Paulina de Metternich

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
La princesa paulina de Metternich, retratada por Edgar Degas hacia 1865 (National Gallery de Londres).
Paulina de Metternich.

La princesa Paulina Clementina de Metternich-Winneburg (en alemán Pauline Clémentine de Metternich-Winneburg zu Beilstein, nacida "Paulina Clementina María Walburga Sándor de Szlavnicza"; 25 de febrero de 1836 y † 18 de septiembre de 1921 en Viena) fue una aristócrata importante en las cortes de París y Viena, así como mecenas de los compositores Richard Wagner y Bedřich Smetana.

Biografía[editar]

Paulina de Metternich nació en el seno de una familia de la nobleza húngara. Su madre era hija del diplomático austriaco Klemens von Metternich, conocido por organizar la Santa Alianza y establecer los Decretos de Karlsbad. Pasó la mayor parte de su infancia en Viena, donde fue testigo de las revoluciones de 1848. En 1856 se casó con el príncipe Ricardo, que era a su vez hijo de Klemens von Metternich, por lo que Paulina fue sobrina de su propio esposo. La pareja tuvo tres vástagos.

Paulina acompañó a su marido durante diversas misiones diplomáticas en las cortes reales de Dresde y París, donde vivieron entre 1859 y 1870. Allí, fue amiga cercana y confidente de Eugenia de Montijo, esposa del Emperador de Francia Napoleón III, a la que ayudaría a huir a Gran Bretaña tras la Guerra Franco-Prusiana. Además, fue Paulina quien le presentó al diseñador Charles Frederick Worth, precursor de la alta costura, lo que supondría el despegue de la carrera de este.

La princesa marcó tendencias tanto en la corte vienesa como en la parisina: así, enseñaba a patinar a los nobles y a fumar a las damas. Conoció y mantuvo correspondencia con muchos compositores (por ejemplo Richard Wagner, Franz Liszt, Charles Gounod y Camille Saint-Saëns) y escritores (como Prosper Mérimée y Alejandro Dumas). Trató de popularizar en París la música de Wagner e hizo lo propio en Viena con la de Smetana. Fue la responsable del estreno en París en 1861 de la ópera de Wagner Tannhäuser —que resultó un notable fiasco al cancelarse tras solo tres actuaciones—, y gracias a ella se pudo estrenar en Viena la ópera cómica de Smetana "La novia vendida".

También fundó un salón literario en Viena, organizó representaciones amateur de distintas óperas (en alguna de las cuales llegó incluso a cantar) y escribió dos libros de memorias: Gesehenes, geschehenes, erlebtes en alemán y Éclairs du passé en francés. Ambos fueron publicados de forma póstuma. Tras haber vivido el auge y la caída de los imperios austriaco y francés, Paulina falleció en 1921 en su ciudad natal, donde el pueblo la recordó parodiando una conocida polka de Johann Strauss (hijo):[1]

's gibt nur a Kaiserstadt, ¡Solo hay una Ciudad Imperial,
's gibt nur a Wien! solo hay una Viena!
's gibt nur a Fürstin, ¡Solo hay una princesa:
d'Mettenich Paulin! Paulina de Metternich!

Bibliografía[editar]

  • Pauline Clementine Marie Walburga (Sándor von Szlavnicza) Fürstin von Metternich-Winneburg. The days that are no more: Some reminiscences. E. Nash & Grayson, London (1921). ASIN B000881512 (en inglés).
  • Pauline Clementine Marie Walburga (Sándor von Szlavnicza) Fürstin von Metternich-Winneburg. My years in Paris. E. Nash & Grayson, London (1922). ASIN B00085ZS7W (en inglés).
  • Fürstin Pauline Metternich-Sándor: Feuerwerk. Das Paris Napoleon III. Amalthea Verlag, Wien (1989). ISBN 3-85002-113-0
  • Fürstin Pauline Metternich-Sándor: Erinnerungen. Ueberreuter (1988). ISBN 3-8000-3263-5 (en alemán).
  • Theophila Wassilko: Fürstin Pauline Metternich. Oldenbourg (1959). ASIN B0000BP5WR (en alemán).
  • Neue Deutsche Biographie Bd. 17, S. 233 Familienartikel, 236*, 243 f. (en alemán).
  • Hamann, Brigitte: "Elisabeth. Kaiserin wider Willen". Amalthea Verlag, Wien (en alemán).

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]