a su esposa con un disparo de escopeta. Parte de la sangre de la mujer salpicó a Richard y no se sabe a ciencia cierta si experimentó terror o placer, dado lo que sucedió en su infancia.

Carrera Criminal[editar]

Ramírez tenía 24 años cuando comenzó sus asesinatos en serie. Esta fotografía policial de Ramírez, sacada el 12 de diciembre de 1984 después de un arresto por robo de automóviles, directamente dirigido a su aprehensión.

Como la mayoría de los asesinos en serie, Ramírez fue en su adolescencia un chico problemático: a los 9 años comenzó a robar y más tarde a consumir drogas en Texas, su estado natal. Una vez en Los Ángeles, empieza a asesinar sin pautas concretas, lo cual hacía más difícil su detención: mataba a personas dándole igual sexo, raza, edad o condición. Las armas utilizadas iban desde un bate de béisbol a un puñal, pasando por varios tipos de pistolas.

Su modus operandi también oscilaba, ya que podía asesinar de una manera organizada sin dejar pista o matar sin ningún cuidado creyéndose amparado por Satán, dibujando signos satánicos en las paredes, comiendo en casa de sus víctimas, robándoles el dinero que llevaban encima o dejando las armas homicidas en el lugar del crimen.

Su juego preferido era salir de caza, acompañado por un walkman en el que escuchaba a AC/DC, su grupo favorito. Al principio, solo golpeaba y violaba, dejando incluso a la mayoría de sus víctimas con vida, pero después se hizo más sádico, como por ejemplo, mataba a los esposos y violaba a las mujeres y después las mataba (con excepción de dos casos).

Arresto, juicio, condena y fallecimiento[editar]

Richard Ramírez fue capturado gracias a su última víctima, la cual sobrevivió al ataque y que tuvo la fortaleza, tras ser violada, de asomarse por la ventana. Vio escapar a Ramírez en una furgoneta Toyota de color naranja, y se lo comunicó a la policía. Casualmente un niño, vecino de la víctima, había anotado la matrícula de la furgoneta, puesto que ésta le había parecido sospechosa. La policía localizó la furgoneta y tomaron las huellas dactilares, dando con la ficha policial de Ramírez. La ciudad de Los Ángeles se llenó de carteles con el rostro del merodeador nocturno, que en aquellos días estaba fuera de la ciudad, ajeno a la orden de caza y captura. A su vuelta, unos hispanos le reconocieron por la calle y estuvo a punto de morir linchado por éstos; tuvo que ser la propia policía la que le salvara del linchamiento.

Fue acusado de 14 asesinatos, 5 intentos de asesinato, 9 violaciones (entre las cuales tres fueron a menores), 2 secuestros (solía secuestrar a niños para abandonarlos a cientos de kilómetros de su casa, sólo por el placer de hacerlos sufrir), 4 actos de sodomía, 2 felaciones forzadas, 5 robos y 14 allanamientos de morada. A pesar de estos datos, se estima que actuó en muchas más ocasiones, dado que su modus operandi no era fácilmente identificable y él nunca colaboró con la policía dando datos de sus crímenes.

Finalmente el 3 de octubre de 1989, tras cuatro días de deliberaciones, el jurado votó por la pena de muerte para Richard Ramírez, y el 4 de noviembre fue ratificada la sentencia de 19 penas de muerte la cual se supone se llevaría a cabo en el corredor de la muerte de la cárcel de San Quentin.

Ramírez murió de insuficiencia hepática en el Hospital General de Marin en Greenbrae, California, en la mañana del 7 de junio de 2013, con 53 años de edad. En el momento de su muerte, Ramírez llevaba más de 23 años condenado a muerte y esperando su ejecución por el estado de California.

Película[editar]

En el año 2002 se estrenó un filme, Nightstalker, basado en los asesinatos que cometió Richard Ramírez, encarnado por Bret Roberts. Fue escrita y dirigida por Chris Fisher.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «El asesino serial Richard Ramírez murió en la cárcel a los 53 años» (7 de junio de 2013). Consultado el 8 de junio de 2013.

Enlaces externos[editar]