Pedro Altamiranda

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Pedro Altamiranda Félez
Pedro Altamiranda.jpg
Datos generales
Nombre real Pedro Altamiranda
Nacimiento 30/11/1935 Flag of Panama.svg
Ocupación Publicista Autor-Compositor-Intérprete
Información artística
Género(s) Música Panameña, Salsa, Calypso,
Período de actividad 1979 - actualidad
Discográfica(s) Ary Records
Artistas relacionados Gilberto Santa Rosa Sonia Delaunay
[editar datos en Wikidata ]

Pedro Altamiranda Félez, conocido como Pedro Altamiranda o Pedrito, (30 de noviembre de 1935, Panamá) es un filólogo y publicista panameño, famoso por su faceta de cantautor, con canciones inspiradas en los acontecimientos políticos panameños.

Biografía[editar]

Realizó sus estudios primarios y secundarios en los Colegios Miramar y La Salle. Más tarde marchó para Madrid (España), donde comenzó unos estudios de medicina en la Universidad Complutense de Madrid, entre 1953 y 1956.

Abandonó los estudios de medicina al darse cuenta que su verdadera vocación es el estudio de la lengua, rama en la que ha destacado, y por ello regresó a Panamá. Tras graduarse en Español por la Universidad de Panamá (1962) volvió a Europa, esta vez a París (Francia), para realizar un doctorado en filología en la Sorbona (1965). Uno de los hechos que más marcó a Pedro Altamiranda en esta época fue conocer a la artista Sonia Delaunay, con quien mantuvo largas charlas políticas y personales, así como un intenso contacto hasta la muerte de la artista[1] [2]

Ha trabajado siempre ligado a temas de publicidad y marketing, primero con McCann Ericsson Publicitaria (1967 - 1970 y 1973 - 1979, y más tarde con Calderón y Asociados, Publicidad (1971 - 1972) y Boyd, Bárcenas, S. A. Publicidad, como Gerente General (desde 1979).

El 14 de junio de 2012, en un acto oficial del Gobierno Nacional de la República de Panamá, a través del Instituto de Cultura, se le otorgó la Órden Belisario Porras al Mérito Civil[3] Esta Órden fue entregada por el Presidente de la República, el excelentísimo D./ Ricardo Martinelli, quien confesó en dicho evento la amistad que le une con Pedro desde que sus padres abrieron una clínica enfrente de la casa de los padres de Pedro. Durante el homenaje, Pedrito, como se le conoce popularmente, quiso evitar especulaciones al mencionar que "esto no es un acto político, sino cultural y de amistad". Sus hijas Mylene y Ary Marie realizaron emotivos discursos, mientras que su hijo Pedro Jr. interpretó la conocida canción "La salsa de Pedro". Durante el acto se realizó una obra sobre la vida de Pedro Altamiranda, siendo el director musical Tille Valderrama y los cantantes Orlando Barroso y Anita Barroso, quienes interpretaron "Homenaje a mi pueblo" y "Panamá" respectivamente.

Trayectoria musical[editar]

La faceta más conocida de Pedro Altamiranda es la de cantautor. Desde 1979, se ha inspirado en los problemas sociales y políticos de Panamá y ha dado a conocer sus opiniones en forma de canciones. En 2004 una complicación intestinal provocó un distanciamiento de los escenarios, pero todavía sigue sacando nuevas canciones.

Algunas de sus canciones políticas han sido tan polémicas que han sido censuradas por los distintos gobiernos, entre ellos el de Manuel Noriega.[4] En 1984, la canción «Lecciones» fue censurada ya que hablaba sobre el fraude electoral de ese año. En 1990 sale a la venta el álbum "Radio Focop", donde se burlaba de los vejamenes del régimen militar y su dictadura de 21 años y un tema dedicado a la cruzada civilista "ni un día mas". En febrero de 2004, una semana antes de Carnavales, lanzó la canción llamada «La Doña», una sátira a la presidenta Mireya Moscoso, también muy controvertida debido a su contenido crítico directo hacia el gobierno de la República[5] La mayoría de sus canciones tienen influencias del calypso, la salsa y las bandas de viento y percusión carnavaleras de Las Tablas conocidas como murgas, brindando un estilo panameño único.[6]

Pedro Altamiranda lleva casi 30 años trabajando con Tille Valderrama, quien ha hecho prácticamente todos los arreglos de sus canciones. Tille es la parte oculta de este dúo, pero Pedro siempre dice de él que su relación ha ido poco a poco transformándose de lo puramente profesional hasta prácticamente ser una relación de hermanos.[cita requerida]

Pedro ha creado canciones en las que alude a personajes panameños de actualidad. También tiene un par de canciones para el que fuese Presidente de Panamá, Martin Torrijos, llamadas «Catin le dijo a Martin» y «Las Garzas Airlines». Incluso Gilberto Santa Rosa, en su canción titulada «Navidad en Panamá», menciona a Pedro como parte de la cultura panameña. Éste el único cantante de fama internacional que se ha atrevido a cantar una canción de Pedro, concretamente la canción Carnaval en la Central.[cita requerida]

Las últimas canciones compuestas por Pedro son «3.000.000», «Mala banda» y «La Murciamanía», una burla y crítica severa al PRD.[7] En el 2010 vuelve a sonar con un nuevo tema, esta vez dedicado al Alcalde de la capital Bosco Ricardo Vallarino. Se trata del tema "pischinas", que hace alusión a la idea del Alcalde de comprar piscinas inflables procedentes de China.

Citas[editar]

Hay algunas citas famosas en las canciones de Pedro Altamiranda que han llegado a ser parte de la cultura, entre ellas:

  • Para las Tablas tu Rass
  • Nos Vemos en las Cómicas
  • Juega Vivo!
  • Guaro y Campana
  • Anda mal lo que mal anda, nos manda un mala banda
  • Vasco Nuñez de Balboa de su bola se bajó...
  • Las palabras Backside y Fuas en sus canciones se refieren al trasero de la mujer
  • En la canción Las Tablas se cita lo siguiente: "Papi, quiero hacer pipí; lloró un pelaito con gorra; Eso no es problema mijo, vamos atrás de Papa Porras", refiriéndose a la estatua del Ilustre Dr. Belisario Porras que está en Las Tablas.
  • El seguro es pasarela de muerte
  • Vayala ñecs.

Estilo[editar]

Pedro Altamiranda lleva siempre en sus conciertos un reloj de Mickey Mouse, así como un bombín. Según cuenta él, se lo regaló un amigo suyo, Juan Carlos Marco, traído desde Argentina, y lo utiliza puesto que "los más grandes lo utilizaban, Fred Astaire, Charles Chaplin, ..." aunque Pedro dice que "no se me ha pegado ni mierda".[cita requerida] Este bombín aparece en cada uno de los discos editados y se ha convertido en su seña de identidad. De hecho, la caricatura del bombín es marca registrada.

Hechos sobre Pedro Altamiranda[editar]

  • Antes del fin de la dictadura del General Noriega, Pedro recibió en la puerta de su casa la llamada de dos miltares. Al abrir preguntaron por él y preguntó qué deseaban. La firma de uno de los discos para el mismísimo General. Pedro no sólo lo firmó sino que lo obsequió con una de las camisetas promocionales de su último disco. A las pocas horas recibió una llamada telefónica. Noriega quería agradecerle el regalo. Un año después salió a la luz Radio Focop - Crónica de los Años Negros (1984-1989).
  • La primera canción de Radio Focop trata sobre un atraco. Este atraco existió tal y como se narra en la canción.
  • La Murciamanía es una canción dedicada a los negocios llevados a cabo por David Murcia en Panamá y en los que estaban implicados, supuestamente, miembros del PRD. Días después de sacar la canción Pedro recibió la llamada de abogado de David Murcia para que le firmarse un CD con la canción.

Influencias[editar]

Discografía[editar]

Álbumes[editar]

  • 1979-80 - Sin nombre
  • 1981 - Homenaje a mi pueblo
  • 1982 - Con todo
  • 1983-84 - Pueblo, ¡Ras!
  • 1984-85 - ¡Ve!
  • 1986 - Baño de pueblo
  • 1987 - Carneval
  • 1990 - Radio Focop - Crónicas de los Años Negros 1984-1989
  • 1992 - Orden de desorden
  • 1996 - Lo mejor de lo peor
  • 2000 - Sí Dí
  • 2004 - Painamá

Sencillos[editar]

  • Venoclisis de Beis
  • El Taxista
  • Catín le dijo a Martín
  • Garzas Airlines
  • Cantar In-Seguro
  • Las Estatu-ras
  • 3.000.000
  • Mala Banda
  • La Murciamanía
  • Pischinas

Opiniones sobre Pedro Altamiranda[editar]

Everardo Bosquez

Pedro Altamiranda, da un nuevo enfoque a la canción local, utilizando un lenguaje netamente popular, argótico y sin tapujos, engaños ni concesiones.

Si bien sus raíces musicales son latinas (horadando las paredes que separan a un sinnúmero de géneros musicales y utilizándolos como vehículo para expresar la idea), la influencia de su estilo hay que buscarla en el marco de la canción francesa, de la cual se nutre, en cuanto al esquema y construcción de la canción en sí. Su temática variada, basada en la observación de hechos reales, que incluso exagera, caricaturiza y baña con un humor en ocasiones corrosivo, va del acontecer político al hecho cotidiano y social y en sus canciones se ve reflejada la idiosincrasia de su pueblo y lo que éste vive, goza, sufre y siente. Su mensaje, barroco en el estilo y de una gran riqueza lingüística (rompe las estructuras lingüísticas y las reestructura) es fácilmente comprendido en todos los estratos sociales, aunque al mismo tiempo alcance diversos niveles de lectura. Sólo el uso del español nativo impide que sus temas trasciendan a otros niveles internacionales, aún cuando las situaciones que plasma son comunes a nuestros pueblos.

Dueño de un estilo directo, sin pretensiones poéticas, lírico y emotivo en ocasiones, donde lo escatológico se mezcla con la crítica social y se abre paso la ternura en la descripción de los personajes del pueblo. En el escenario, su lenguaje gestual le da a la canción una dimensión que va más allá del simple hecho de cantar. Su forma de morder las palabras, salpicando los versos con onomatopeyas y exclamaciones, le da a la interpretación un sentido coloquial. Es más una conversación entre artista y público que un simple ejercicio de canto.
Everardo Bosquez (Lic. Univ. Bruselas, Master Univ. Montreal, Dr. Univ. Budapest, Catedrático Univ. Nacional)[8]

Ángel Revilla Argûeso

Pedro Altamiranda, crea el género de la astracanada-musical-lingûistica.

Son todas sus creaciones el vivo retrato del lenguaje popular panameño: decidor, creativo, desafiante, novedoso, imaginativo y sorprendente.

No en vano tiene la disciplina universitaria de la lingüística y la práctica publicitaria; no en vano conoce a fondo lo que puede dar de sí el “habla” frente a la “lengua”; no en vano domina el terreno psico-socio-lingüístico. Y aquí radica su triunfo. El pueblo, cuando le escucha, se ve retratado; más: vive la letra porque esa es su alma, es él mismo. La teoría de "panameñismos", Pedro la ha puesto en la práctica con uno de los mayores éxitos que jamás artista haya tenido en nuestro medio.
Ángel Revilla Argûeso (Dr. en Español. Catedrático Univ. Nacional y Santa María La Antigua)[8]

Referencias[editar]

  1. Desanti, Dominique (1988). Sonia Delaunay, magique magicienne. Ramsay. ISBN 2859566678. 
  2. «Entrevista autorizada por el artista».
  3. Panamá América (14 de junio de 2012). «Condecoración a Pedro Altamiranda» (en español). Consultado el 15 de junio de 2012.
  4. Janson Pérez, Brittmarie. Panamá protesta 1968/1989. La Prensa. 
  5. «Altamiranda niega la censura de la satira «La Doña»».
  6. Janson Pérez, Brittmarie. Panamá protesta 1968/1989. La Prensa. 
  7. «Pedro a calzón quitaó»., «Las Garzas Airlines».
  8. a b Periódico La Prensa

Bibliografía[editar]

  • Janson Pérez, Brittmarie (1985). Politic facets of Salsa. Latin american issue. 
  • Janson Pérez, Brittmarie (1987). El autobús en dos canciones panameñas. Cahiers du monde hispanique et luso-brésilien. 
  • Janson Pérez, Brittmarie (1987). Arms of criticism and criticism of arms in Panama. The songs of Pedro Altamiranda - Studies in latin american popular culture. La Prensa. 
  • Janson Pérez, Brittmarie (1993). The process of political protest in Panama 1968-1989. Tesis doctoral - University of Texas. 
  • Revilla Argûeso, Ángel. Cultura hisponoamericana en el istmo de Panamá. Ecu ediciones. 
  • Isalia Berrío Ríos, Ángela. Algunas manifestaciones del lenguaje en las canciones de Pedro Altamiranda. Universidad de Panamá. 
  • Ochoa / González de Amador, Aleyda / Esther. El léxico coloquial en la canciones de Pedro Altamiranda. Tésis de graduación - Universidad de Panamá. 

Enlaces externos[editar]

Videos y canciones