Papel continuo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Una hoja de papel continuo.

El Papel Continuo es un tipo de papel diseñado para usar con impresoras de matriz de puntos e impresoras de líneas. Consta de numerosas hojas (usualmente 500 o 1.000) plegadas y unidas en una sola hoja sin fin. Otro nombre muy usado para el papel continuo es "papel fan-fold" y "papel plegado". Puede ser de hoja simple, o de hoja doble con carbónico entre las hojas, para obtener dos copias. En este último caso, también puede estar hecho con "papel químico" o de copia sin carbónico.

Composición y forma[editar]

Formulario de papel continuo pre-impreso.

El papel continuo está perforado transversalmente a intervalos regulares con una línea de pequeños agujeros que forman un borde débil (troquel) y definen el inicio y el fin de cada hoja, permitiendo separarlas fácilmente. Cuando se despliega en una hoja plana y continua, esta línea de perforaciones "desaparece" permitiendo a la impresora imprimir a través del borde perforado sin detenerse o trabarse.

El papel alimenta la impresora, usualmente, en forma vertical, con los costados de la hoja formando los bordes derecho e izquierdo.

El papel se encuentra también perforado longitudinalmente a lo largo de ambos bordes con agujeros de 4 mm de diámetro, espaciados regularmente cada 12,7 mm. Estos agujeros enganchan con las ruedas dentadas que alimentan el papel, pudiendo tirar o empujar el papel dentro (o fuera) de la impresora. Los agujeros, a su vez, pueden ser de un patrón de borde aserrado (maquinaria de producción antigua) o con los bordes suavizados (método de producción de Nueva Generación).

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]