Plumas de caballo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Horse Feathers
Horse chico.jpg
Thelma Todd y Chico Marx en la película.
Título Plumas de caballo
Ficha técnica
Dirección
Producción Herman J. Mankiewicz
Guion Bert Kalmar
Harry Ruby
S.J. Perelman
Will B. Johnstone
Música Harry Ruby
John Leipold
Chico Marx
Fotografía Ray June
Protagonistas Groucho Marx
Ver todos los créditos (IMDb)
Datos y cifras
País(es) Estados Unidos
Año 1932
Género Comedia
Duración 68 minutos
Compañías
Productora Paramount Pictures
Distribución Paramount Pictures
Ficha en IMDb
Ficha en FilmAffinity

Plumas de caballo (Horse Feathers en el original) es la cuarta película de los hermanos Marx, producida por Paramount en 1932. Protagonizada por los cuatro hermanos Marx, Groucho, Chico, Harpo, y Zeppo, y Thelma Todd como Connie Bailey. Escrita por Bert Kalmar, Harry Ruby, S. J. Perelman, y Will B. Johnstone. Kalmar y Ruby también fueron los autores de la música original de la película. La mayoría de los gags de la producción provienen de la obra teatral de los Marx Fun in Hi Skule.

Argumento[editar]

El argumento está basado en las peripecias del fútbol americano con cascos de cuero de los años 30. Dos equipos rivales tratan de ganar un juego, pero juegan sucio para ganarlo. Groucho Marx es un profesor de una de las universidades, y Zeppo su inepto hijo; sin embargo, los dos comparten a la misma muchacha: una interesada mujerzuela pagada por la mafia para robar las instrucciones del juego al profesor Wagstaff. Chico (Barovelli) y Harpo (Pinky) hacen lo mismo, pero desde otro ángulo: reciben dinero de Wagstaff, involucrándose éste con ellos en un juego sucio, dejándolos entrar para conocer chicas (Chico cierra el trato mientras Harpo quema libros) y para secuestrar a los dos mejores jugadores del equipo rival. Barovelli tontamente dice a un mafioso que apostó al otro equipo que lo han mandado a secuestrar a ese par de jugadores. En cambio, este mafioso le contrata para robar las señales y estropear el juego en favor de su equipo. Ellos salen mal librados de su intento de secuestrar, pues quedan encerrados y los jugadores en el campo. Salen contrariados de su cautiverio, para integrarse al juego. Ya en éste, tienen una serie de absurdas jugadas que los llevan a ganar un partido perdido. Al final, inexplicablemente, terminan casándose los cuatro con la mujerzuela.

Enlaces externos[editar]