Púrusha

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

En el hinduismo, el Purusha (en sánscrito: ‘varón’) es la divinidad única Omnipresente.

Nombre sánscrito[editar]

  • puruṣa, en el sistema AITS (alfabeto internacional para la transliteración del sánscrito).
  • पुरुष, en escritura devanagari del sánscrito.
  • Pronunciación:
    • /púrusha/ en sánscrito antiguo[1]
    • /purúsha/ o /purúsh/ en idiomas modernos de la India.

En los «Vedas»[editar]

Según el Purusha-sukta (un himno del Rig-veda), el Purusha se describe como un gigante con mil cabezas y mil pies, que fue sacrificado y desmembrado por los devas (dioses): su mente se convirtió en la Luna, sus ojos, en el sol, y su respiración, en el viento. Con su cuerpo se construyeron el mundo y las castas.

De él emanó el Virash, el principio creativo femenino, por el cual renacía antes de que el mundo fuera hecho con sus restos.

En el sacrificio del Purusha, el canto védico fue lo primero que se creó. También se crearon los caballos y las vacas. Los brāhmanas (sacerdotes) fueron hechos de la boca del Purusha, los chatrías (militares) de sus brazos, los vaishias (artesanos) de sus muslos, y los shudrás (esclavos) de sus pies. Los cielos emergieron de su cráneo, los dioses Indra y Agní de su boca. Se consideraba que los dalits (parias), no habían nacido del Purusha.

En la doctrina sankhia[editar]

Según la escuela samkhia, para que el ser humano encuentre su verdadero yo, el Purusha (el varón, la conciencia pura) tiene que ser puesto en contraste con la prakriti (lo femenino, la materia) que contiene los órganos, los sentidos y el intelecto.

Notas[editar]

  1. Véase la entrada Púrusha que se encuentra antes de la mitad de la primera columna de la pág. 637 en el Sanskrit-English Dictionary del sanscritólogo británico Monier Monier-Williams (1819-1899).

Enlaces externos[editar]

El Purusha representado como un humanoide, fantasía (1995) del pintor uzbekobritánico Igor Kufayev.[1]