Rebelión de junio

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Insurrección de junio de 1832 en París
Gavroche (Les Misérables).jpg
Gavroche, personaje emblemático de Les Misérables de Victor Hugo, que muere en las barricadas de junio de 1832.
Fecha 5 de junio-6 de junio de 1832
Lugar París, Flag of France.svg Francia
Causas Problemas económicos e ideales republicanos.
Resultado Victoria del rey Luis Felipe I, la rebelión fue sofocada.
Beligerantes
Bandera de Francia Monarquía de Julio Red flag.svg Republicanos
Comandantes
Georges Mouton Cada sección tuvo sus propios líderes
Fuerzas en combate
Ejército francés
• 30.000 soldados
3.000 insurgentes
Bajas
73 muertos, 344 heridos[1] 93 muertos, 291 heridos[2]
[editar datos en Wikidata ]

La insurrección de junio de 1832 en París, a veces llamada rebelión de junio[cita requerida], fue una insurrección antimonárquica en París (Francia), donde republicanos se levantaron contra el régimen desde el día 5 de junio hasta el 6 de junio de 1832. La rebelión se originó en un intento de los republicanos para revertir la Monarquía de Julio, poco después de la muerte del presidente del consejo orleanista, Casimir Pierre Périer, el 16 de mayo de 1832. La rebelión fue el último brote de violencia vinculada con la Revolución de 1830[cita requerida]. El escritor Víctor Hugo describe la rebelión en su novela Les Misérables.

Causas[editar]

En Les Misérables de Hugo, la muerte del general Jean Maximilien Lamarque es vista como el catalizador de un levantamiento inevitable. De hecho, su muerte fue utilizada como una excusa para los disturbios que tuvieron lugar días previos a la rebelión. Había importantes problemas económicos, especialmente graves en el período 1827 a 1832. Los años estuvieron marcados por las malas cosechas, escasez de alimentos, y los aumentos en el costo de vida, creando descontento entre las clases. Además, en la primavera de 1832 Francia fue devastada por un brote a escala europea de cólera, que terminó con un saldo de 18.402 muertos en París. Los barrios pobres fueron particularmente afectados por la enfermedad, y se despertó la sospecha de que los pozos del gobierno habían sido envenenados.[3]

La monarquía de Luis Felipe, que se había convertido en el gobierno de la clase media, fue atacada a la vez por los dos lados opuestos, republicanos y legitimistas. Antes de las muertes de Lamarque y Casimir Périer, ambas partes organizaron insurrecciones con el propósito de derrocar al gobierno. Los partidarios de los legitimistas hicieron un intento de raptar a la familia real en París en febrero de 1832, en lo que se conoce como la conspiración de la rue des Prouvaires. Después de una insurrección dirigida por la duquesa de Berry, madre de Enrique V, que fracasó en Marsella, los legitimistas renunciaron a la guerra y volvieron a recurrir a la prensa como arma.

Desarrollo[editar]

El 5 de junio, se celebró el funeral de Lamarque, que encabezado por los líderes republicanos, se convirtió en una manifestación a través del Puente de Austerlitz, que degeneró en enfrentamientos con las tropas enviadas para restablecer el orden. Durante los mismos, una parte de la Guardia Nacional desertó, fraternizando con los insurgentes.

Luis Felipe, quien se encontraba en el Palacio de Saint-Cloud desde el 1 de junio, se informó de la situación el mismo día 5 por el general Pierre-Agathe Heymès, regresando en coche a París en compañía de la reina Marie-Amélie y de la princesa Madame Adelaide. Por la noche, en el Palacio de las Tullerías, pasó revista a las tropas y las legiones de la Guardia Nacional. Esa misma noche, tropas al mando del mariscal Georges Mouton salieron desde las afueras de la capital y repelieron a los insurgentes en el centro histórico de París. La batalla comenzó en la mañana del 6 de junio. La Guardia Nacional resistió a los insurgentes, quienes se atrincheraron en Saint-Merri, produciendo los enfrentamientos cerca de 800 víctimas mortales, si bien en sus memorias, el prefecto de policía Henri Gisquet reportó 18 muertos y 104 heridos en la Guardia Nacional, 32 muertos y 170 soldados de línea heridos y 20 muertos y 52 heridos en la guardia municipal, sin contar las víctimas que no eran parte de estos tres cuerpos, estimó las pérdidas entre los insurgentes en al menos 80 muertos y 200 heridos,[4] y 1500 prisioneros.[5]

Los líderes revolucionarios, como La Fayette, ante el fracaso del movimiento huyeron, siendo detenidos varios de ellos. A las cinco de la tarde, miembros de la oposición dinástica, como Jacques Laffitte o Odilon Barrot, se reunieron de nuevo y, a las seis de la mañana, enviaron una delegación a Luis Felipe para pedirle que detuviera el derramamiento de sangre.

En la mañana del día 6, el rey pasa revista a las tropas en Champs-Elysées y la Place de la Concorde, visitando a continuación a las tropas y la Guardia Nacional en los suburbios del norte de París, siendo recibido con gritos de "¡Viva el Rey! ¡Abajo los republicanos! Abajo los carlistas!". A las tres y media de la tarde, en las Tullerías, se reunió con Laffitte, Barrot y François Arago, anunciando el fin de la resistencia.

Ese mismo 6 de junio, para asegurar una victoria más completa, el Consejo de Ministros hizo que el rey firmara una orden poniendo París en estado de sitio, dando lugar a una posterior represión política. La primera sentencia de muerte fue dictada el 18 de junio, sin embargo, el Tribunal Supremo, en sentencia de 29 de junio de 1832, anuló la sentencia con el argumento de la violación de artículos de la Constitución de 1830, tras lo que Luis Felipe revocó la orden del 6 de junio.

Referencias[editar]

  1. William Duckett (dir.) Dictionnaire de la conversation et de la lecture, Tome XI, p.702.
  2. William Duckett (dir.) Dictionnaire de la conversation et de la lecture, Tome XI, p.702.
  3. Harsin, Jill. Barricades: The War of the Streets in Revolutionary Paris, 1830-1848. New York, NY: Palgrave, 2002.
  4. Henri Gisquet, Mémoires, Marchant, éditeur du magasin théâtral, 1840, p.237-238. texto on-line en google books
  5. Henri Gisquet, Mémoires, Marchant, éditeur du magasin théâtral, 1840, p.260. texto on-line en google books