Perro callejero (animal)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Los perros callejeros en situación de calle son aquellos animales que viven parte del día fuera de su casa, sea por libertad de los dueños, abandono, o porque el perro se perdió o nació en la calle y se juntan en situaciones para formar colonias. Cual fuera de los casos viven en la calle, algunos aprenden a producir estrategias de defensa contra los humanos ya sea atacándolos o simplemente alejándose de ellos y evitando cualquier tipo de acercamiento, mientras otros conviven con los humanos y actúan de manera amistosa hacia ellos.

Su fuente de alimento son sobras tiradas por restaurantes, por puestos informales o por la basura de los ciudadanos, aunque en algunas ocasiones hay personas que les ofrecen comida, sin embargo, los huesos sobrantes de la comida les afecta su aparato digestivo o pueden ser causa de ahogamiento, a veces se comen las bolsas en donde les ponen el alimento, causando su muerte o la comida se echa a perder causando una gran infección intestinal que muy difícilmente podrá ser atendida.

En el día viven en lugares frescos y durante las noches en un lugar que mantenga el calor de sus cuerpos; desgraciadamente no siempre encuentran un refugio y tienen que soportar los cambios de clima, desde el intenso calor a las fuertes corrientes frías e incluyendo los aguaceros.

Los perros callejeros en México[editar]

México enfrenta a un gran problema referente a los perros[1] el aumento de ellos llega a ser un exceso geográfico, en donde según el Médico Jacinto Badillo de la Asociación Civil Properro[2] en el año 2010 se registraron:

PERROS
Valle de México Situación de calle
3,000,000 millones 2,500,000 millones

Cifra que desata la reproducción masiva de estos mismos, incluyendo la irresponsabilidad de las personas que adquieren uno y luego los abandonan o mandan a las perreras, muchos de estos casos anteriormente ya fueron parte del maltrato de los dueños, algunos de los maltratos más comunes por los que se originó la Declaración Universal de los Derechos Animales[3] son:

  • No darle espacio dentro de la casa o la familia.
  • No atender su salud medica preventiva.
  • No atender su higiene corporal baño, peinado o estético.
  • Mantenerlos aislados: azotea, zotejuela, encadenamiento.
  • Mantenerlo encerrado.
  • Mantenerlo en la calle.
  • No esterilizarlo.
  • Maltrato: golpes, peleas.
  • Utilizarlo como arma o como medio de seguridad.

Buena parte de los perros que se vuelven callejeros pertenecían a familias humildes, que optaron por abandonarlos ante la imposibilidad de cumplir los gastos, pues un perro de tamaño promedio genera un costo aproximado de más de medio sueldo mínimo, todo depende de la marca de alimento y la zona económica-social de la ubicación de la mascota así como la raza.

El principal problema no se elimina con campañas para la exterminación de perros pues esto solo hace espacios a huecos que posteriormente se llenaran al doble pues estas hembras y machos pasan gran porcentaje de su vida preñándose o cruzándose aumentando así el número de perros.[4]

La mayoría de los médicos veterinarios, conocedores del tema, y gobierno[5] llegan a un mismo punto de resolución al problema, la educación a la ciudadanía para esterilizar a sus perros desde el nacimiento o su primer camada ya sea haciéndolo con un particular o acercándose a campañas de esterilización gratuitas o de bajo costo.

Esterilización[editar]

Una de las medidas surgidas para combatir el exterminio y sacrificio hacia los perros es la esterilización. La Organización Mundial de la Salud invita a todos los dueños de alguna mascota a llevar a cabo este proceso con el fin de promover la vida y no la muerte que conlleva al sufrimiento de los animales.

Cuando hablamos de esterilización estamos hablando de un tema que genera mucha controversia y división de opiniones en la población, debido a que hay quienes piensan que los animales corren riesgos y cambios en su comportamiento, y si a esto le agregamos la falta de información y temores infundados se convierte en un problema de muy grandes proporciones.

Por un lado existe la creencia que si no se ‘cruzan’ por lo menos una vez en su vida desarrollaran tumores y toda clase de enfermedades, pero se ha comprobado que la esterilización temprana trae consigo más beneficios que daños en la salud del animal. Muchas personas ven como una fuente de ingresos a sus mascotas, en el caso de los machos hay quienes los alquilan para aparearse con alguna hembra de su especie, siendo el resultado de esto, primero que nada la sobrepoblación indiscriminada que si no se supervisa de manera responsable, buscando un hogar seguro y confiable el futuro de la cría será incierto.


Hembra[editar]

En el proceso de esterilización para las hembras: Se retiran ambos ovarios y el útero, realizado bajo anestesia general. Es recomendable hacerlo antes de su primer celo, así se reduce la posibilidad a un 100% de contraer cáncer de mama y evitar infecciones vaginales.

Ligadura de trompas:Como bien lo dice el nombre de amaran las trompas de Falopio para impedir el paso de los espermatozoides que evita la fecundación aquí no se pierde el ciclo menstrual.

Al igual que los seres humanos deben ir por lo menos dos veces al año con el dentista, tenemos la responsabilidad de llevar a nuestras mascotas al veterinario para que las chequen y noten su estado de salud. Con esta práctica continúa podremos recibir acertados consejos para cuidar a nuestros perritos y resolver cualquier duda que se nos presente en cuanto a su salud, sexualidad, alimentación y adiestramiento. Asimismo, este doctor de animales asistirá a nuestro perrito cuando tenga alguna enfermedad o para administrarle las vacunas como medio de prevención. Debemos tener mucho cuidado con la elección de veterinario, verificar que tenga el permiso oficial y atienda adecuadamente a la mascota. Las vacunas son mecanismos muy importantes para asegurar y prevenir la salud de cualquier persona y en los animales no es la excepción. No olvides vacunar a tu mascota cada año, otorgándole refuerzos ante epidemias y de enfermedades que pudiese contagiarse.

Macho[editar]

Hay quienes aún creen que se debe esterilizar solo a las hembras, grave error, ya que los machos no esterilizados se volverán muy inquietos y andarán buscando algún hembra en celo para reproducirse aumentando más y más la sobrepoblación. Un error muy común es pensar que un macho no debe ser esterilizado a pesar de que un macho fértil puede procrear múltiples camadas, esterilizando a los machos se contribuiría más a evitar el nacimiento de cachorros no deseados.


El procedimiento para esterilizar a un macho es sencillo, se extraen o inutilizan los órganos sexuales y la recuperación es muy rápida, al poco tiempo el animal será dado de alta y podrá abandonar la clínica el mismo día. Actualmente existen diversas organizaciones preocupados por el bienestar de aquellos que no tienen voz y por lo cual, promueven campañas de esterilización gratuitas o de muy bajo costo, otras solo piden donación de materiales de curación, mismos que emplearán en seguir con esta noble labor.

En el Distrito Federal todo el tiempo hay campañas permanentes como las que hace cada delegación ya sea en clínicas o unidades móviles que recorren la demarcación. Para poder acceder a estos servicios primero que nada se debe contar con la ubicación de dónde, a qué hora y por cuanto tiempo permanecerá la unidad móvil en cada lugar, se saca cita y se lleva al animalito limpio y con ayuno de 8 a 12 horas, además de una cobija limpia para cobijarlo después de la operación.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]