Ricardo Saprissa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Ricardo Saprissa
Ricardo Saprissa.jpg
Ricardo Saprissa con el uniforme del RCD Español
Nombre Ricardo Juan Antonio Saprissa Aymá
Nacimiento 24 de junio de 1901
Flag of El Salvador.svg San Salvador, El Salvador
Fallecimiento 16 de agosto de 1990 (89 años)
Bandera de Costa Rica Alajuela, Costa Rica
Ocupación deportista y empresario
Padres José Saprissa Llurá y Carmen Aymá Sagrera

Ricardo Juan Antonio Saprissa Aymá (San Salvador, El Salvador, 24 de junio de 1901 - Alajuela, Costa Rica, 16 de agosto de 1990) fue un deportista y empresario salvadoreño, de ascendencia catalana y naturalizado costarricense. Formó parte de las filas del Real Club Deportivo Español, de la Primera División de España, y en Costa Rica fue uno de los principales promotores del surgimiento del Deportivo Saprissa, club de la Primera División de ese país.[1]

Primeros años[editar]

Nació en la ciudad de San Salvador, El Salvador, como el cuarto de ocho hijos del matrimonio de José Saprissa Llurá y Carmen Aymá Sagrera, ambos de origen catalán.[2] Entre los tres y diez años de edad estudió en Barcelona, en las Escuelas Pías de Sarrá.[3] Debido a la muerte de su padre retornó a la ciudad de San Salvador, donde tuvo sus primeros contactos con el deporte en el Campo Marte, principal sitio de recreo de la capital salvadoreña.[4] Allí integró equipos de fútbol como el Club Marathón o el Olimpíc; y también practicó el tenis, deporte que le mereció un campeonato centroamericano.[3]

Para 1921, estaba por formar parte de la selección salvadoreña de fútbol que participaría en una copa regional entre selecciones centroamericanas en Guatemala que conmemoraba los 100 años de Independencia;[5] sin embargo, no pudo asistir, pues debió cumplir con el compromiso de graduación como ingeniero de la Escuela Politécnica Militar y posteriormente retornó a Barcelona junto a su madre.

Trayectoria deportiva en España[editar]

Una vez en la Ciudad Condal, volvió a practicar el fútbol, ya que no pudo continuar sus estudios debido a que la Universidad de Barcelona no convalidó su título.[2] Jugó para el equipo de la Escuela de Arquitectura, que a su vez era base formativa del Real Club Deportivo Español.[3] Para ganarse la vida abrió una tienda de ropa en la avenida de Sarriá.[2] Su talento le valió su inscripción al club catalán en 1922,[2] y pronto fue parte de la alineación titular como defensor lateral derecho.[3] Por su origen salvadoreño, se convirtió en el primer jugador extranjero en debutar en la liga española.[6] Saprissa tuvo entre sus compañeros a Ricardo Zamora, Crisant Bosch y Pere Solé, entre otros;[4] y llegó a realizar una gira por Sudamérica.[2]

Para 1928, el Español ganó el campeonato de Cataluña y el año siguiente participó en la Copa del Rey. En este torneo los periquitos dejaron atrás al Atlético de Madrid en cuartos de final, y al F.C. Barcelona en semifinales. El contrincante de la final (conocida como la "Final del Agua") era el Real Madrid, que fue derrotado por el Español con marcador de 2 a 1, y en la que Saprissa destacó por su labor defensiva.[3] Además, participó un total de 13 de las 18 fechas en la primera temporada de la Primera División de España.

Para 1930, se desempeñó como capitán del equipo con la partida del "Divino" Zamora al Real Madrid. Se retiró en 1932, y su último juego fue ante el Athletic Club con victoria del Español por 1 a 0.[3] Cabe destacar que durante sus diez años con el equipo catalán, Saprissa nunca cobró por sus servicios, y la única vez que pidió una remuneración a la dirigencia del Español fue por un corto período de tiempo cuando su negocio no marchaba bien. Por otra parte, a pesar de su posición en la defensa, tampoco fue expulsado de un partido.[3]

Como jugador Saprissa era un férreo defensor, aunque fiel al juego limpio.[3] Sin embargo, no rehuía a la brusquedad de ser necesario; para el caso, durante un juego disputado en noviembre de 1924 contra el F.C. Barcelona, fracturó el hueso maxilar al delantero Paulino Alcántara cuando este se dirigía al área del Español. Tal percance, lejos de perjudicarle, le mereció popularidad entre la hinchada.[3] Su paso por el club sería reconocido con un juego de homenaje ante el Real Madrid el 8 de febrero de 1931; y el nombramiento como Presidente Honorario el año siguiente.[7] [8] Su trayectoria en el fútbol también incluyó la selección de Cataluña.[2]

La carrera deportiva de Saprissa también incluyó otras disciplinas en las que tuvo un buen desempeño, ya que llegó a ser campeón de España en hockey sobre hierba, y también en el tenis representó a este país en la Copa Davis entre 1923 y 1924, así como en las Olimpiadas de París de 1924.[2]

Legado en Costa Rica[editar]

El llamado de su hermano Rogelio que se encontraba en San José, Costa Rica, para que le ayudase a la creación de un negocio textil, provocó la partida de Saprissa de España. En el país centroamericano no dejaría atrás su labor deportiva, pues representó a Costa Rica en los IV Juegos Centroamericanos y del Caribe en tenis, y también se desempeñó como director técnico de la selección de fútbol; cargo que repitió en los Juegos Panamericanos de 1951. También tuvo un breve paso como jugador en el club Orión.[8]

Para 1935, un grupo de vecinos de San José decidió organizar un equipo de fútbol, y al momento de decidirse por el nombre surgió la idea de llamarlo Saprissa F.C., con el propósito de que don Ricardo lo patrocinase, algo que él asintió con gusto. Al principio era una escuela de fútbol que se encontraba asociada a las categorías inferiores del Orión F.C. Pero, en 1948, se estableció como el Deportivo Saprissa F.C. ya como un club independiente. Don Ricardo fungió en la presidencia de la entidad hasta 1981,[3] y su labor también consistió en la búsqueda de nuevos talentos para el equipo josefino.[8] El 12 de octubre de 1966 comenzó la construcción del estadio del Deportivo Saprissa, el cual ostenta su nombre, por lo que fue invitado a colocar la primera piedra.[9] Otras organizaciones presididas por Saprissa fueron el mismo Orión, Asofútbol, y el Consejo de Deportes.[10]

Por otro lado, durante su estadía en Costa Rica, Saprissa tuteló a niños sin recursos y costeó su formación educativa; así como facilitó a otros la obtención de empleo en sus empresas.[3] Para el año 1969, fue honrado con el ingreso a la Galería del Deporte Costarricense.[7]

Sus últimos años los pasó en el Hogar de Ancianos Santiago Crespo Calvo, en Alajuela, al que había ingresado por voluntad propia.[11]

Referencias[editar]