Pray Anything

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Pray Anything
Episodio de Los Simpson
Episodio n.º Temporada 14
Episodio 301
Código de producción EABF06
Guionista(s) Sam O'Neal & Neal Boushell
Director Michael Polcino
Estrellas invitadas Lisa Leslie como sí misma
Fecha de emisión 9 de febrero de 2003 en EE. UU.
Gag de la pizarra "Bob Esponja no es un anticonceptivo"
Gag del sofá Un bebé gigante agarra a la familia.

Pray Anything, llamado Reza lo que sepas en España y Pide cualquier cosa en Hispanoamérica, es un episodio perteneciente a la decimocuarta temporada de la serie animada Los Simpson, emitido originalmente el 9 de febrero de 2003.[1] El episodio fue escrito por Sam O'Neal y Neal Boushell, y dirigido por Michael Polcino.

Sinopsis[editar]

Todo comienza cuando la familia va a un juego de baloncesto de la WNBA, y, cuando están allí, Ned Flanders gana un concurso, cuyo premio eran 50.000 dólares. Flanders decide donarlos, por lo que gana otros 100 mil dólares por su actitud generosa. Homero se pone celoso al ver la suerte de Ned. Luego, se pregunta si la clave del éxito de Flanders sería rezar, y Homero decide imitarlo para obtener lo que quiere. Un día, mientras está mirando un programa de TV muy aburrido, Homero le reza a Dios para encontrar el control remoto. La oración parece funcionar, y Homero comienza a rezar para obtener cualquier cosa, como una nueva comida (que resulta ser una mezcla de tocino y chocolate).

Un día, Homero le pide a Dios una nueva casa. En ese momento, cae en un agujero al lado de la iglesia, y decide demandarla. El juez obliga a la Iglesia a pagarle a Homero un millón de dólares, pero el Reverendo Alegría le dice que no contaba con esa suma de dinero. Entonces, en forma de pago, a Homero se le otorgan las escrituras de la iglesia, y decide convertirla en su nueva casa. La familia Alegría queda obligada a vivir con los Flanders y a dar servicios religiosos en el Bowlarama de Barney.

En la iglesia, Homer da una fiesta de bienvenida, la cual se pone fuera de control, ya que Homero no le tenía miedo a Dios. Sin embargo, la fiesta se extiende por días, y uno de ellos se desata una terrible tormenta que inunda Springfield por completo. Mientras tanto, Ned Flanders y sus dos hijos habían construido un arca para poner dos especímenes de cada animal, y con la cual salen a buscar gente. En el tejado de la Iglesia, todos los ciudadanos de Springfield, que habían estado presentes en la fiesta, deciden atacar a Homero. En ese momento, llega el Reverendo Alegría en helicóptero, y le pide a Dios que perdone a la pecaminosa ciudad. La lluvia cesa, sale el sol y Homero decide devolver la Iglesia.

Cuando todos comienzan a hablar de que el "diluvio" había sido un castigo de Dios, Lisa dice que todo se podía explicar por leyes naturales: las fogatas que habían hecho había atraído a la lluvia, la cantidad de árboles talados había permitido la inundación, la cual había cesado por la acción de Buda.

Referencias culturales[editar]

El título del episodio hace referencia a la película de 1989 Say Anything.... El cartel de la iglesia dice "Dios: el verdadero Tony Soprano". La canción que canta Homero en la iglesia es I Was Made for Lovin' You, de la banda de hard rock Kiss.

Recepción[editar]

Gregory Hardy, del diario Orlando Sentinel, posicionó como decimotercero al episodio en la lista de los mejores episodios con temática deportiva.[2]

Véase también[editar]

Episodios de religión en Los Simpson:

Referencias[editar]

  1. «Pray Anything» (en inglés). TheSimpsons.com. Archivado desde el original el 2009-06-22. Consultado el 26 de septiembre de 2009.
  2. Hardy, Gregory (16 de febrero de 2003). «Hitting 300 - For Sporting Comedy, 'The Simpsons' Always Score». Orlando Sentinel:  p. C17. 

Enlaces externos[editar]