Partidos políticos de Argelia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Dentro de la política argelina, se puede apreciar tres tendencias fundamentales entre los diferentes partidos políticos: los partidos de la administración (FLN, RND), los islamistas (FIS, En-Nahda, MNR), y los “laicos” (FFS, RCD, PT) (por contraposición a los islamistas)

FLN[editar]

El antiguo partido único, representante de la lucha por la independencia del país, ha conocido diferentes etapas desde la instauración del pluripartidismo. La etapa más crítica con el gobierno y la junta militar culminó con la participación del FLN (Front de Liberation National, Frente de Liberación Nacional) en el acuerdo de San Egidio. Debido a esto, fue castigado en las elecciones siguientes, pero tras la recuperación del liderato por la fracción más cercana al poder, el FLN volvió a recuperar su lugar como principal partido en la asamblea. En el congreso del 2003, volvió a recuperarse la fracción menos oficialista, dirigida por Ali Benflis, pero el ministro de Asuntos Exteriores, Abdelaziz Beljadem, al frente de una corriente denominada los redresseurs, consiguió que se anulasen los resultados de este congreso y se congelasen las cuentas del partido, evitando el apoyo económico del FLN a la candidatura presidencial de Ali Benflis. Las relaciones de este partido con la administración han sido siempre muy estrechas, por lo que algunos han afirmado que en realidad el FLN no es un partido, sino una estructura semiestatal, que ha servido para gobernar el país durante más de treinta años (1962-1989).

RND[editar]

El Rassemblement National pour la Democracie (Agrupación nacional para la Democracia) fue creado en las vísperas de las elecciones legislativas de 1997 para dar mayor legitimidad a la victoria preparada para Liamin Zeroual. La base constituyente del partido fueron los comités de apoyo a la candidatura de Zeroual en las presidenciales de 1995. La creación de este partido fue debida a la necesidad de contrarrestar al ala del FLN más alejada de los generales, que había participado en la firma del Contrato Nacional en San Egidio. La basa ideológica es prácticamente inexistente, es un partido de la administración que puede servir de contrapeso al FLN si éste no sigue las directrices emanadas desde presidencia o desde el ejército. El impulsor de la creación de este partido fue fundamentalmente el general Mohammed Betchine, ministro consejero de Liamine Zeroual, apoyado por las organizaciones cercanas al FLN como la ONEC (Organisation National d'Enfants de Chouhada; Organización Nacional de Hijos de los Mártires), la UGTA (Union General de Travailleurs d'Algerie; Unión General de Trabajadores de Argelia) o la ONM (Organisation National de Moudjahidine, Organización Nacional de Muyahidines). Estaba previsto que fuese Abdelhak Benhamouda el que dirigiese el partido, pero fue asesinado el 28 de enero de 1997, y finalmente será Abdelkader Bensalah quien dirija el partido hasta el congreso constitutivo de abril de 1998, en el que se nombrará como secretario general a Mohammed Bentahar Benbaibache. En el partido se encuentran al principio gran parte de los patrocinados por generales como el citado Betchine o Mohammed Mediène. Tras la dimisión de Zeroual, Benbaibache duda en dar su apoyo a Bouteflika, y expresa que ha recibido amenazas a causa de estas dudas. Finalmente es cesado por el Consejo Nacional del partido, que pone en su lugar a Ahmed Ouyahia, antiguo primer ministro y futuro primer ministro con Bouteflika, al que naturalmente prestó su apoyo y el de su partido en las elecciones de 1999 y 2004.

FIS[editar]

El Frente Islámico de Salvación fue fundado en febrero-marzo de 1989 y legalizado en agosto de ese mismo año. La red de asistencia islámica y predicación que se había organizado durante los años ochenta, estuvo en gran medida detrás de las manifestaciones de 1989 contra la subida del precio del pan, y que acabaron con un gran número de manifestantes muertos. A consecuencia de esto, el gobierno se vio forzado a abrir el espacio político a otros partidos aparte del FLN. El FIS (Front Islamique de Salut, Frente Islámico de Salvación) fue el partido con más implantación social de los que aparecieron tras esta apertura. Especialmente fuerte fue el apoyo popular expresado en las primeras elecciones libres de la historia del país, las municipales de 1989, en las que consiguió un 54% de los votos. Dentro de esta votación masiva al FIS había un porcentaje considerable de voto de protesta contra el FLN, como se demostró en las siguientes elecciones, las legislativas de diciembre de 1991, en las que perdió un millón de votos, aunque continuó siendo la fuerza más votada con un 24% de los sufragios. Pero la ley electoral, que en principio estaba pensada para beneficiar al FLN, acabo beneficiando al FIS que consiguió 188 escaños en la asamblea (43% del total), lo que llevó a los generales a interrumpir el proceso electoral y a detener a un gran número de dirigentes y afiliados del FIS. El 4 de mayo de 1992 el partido es disuelto por la Cámara Administrativa del Tribunal de Argel. Sus dos líderes fundamentales, Ali Belhadj y Abbasi Madani fueron encarcelados y condenados a 12 años de prisión, condena que finalizaron este mismo año. El número tres del partido, y número uno durante el encarcelamiento de Belhadj y Madani, Abdelkader Hachani fue asesinado en diciembre de 1999. Una parte de los dirigentes se exilió, siendo liderada por Rabah Kebir. Dentro del FIS convergían varias tendencias del islamismo, siendo las principales la salafista y la “argelinista”. La corriente salafista está activa en Argelia desde los 60, muy presente en las universidades, conectada con la idea salafista panislámica, que aspira a crear un Estado islámico donde se aplique la shari´a, inspirada en los Hermanos Musulmanes, en Ibn Taymiyya, o en el wahabismo. Los militantes más radicales de esta corriente incluso adoptarán posteriormente el pensamiento tafkirí (de takfir, excomunión, lo que convierte a un musulmán en apostata, y por tanto culpable de un delito castigado con la muerte) y engrosaran las filas de los diferentes grupos islámicos armados. La corriente “argelianista” parte de referencias locales, como la obra de Abdelhamid bin Badis, fundador en 1931 de la Asociación de Ulemas Musulmanes de Argelia, desarrollando una concepción política más pragmática, nacionalista, y no necesariamente reacia al modernismo. Estas dos corrientes se reflejan en la jefatura del partido, siendo Ali Belhadj el mejor exponente del salafismo, mientras que Abbasi Madani y Abdelkader Hachani representarían la corriente “argelianista”. La base electoral del FIS estaba compuesta por tres grupos diferenciados, según afirmaba Gilles Kepel en una entrevista con el diario “El Watan”. El primero sería el formado por “los desheredados urbanos (los hitistas), para los que el deseo de revancha contra la gente que sólo piensa en su estómago (las élites del FLN) es muy grande”, el segundo grupo está formado por “lo que podíamos denominar como las contraélites técnicas: jóvenes médicos o ingenieros de origen humilde que han visto bloqueado su acceso al poder económico por el monopolio ejercido sobre el sistema político por la gente de BTS (Batna, Tebessa, y Souk Ahras, los barrios de la burguesía del Estado), preocupados sólo por colocar a sus hijos”, y por último un tercer grupo formado “ por comerciantes, por una burguesía de estado islamizada, así como por otras élites musulmanas conservadoras que no se identificaban con el discurso del FLN, pero que al mismo tiempo han conservado posiciones de poder financiero y económico”.

MSP[editar]

Fundado por Mahfoud Nahnah en 1991 con el nombre de Hamas, acróstico de Haraka lil-Muytami´al-Islamiya, Movimiento por la Sociedad Islámica, aunque posteriormente debió cambiar su nombre por Haraka lil-Muytami´ wa as-Salam, Movimiento por la Sociedad y la Paz, para que no hubiese ninguna referencia al islam. Representa el islamismo “oficial” cooptado por el poder. Ha participado en todas las elecciones, y ha formado parte en varios gobiernos. Su programa se basa en la defensa del carácter musulmán y árabe del Estado, amenazado por la tendencia al laicismo y el uso excesivo del francés en la administración pública. Su electorado se nutre de la clase media urbana conservadora, funcionarios y profesores. Sus resultados oscilan mucho entre una elección y otra, dependiendo de la manipulación que haya. A veces es considerado como el tercer partido de la administración, por su tolerancia respecto a los manejos de ésta. En las dos últimas elecciones presidenciales, el partido animó a sus seguidores a votar por Bouteflika.

En-Nahda[editar]

En 1974 Abdallah Djabalah funda el-Djamaiya el-Islamiya (Asociación Islámica) que en 1976 se convertirá en la organización en-Nahda (Renacimiento) y es arrestado es mismo año y en 1978 por actividades subversivas. Es puesto en libertad rápidamente, pero es privado de sus derechos civiles. Vuelve a ser arrestado en 1982, y encarcelado hasta 1984, y de nuevo es arrestado en 1996. Con la llegada del pluralismo político en-Nahda es legalizado en 1990. En 1998 Lahbib Adami, hermano del ministro de justicia Mohammed Adami, y próximo del general Betchine, es elegido secretario general del partido. Adami es partidario de entrar más directamente en el juego político, y apoya la candidatura de Bouteflika en 1999.

MNR[editar]

El MNR (Mouvement National pour la Reforme- Islah, Movimiento Nacional para la Reforma) es fundado por Abdallah Djabalah tras su abandono de en-Nahda. Su ideología no difiere mucho de la del MSP, aunque se aleje más que este del gobierno y de los decisores. Su base electoral está presente en las grandes ciudades del país, y sobre todo en el este del país, más concretamente en la wilaya de Skikda, de donde es originario. Participó en las últimas elecciones presidenciales de 2004.

Existen otros partidos islamistas no legalizados, como al-Oumma de Benyoucef Benkheda, y sobre todo el-Wafa (Compromiso) de Ahmed Taleb Ibrahimi, ex-ministro de Asuntos Exteriores en la época Bendjedid. Es segundo en las elecciones presidenciales de 1999, pese a su retirada con el resto de los candidatos opuestos a Bouteflika. En las elecciones de 2004 su candidatura no fue aceptada por el Consejo Constitucional, pese a la importante base electoral disponible por este candidato. Se señaló que podía ser el rival más importante para Bouteflika, ya que podría haber creado una candidatura de consenso entre islamistas y no islamistas contra el presidente. Su ideología es un islamismo conservador, aunque respetuoso del pluripartidismo y de los principios democráticos.

FFS[editar]

Creado en 1963 por un héroe de la guerra de independencia y antiguo dirigente del FLN, Hocine Ait Ahmed, para evitar que el FLN se convirtiese en el partido único. Pero el FFS (Front des Forces Socialistes, Frente de Fuerzas Socialistas) fue pronto ilegalizado, y Ahmed tuvo que exiliarse hasta 1989. Es el único partido legal que demanda la vuelta del ejército a los cuarteles. Tras las elecciones de 1991 intenta crear un diálogo con el FIS y el FLN, advirtiendo al ejército de que no interrumpiese las elecciones. En junio de 1992 se exilia en Suiza, desde donde será el inspirador del Contrato Nacional. Su base electoral se encuentra en Argel y fundamentalmente en la Cabilia, por lo que es percibido en muchas ocasiones como un partido regional, pese a su dimensión nacional y al prestigio de su líder. Su ideología se acerca a la socialdemocracia europea, enfatizando el elemento bereber y propugnando la oficialidad de la lengua bereber.

RCD[editar]

Bandera del RCD.

El Rassemblement pour la Culture y la Democracie (Agrupación por la Cultura y la Democracia) es un partido fundado por ex militantes del FFS y asociaciones culturales berberistas. Su líder Said Sadi siempre hay estado en primera línea de la política argelina, pese a que el peso real de su partido es bastante pequeño a escala nacional, y sólo tiene una representatividad real en Cabilia. Sadi está totalmente opuesto a los islamistas, por lo que es visto con simpatía por la línea “erradicadora” del ejército.

PT[editar]

El Partido de los Trabajadores (Parti des Travailleurs) es conocido sobre todo por su dirigente, Louiza Hanoune, muy popular en el país, aunque la implantación real del partido es bastante escasa. Su ideología es de izquierdas, muchas veces definida como trotskista. En las últimas elecciones presidenciales, se convirtió en la primera mujer en presentar su candidatura a la presidencia del país.