RPG-29

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
RPG-29
RPG-29 USGov.JPG
Lanzacohetes RPG-29 y cohete PG-29V
Tipo Granada propulsada por cohete
País de origen Bandera de la Unión Soviética Unión Soviética/Bandera de Rusia Rusia
Otros nombres Vampiro
Historia de servicio
En servicio 1989 al presente
Operadores Véase Usuarios
Guerras Guerra de Irak
Guerra del Líbano de 2006
Historia de producción
Forjado/a en Rusia. Brasil y México bajo licencia
Fabricante Bazalt
Costo unitario 800$
Especificaciones
Peso 12 Kg con mira óptica
Longitud 1 m desmontado para transporte, 1,85 cargado

Munición Cohetes PG-29V y TBG-29V
Calibre 105 mm
Sistema de disparo Ojiva en tándem
Alcance efectivo 500 m
Miras mira óptica diurna o nocturna
Explosivo HEAT
Peso del explosivo 6,2 kg

Profundidad máxima Penetración de blindaje: 750 mm
Transporte transportado y empleado por un solo soldado

El RPG-29 (Designación OTAN: Vampir) (Ruchnoy Protivotankovy Granatomyot) es un lanzacohetes antitanque ruso. Fue adoptado por el Ejército soviético en 1989,[1] siendo el arma más reciente de su tipo adoptada por las Fuerzas Armadas soviéticas antes de la disolución de la Unión Soviética en 1991. El RPG-29 ha sido desde entonces complementado por otros lanzacohetes antitanque, tales como el RPG-30 y el RPG-32. La ojiva en tándem del cohete PG-29V es una de las pocas ojivas que ha penetrado en combate los cascos de blindaje compuesto de tanques occidentales.[2] [3]

Descripción[editar]

El RPG-29 es un lanzacohetes de tubo, con carga manual, diseñado para ser transportado y empleado por un solo soldado. Encima del tubo de lanzamiento se sitúa la mira óptica 1P38 de 2,7 aumentos. Debajo del tubo se encuentra un apoyo de hombro para un adecuado posicionamiento, así como el pistolete y el gatillo. Se le puede montar una mira nocturna 1PN51-2.

El RPG-29 es inusual entre los lanzacohetes antitanque rusos, ya que no emplea una carga propulsora inicial para situar al cohete a una distancia segura del tirador antes que este se encienda. En cambio, el motor cohete se enciende tan pronto se aprieta el gatillo y se consume antes que el proyectil abandone el tubo. Como el proyectil sigue una trayectoria balística, el arma puede ser descrita como un cañón sin retroceso de ánima lisa.

Hay dos cohetes disponibles para el arma: el PG-29V antitanque/antibunker y el TBG-29V termobárico antipersonal. El PG-29V tiene una ojiva HEAT en tándem para penetrar blindaje reactivo (ERA; acrónimo de Explosive Reactive Armor, blindaje reactivo explosivo en inglés). Al ser lanzado, el cohete despliega ocho aletas al salir del tubo, estabilizándolo durante su vuelo hasta una distancia de 500 m.[4] La ojiva se compone de dos cargas explosivas; una pequeña carga inicial de explosivo de alto poder destruye el blindaje reactivo, si a falta de éste o de blindaje de rejas, el blindaje principal es impactado. Detrás de la carga primaria se encuentra una mayor (carga hueca) secundaria que estalla detrás de la ojiva inicial y lanza un chorro de metal fundido contra el blindaje previamente debilitado.

Fuentes occidentales y rusas indican que la ojiva del cohete PG-29V es excepcionalmente poderosa.

Durante sus pruebas en Rusia, el cohete fue lanzado contra tanques T-80 y T-90. Penetró los cascos de ambos modelos de tanque a través de su glacis, a pesar del blindaje reactivo y el espesor del casco.[5]

Las fuentes occidentales obtuvieron la mayor parte del conocimiento de la capacidad de la ojiva por los daños causados durante la Guerra del Líbano de 2006, aunque se cree que el RPG-29 fue empleado en múltiples escaramuzas contra fuerzas estadounidenses y británicas movilizadas durante las primeras fases de la Guerra de Irak.[6]

Historia[editar]

EL RPG-29 fue desarrollado a fines de la década de 1989, siguiendo el desarrollo del RPG-26 y entrado en servicio con el Ejército soviético en 1989. En fechas recientes ha sido intermitentemente empleado por fuerzas irregulares en el Oriente Medio, incluso en combate contra tropas estadounidenses y británicas durante la Guerra de Irak y en la Guerra del Líbano de 2006, cuando fue empleado contra tropas israelíes.

Su presencia en la zona tensionó brevemente las relacioes entre Rusia e Israel.

Durante el conflicto, el diario israelí Haaretz afirmó que el RPG-29 era el principal causante de bajas de las Fuerzas de Defensa de Israel en la Guerra del Líbano de 2006,[7] aunque un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia negó que Rusia suministró directamente armas a Hezbollah.[8]

Parece ser que se logró un acuerdo poco antes del final del conflicto. La revista rusa Kommersant reconoció a través de fuentes anónimas la posibilidad de una transferencia de armas entre Siria y Hezbollah durante la retirada siria del Líbano.[9]

Usuarios[editar]

Actuales[editar]

Anteriores[editar]

Notas[editar]

Enlaces externos[editar]