Python molurus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Python molurus
Python molurus molurus 2.jpg
Estado de conservación
Casi amenazado (NT)
Casi amenazado (UICN)[1]
Clasificación científica
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Subfilo: Vertebrata
Clase: Sauropsida
Orden: Squamata
Suborden: Serpentes
Familia: Pythonidae
Género: Python
Especie: P. molurus
(Linnaeus, 1758)
Distribución
Python molurus Area.svg
Subespecies
Véase el texto

La pitón de la India (Python molurus) es una especie de reptil escamoso de la familia Pythonidae de hábitos nocturnos.

Características[editar]

Este reptil puede alcanzar una longitud, de cabeza a cola, de 6 metros y unos 95 kg de peso, aunque, normalmente, no llega a medir más de 5 metros de largo y los ejemplares más pequeños tienen una longitud de 3 metros. La pitón de la India tiene una cabeza típicamente triangular, de pequeño tamaño comparado con la longitud de su cuerpo.

Para cazar, las pitones disponen de un sistema de captación del calor de sus presas (animales de sangre caliente) situado en las mandíbulas.

La pitón de la India vive en el sudeste asiático ( pero no en Filipinas) ocupando bosques y praderas y otros ambientes más húmedos, cercanos a los ríos, como zonas pantanosas o arrozales. A este reptil le gusta bañarse y se desenvuelve en el agua a la perfección. Fuera del agua, prefiere ir a ras de suelo, aunque también es capaz de trepar por los árboles y vegetación similar.

Python morulus tiene una esperanza de vida en cautividad de unos 10 años, aunque se han visto casos que han llegado a los 30 años.

Alimentación[editar]

Al no tener veneno, deben matar sus presas por constricción (estrangulamiento).

Las pitones jóvenes comen todo tipo de roedores, lagartos de pequeño tamaño y crías de aves. Las pitones adultas depredan grandes lagartos, cocodrilos, pequeños rumiantes (ciervos jóvenes), cerdos pequeños y monos. Aunque lo que más frecuentemente consumen son roedores, sobre todo ratas.

Reproducción[editar]

Los apareamientos en esta especie acostumbran a concentrarse en primavera y se pueden dar tanto en el agua como en tierra firme. La hembra, después de unos 2 meses tras aparearse, pone unos 30 huevos, pero depende del tamaño de la hembra (a mayores tallas, más huevos). La puesta puede ser de hasta 100 huevos. La incubación dura entre 50 y 90 días. Son muy buenas madres, ya que no es nada raro que la hembra pase largo tiempo enrollada cubriendo a sus huevos para ofrecerles protección contra cualquier enemigo. Se cree que la hembra de pitón de la India, aparte de proteger a sus huevos, ayuda a llevar a cabo la incubación con unos suaves movimientos de cuerpo cada cierto tiempo que permiten que la temperatura de los huevos se mantenga en los valores adecuados. Con la contracción de los músculos de su cuerpo genera calor y consigue hacer subir la temperatura que rodea a los huevos entre unos 5 y unos 10 °C.

Al nacer, las crías miden unos 55 cm de longitud y llegan a la madurez sexual a los 2 o 3 años; entonces pesan unos 20 kg. Aunque, normalmente, no se aparean hasta los 5 años.

Subespecies[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]