Reserva ecológica Antisana

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Reserva Ecológica
Antisana
Categoría UICN Ia (Reserva natural estricta)
Volcán Antisana.JPG
Vista del Volcán Antisana.
Situación
País Flag of Ecuador.svg Ecuador
División Bandera Província Napo.svg Napo y
Bandera Província Pichincha.svg Pichincha
Subdivisión Bandera de Baeza.png Quijos,
Bandera de Archidona.png Archidona y
Bandera de Cayambe.jpg Cayambe
Ecorregión Andes - Neotrópico
Coordenadas 0°32′S 78°02′O / -0.54, -78.03Coordenadas: 0°32′S 78°02′O / -0.54, -78.03
Datos generales
Grado de protección Reserva ecológica
Fecha de creación 21 de julio de 1993
Legislación Resolución No. 018 del 21/07/1993
Registro Oficial N° 265 del 31/08/1993
Superficie 120 000 ha
[http://Antisana Sitio web]
[editar datos en Wikidata ]

La Reserva Ecológica Antisana, se localiza en la cordillera Oriental de los Andes, entre las provincias de Napo y Pichincha, y comprende los bosques andinos y páramos localizados en las planicies y estribaciones del volcán del mismo nombre. Esta reserva colinda con los Parques Nacionales Cayambe-Coca y Sumaco Napo-Galeras.

La Reserva Ecológica Antisana fue establecida en julio de 1993 por el Estado ecuatoriano. La Fundación Antisana cumple un rol importante en su manejo y conservación. En esta reserva y en su zona de influencia, además de proyectos de investigación, hay proyectos sociales. Algunos de los trabajos que se realizan en las comunidades representan alternativas a los sistemas tradicionales de producción, como son los criaderos de truchas (Papallacta-Cosanga) o agricultura orgánica hidropónica.

Características[editar]

La Reserva alberga formaciones vegetales diversas, como el bosque siempreverde montano bajo, bosque de neblina montano, bosque siempreverde montano alto, páramo herbáceo, páramo de almohadillas y herbazal lacustre montano alto, así como numerosos humedales. La vegetación en las zonas altas se caracteriza por la presencia de almohadillas, chuquiragua, asociaciones de musgos, orquídeas y remanentes de bosques de Polylepis y Pumamaqui, además de extensos pajonales.

Toda la Reserva está destinada a la conservación de la diversidad biológica, con énfasis especial en los humedales y cabeceras de algunos ríos, importantes fuentes de agua para Quito y otras poblaciones aledañas. En los alrededores de la Reserva existen haciendas y pequeñas propiedades agrícolas y ganaderas.

Flora[editar]

La Reserva posee una gran variedad florística, que se encuentra relacionada con el amplio rango altitudinal que cubre. La zona alta, situada entre los 3.100 y 4.700 msnm, de vegetación herbácea y arbustiva de poca altura, con algunas plantas provistas de hojas vellosas y gruesas que les permiten soportar los vientos y cambios drásticos de temperatura. En las zonas de los páramos altos existe un alto porcentaje de endemismo, registrándose 6 especies de las familias Brassicaceae, Gentianaceae y Poaceae.

La zona baja, ubicada entre los 1.200 y 3.100 msnm, abarca las dos terceras partes de la Reserva Ecológica y comprende bosques de alta montaña poco intervenidos, principalmente por las pendientes pronunciadas y la dificultad de acceso. Los bosques de la zona baja presentan áreas naturales en buen estado de conservación, constituyéndose en un refugio para especies amenazadas, tales como cedro, nogal, laurel de cera, motilón, arrayán y palma de ramos.

Fauna[editar]

Cóndor andino, ave símbolo de la Reserva y de la República del Ecuador.

Los mamíferos están representados por 73 especies, pertenecientes a 23 familias. Aunque no hay mucha información sobre la fauna de la Reserva, se sabe que existen importantes poblaciones de algunos mamíferos altoandinos como el oso de anteojos (Tremarctos ornatus), el puma (Puma concolor), el tapir andino (Tapirus pinchaque), el zorro colorado (Pseudalopex culpaeus), el venado de páramo (Odocoileus ustus) y la comadreja andina (Mustela frenata). Existen 42 especies de los anfibios, entre ellas el osornosapo de Antisana (Osornophryne antisana), especie casi exclusiva de la Reserva. Hasta hace pocos años era un sitio importante para ranas del género Atelopus, pero su estado actual es desconocido. Hay además 19 especies de reptiles, el mayor número de especies pertenecientes a la familia Gymnophthalmidae.

La cantidad de información existente sobre la avifauna de la Reserva también es limitada. Se ha podido recopilar información sobre la parte alta únicamente, por lo que se espera que la diversidad de especies sea notablemente superior. Se han reportado 50 especies en el área de la laguna La Mica y sus alrededores, además de unas 115 especies en el área de la cuenca alta de los ríos Quijos y Cosanga y en la parte de la cordillera de Huacamayos. Entre ellas se incluyen el cóndor andino (Vultur gryphus), el macá plateado (Podiceps occipitalis) y la bandurria andina (Theristicus branickii), para las cuales esta Reserva ecológica es el sitio más importante en el país.[1]

Referencias[editar]

  1. «Reserva Ecológica Antisana IBA Fact Sheet». BirdLife International.

Enlaces externos[editar]