Río Tabasco

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Nombre que los antiguos habitantes mayas del señorío de Tabscoob, en lo que hoy es el estado mexicano de Tabasco, le daban al río principal, que atravesaba la provincia.

Desde tiempos inmemoriales, el río Tabasco o Tavasco, fue parte importante del desarrollo de los pueblos asentados en esta región de Mesoamérica, ya que por él, se desarrollaba un intenso intercambio comercial, con canoas indígenas trayendo y llevando mercancías, siendo pieza clave en el comercio de las diversas provincias y señoríos mayas de las tierras bajas, con los mayas de las sierras de Chiapas y Guatemala, así como con los pueblos de la península de Yucatán.

En 1518, los españoles descubrieron la provincia de Tabasco y bautizaron el río con el nombre de Río Grijalva, en honor al capitán español Juan de Grijalva, quien iba al mando de dicha expedición, como lo menciona esta crónica del capelán Juan Díaz, quien acompañaba a Grijalva en dicha expedición:

..."Comenzamos a 8 días del mes de junio de 1518 y yendo la armada por la costa, unas seis millas apartada de tierra, vimos una corriente de agua muy grande que salía de un río principal, el que arrojaba agua dulce cosa de seis millas mar adentro. Y con esa corriente no pudimos entrar por el dicho río, al que pusimos por nombre el Río de Grijalva. Nos iban siguendo más de dos mil indios y nos hacían señales de guerra(...) Este río viene de unas sierras muy altas, y esta tierra parece ser la mejor que el sol alumbra; si se ha de poblar más, es preciso que se haga un pueblo muy principal: llámase esta provincia Potonchan."

Juan Díaz, "Itinerario de la Armada"...1518

Juan de Grijalva decidió entrar por el río y llegó hasta la población maya de Potonchan, entrevistándose con el cacique maya Tabscoob, por cuyo nombre, los españoles bautizaron la provincia con el nombre de Tabasco.

Un año más tarde, en 1519, entraba navegando por este río, el conquistador español Hernán Cortés quien es recibido por los indígenas en forma hostíl, llevándose a cabo la Batalla de Centla, en donde resultaron vencedores los españoles. Por lo que Hernán Cortés decide fundar en la margen izquierda del río Grijalva la villa de Santa María de la Victoria, que sería la primera población española en la Nueva España.

En 1557 el río Grijalva fue utilizado por los piratas para atacar y destruir las poblaciones españolas e indígenas, ya que por su cause entraban llegando hasta Santa María de la Victoria la cual en innumerables ocasiones sufrió el saqueo e incendio ocasionado por los piratas. Lo que propició que algunos habitantes de la villa, cansados de los ataques piratas, remontaran el río Grijalva y 24 leguas río arriba, fundaran en 1564 la población de San Juan Bautista, que en 1641 fue nombraba capital de la provincia de Tabasco

Sin embargo, los piratas remontaron el río y llegaron hasta San Juan Bautista la que saquearon, destruyeron e incendiaron en varias ocasiones, obligando en 1677 a las autoridades españolas de la provincia a cambiar nuevamente la capital ahora a la villa de Tacotalpa.

Véase también[editar]