Planeta helado

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
OGLE-2005-BLG-390Lb es un planeta helado.

Un planeta helado es un tipo de planeta cuya superficie se encuentra helada. Los planetas helados constan de criósferas globales. Estos planetas son versiones grandes de algunas de las lunas del Sistema Solar como Europa, Encélado, y Tritón; o como algunos de los planetas enanos como Plutón y Eris, y muchos otros cuerpos helados de nuestro Sistema Solar.

Características y habitabilidad[editar]

Los planetas helados suelen presentarse casi blancos con un albedo de más de 0,9. La superficie de un planeta de hielo puede estar compuesta por agua, metano, amoniaco, dióxido de carbono (conocido como "hielo seco"), monóxido de carbono, u otros compuestos volátiles, dependiendo de la temperatura superficial del planeta. Los planetas helados tendrían temperaturas superficiales por debajo de 260 K si están compuestos de principalmente de agua, por debajo de 180 K si principalmente compuesta de CO2 y amoníaco, y por debajo de 80 K si compone principalmente de metano.

Los planetas helados son generalmente hostiles a la vida como la conocemos, porque son muy fríos, por lo menos en su superficie. Muchos planetas helados pueden tener océanos debajo de la capa de hielo, calentadas por sus núcleos o por las fuerzas de marea de otro cuerpo cercano, concretamente gigantes gaseosos. El agua subglaciar en estado líquido proporcionaría condiciones de habitabilidad, incluyendo pesces, plancton y microorganismos. Plantas y microorganismos del subsuelo que no realicen la fotosíntesis porque la luz solar es bloqueada por el hielo que recubre el planeta, sino que producirían nutrientes que utilizan productos químicos específicos llamados quimiosíntesis.

Plutón y candidatos[editar]

Aunque hay muchos objetos helados en el Sistema Solar, no hay planetas helados, como tal, conocidos (aunque los plutinos podrían considerarse planetas helados, solo que dentro de la categoría de planetas enanos).[1] Hay varios candidatos a planetas extrasolares helados, como OGLE-2005-BLG-390Lb, o Gliese 667 Cd[2] y MOA-2007-BLG-192-L b.

En la ficción[editar]

Los planetas helados han ocupado un lugar destacado en la ciencia ficción, como Hoth, un planeta de hielo que aparece en Star Wars Episodio V: El Imperio Contraataca.

Véase también[editar]

Referencias[editar]