Porrón

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Típico porrón de bar.

Porrón es un recipiente de cristal y capacidad variable, cuyo detalle más representativo es su forma: una botella abombada en la base o de vientre abultado, con un largo pitorro acabado en punta y perforado para facilitar la salida del líquido, y un brazo largo en el lado opuesto para sostenerlo mientras se usa. También se llama porrón a la vasija de barro con forma similar usada para beber agua o vino.[1] [2] Su uso tradicional para beber vino destaca por el hecho de que puede ser compartido entre varias personas sin necesidad de vasos, copas, etc. Considerado uno de los grandes inventos nacionales, se utiliza en toda España, y su origen se sitúa en las comarcas del tercio norte oriental: Aragón, Cataluña (en catalán: «porró») y el norte de Levante.[3]

Etimologías[editar]

La RAE, tras las sucesivas ediciones que desde 1737 recogen la voz 'porrón' ha ido tanteando con las etimologías posibles hasta llegar en 1992 a una solución de compromiso: «de or. inc.» (o sea, palabra de origen incierto).[nota 1] En la mencionada edición de 1737, el porrón era «vasija de tierra, de que ordinariamente se usa para traher y tener agua» (así con hache intercalada en traer). En 1817, añade a la definición la descripción «un tubo para beber», y en 1852 «especie de redoma de vidrio, que se usa en algunas provincias para beber vino por el piton [sic] que tiene en la parte inferior del cuello», muy similar a la de 1899: «Redoma de vidrio, muy usada en algunas provincias para beber vino á chorro por el largo pitón que tiene en la panza», a la que poco añade la definición más reciente.[4] [nota 2]

Historia[editar]

La tertulia. Una escena de costumbres pintada por Jose Benlliure Gil en 1890, en la que un grupo de valencianos se reúnen en torno a un porrón en el espacio de una bodega tradicional.

Etnólogos, arqueólogos e historiadores proponen como lejano antepasado del porrón al ritón ceremonial romano y otros recipientes más o menos cornudos. Ya en 1938, el estudioso catalán Joan Amades mencionaba "ritones" con aspecto de porrones, pero señalando que «el deseo de darle un sentido más práctico que el que tenía el cuerno (el de beber a chorro) originó la fusión de dos elementos distintos, la botella y el cuerno, y de tal hermanamiento derivó el porrón. Podríamos decir que el porrón es una botella con cuerno o un cuerno con botella».[5] La ocurrente fusión cuerno-botella debió producirse, según Amades, entre finales del siglo XIV y principios del XV, sindo el ejemplar más antiguo el conservado en el Monasterio de Poblet (Tarragona).[6] [nota 3]

Porrón de arcilla de Navalcarnero (Madrid).

Referencias literarias[editar]

El escritor francés Alejandro Dumas, viajero por España mediado el siglo XIX, menciona en su libro De París a Cádiz que en las tierras de Aragón se bebía con una especie de botella de cristal y siguiendo un método que los lugareños llamaban «a gargallo» (es decir escanciando lentamente el pico del porrón sobre la boca y dejando que el líquido describa un pequeño arco).[7] [8]

"El porrón es un sátiro" (greguería de Ramón Gómez de la Serna).[9]

También George Orwell dejó una descripción del porrón que podría calificarse de 'muy inglesa':"Comíamos en mesas de caballetes, muy largas, y en platos de hojalata grasientos, y bebíamos con algo horrible que llamaban «porrón»... una especie de frasco de vidrio con un brazo puntiagudo del que brota un chorro de vino cada vez que lo levantas en alto; así puedes beber a distancia, sin tocar el porrón con los labios, y lo puedes pasar de mano en mano. Yo, en cuanto vi cómo funcionaba, lo del porrón, me impuse y exigí un vaso. A mis ojos, los porrones se parecían demasiado a los orinales de vidrio para los enfermos, especialmente cuando estaban llenos de vino blanco".[10]

Usos y tipos[editar]

Hombre usando un porrón tradicional de cristal.

El uso tradicional y popular del porrón ha sido para servir el vino entre varios comensales de forma higiénica, sin que el recipiente entre en contacto directo con la boca.[11] Con el tiempo su uso se ha ampliado a otras bebidas. Como detalle de tipismo, en algunos establecimientos de restauración se ofrecen pequeños porrones tras las comidas para que pueda servirse la gente un chupito de licor. Existe un tipo de porrón para beber cava) que posee dos tubos prolongados: uno fino por el que sale el líquido y otro más grande por el que «respira» el recipiente y que además sirve para sostenerlo.[12]

Ámbito catalano-aragonés[editar]

Colección de porrones procedentes de la iglesia abacial de «Mas Roqueta» (Avinyó, Barcelona)

Medida de capacidad[editar]

En La cuynera catalana se cita que antes de imponerse el litro como medida de capacidad, en Cataluña se usaba el porrón para medir líquidos como el vino o la leche, aunque el tamaño y por tanto el volumen de la medida del porrón variaban según la localidad.[nota 4] En términos generales, cada porró tenía 4 petricons, o un petricó era 1/4 de porró. En Barcelona el petricón era de 23,5 cl., lo que da un porrón de 94 cl.[13] De modo gráfico, las medidas eran:[14] [15]

1 porrón = 2 «xaus»
1 porrón = 4 cuartillos o «petricons»
1 porrón = 8 jícaras
1 petricó = 1/4 de porrón = 250ml
1 jícara = 1/2 Petric = 125ml

Recipientes similares[editar]

En la cultura tradicional del Nordeste español y en especial en el contexto de la alfarería catalana existen varios recipientes con detalles que recuerdan al porrón:[16]

  • El «Pichel», recipiente tradicional en el Pirineo catalano-aragonés y en la Cerdanya, con una capacidad aproximada de dos porrones, aunque los hay que llegan a poder contener 8 porrones, y otros más pequeños (de una cuarta de porrón y de medio porrón). Su forma, más esbelta en Aragón (Seo de Urgel), va engrosando en Cataluña y la Cerdanya. Aún se fabrican en Piera para la exportación.
  • El «Mamet» de arcilla de La Bisbal, especie de botijo con el pico cónico y más largo largo.
  • La «Sitra», jarra picuda, con emboque no cónico y cerrado.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Caro Bellido, Antonio (2008). Diccionario de términos cerámicos y de alfarería. Cádiz: Agrija Ediciones. p. 197. ISBN 84-96191-07-9. 
  2. Estudio de Lidia Hernández "Cerámica relacionada con el vino y el aceite" Consultado en enero de 2015
  3. "Diez inventos españoles", ABC (diario) en linea Consultado en enero de 2015
  4. Amades, Joan. El porró. Editorial: La Neotipia, Barcelona, 1938
  5. Pablo Martín Sánchez: "Inventos españoles. El porrón", en el Centro Virtual Cervantes Consultado en enero de 2015
  6. Carlos Pascual, (1977), Guía gastronómica de España, Alborak, p: 28; ISBN 978-8470070471
  7. Alexandre Dumas: De París a Cádiz Consultado en enero de 2015
  8. Ramón Gómez de la Serna: Total de greguerías. Aguilar, Madrid, 1962. 2ª Edición.
  9. George Orwell: Homenaje a Cataluña. Editorial Debate, Barcelona, 2011. ISBN 9788499920061
  10. Documentación visual del uso del porrón.
  11. Anselmo J García Curado, (2005), «Saber de Vinos», Ed. Amat, ISBN 9788497352408
  12. Ana Carrillo: "El vino y los recipientes con los que se mide. Catálogo léxico". Revista Murciana de Antropología, p. 331 Consultado en enero de 2015
  13. Maestro y Campi , Jesús (director). Diccionario de Historia de Cataluña . Ediciones 62, 1998, p. 1139, entrada: "xau". ISBN 84-297-3521-6 .
  14. El porrón, vasija y medida: Diferentes tipologías (1ª parte), de J. Santanach y Soler, en el Boletín Informativo de Cerámica , págs. 25-32, Barcelona, ​​1995
  15. Cerámica medieval y postmedieval: circuitos productivos y secuencias culturales , p. 244, Ediciones Universidad Barcelona, ​​1998, ISBN 978-84-475-2026-8

Notas[editar]

  1. Antes, en 1899, del latín «burranǐcum» (vaso de beber vino); en 1914, ‘tal vez del mismo origen que parra’ (siendo céltico el origen de parra); y en 1956 ‘quizá del árabe «burūn», cántaro, vasija’.
  2. En cuanto al uso lingüístico alegórico o imaginativo, en las comarcas de Ribagorza, el Maestrazgo y la Plana Alta, el término «porrón» se utiliza como eufemismo de orinal. Diccionario catalán-valenciano-balear
  3. Otro interesante ejemplar del siglo XVIII es un porrón doble conservado en la Biblioteca Museo Víctor Balaguer de Vilanova y Geltrú (Trullén , Josep María (dir). Biblioteca Museo Víctor Balaguer . Guía de las Colecciones del Museo, 2001, p.89. ISBN 84-931438-3-9).
  4. Del mismo modo que se utilizaban recipientes de tamaño conocido, como el cántaro en el País Valenciano, las «botelles» (botellas) en el norte de Cataluña o los «borratxel·los» en las Islas Baleares.

Enlaces externos[editar]