Osamu Tezuka

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Ozamu Tezuka
手塚 治虫
Osamu Tezuka 1951 Scan10008-2.JPG
Osamu Tezuka en 1951.
Nacimiento 3 de noviembre de 1928
Toyonaka (Osaka), Bandera de Japón Japón
Fallecimiento 9 de febrero de 1989 (60 años)
Tokio, Bandera de Japón Japón
Nacionalidad Japonés
Área Escritor, Mangaka, Director de animación, Productor, Pianista
[editar datos en Wikidata ]

Osamu Tezuka (手塚 治虫 Tezuka Osamu?) (Osaka 3 de noviembre de 1928-Tokio 9 de febrero de 1989) fue un dibujante de historietas y animador japonés, al que a menudo se le llama el "padre del manga" o incluso el dios del manga (漫画の神様 manga no kamisama?), debido a la calidad de su prolífica producción y a la influencia de sus técnicas, con el abandono de las historietas que apenas ocupaban unas viñetas por los story manga (o mangas de larga duración con una trama mucho más elaborada) y el desarrollo del formato tankoubon, que actualmente triunfa en todo el mundo para la edición de manga.

Tal fue el impacto de sus creaciones y de sus obras que a día de hoy la base de su estilo perdura en los nuevos autores japoneses y los personajes que él dio a luz con su pluma siguen viviendo en la cultura popular de Japón, donde se puede encontrar en las librerías la gran mayoría de sus obras. Además, sus historietas han sido traducidas a decenas de lenguas, entre ellas el español. La ternura y el profundo y sincero humanismo que imprimió a sus personajes han dejado una huella indeleble, haciendo de él un autor universal capaz de traspasar culturas. Incluso los ojos desproporcionadamente grandes que son tan característicos de la animación y la historieta japonesa (sobre todo en el shoujo) constituyen un legado de Tezuka.

Biografía[editar]

Osamu Tezuka en 1953.

Entusiasmado por el género de la animación, comenzó a dibujar cuando aún era un niño. Los horrores de la Segunda Guerra Mundial también marcaron su sensibilidad y desde el primer momento procuró transmitir con sus dibujos mensajes optimistas y humanitarios.

Su primer trabajo de importancia lo realizó a los 20 años. Se trató de la serie Shin Takarajima ("La nueva Isla del Tesoro"), pero hasta los años 1950 no surgieron la mayor parte de sus grandes y famosos personajes, como Janguru Taitei, Tetsuwan Atom ("Astroboy") y el no menos famoso Ribbon No Kishi ("La princesa caballero"), considerado el primer manga del género shojo de la historia. El éxito continuó en las siguientes décadas, con series como Hi no Tori ("Fénix", 1954, Black Jack (1973-84), Buddha (1972-83) y Adolf (1983), dando un giro profundo con la culminación de la serie MW (1976-1978), en la que abordó temas muy poco frecuentes en el manga de la época, como la homosexualidad, la corrupción política o las armas químicas.

Osamu Tezuka falleció el 9 de febrero de 1989 producto de un cáncer estomacal a la edad de 60 años, prácticamente un mes después de la muerte del emperador Hirohito, dejando así inacabadas las obras a las que se dedicaba entonces, Ludwig B y Neo Faust. La considerada por muchos su obra maestra, Hi no Tori, la había acabado tan sólo un año antes de su muerte, más de 30 desde su inicio en 1954.

Al poco tiempo de su muerte, algunos de los periódicos japoneses más importantes pidieron que se le entregara el Premio Nobel de literatura, aunque fue rechazado. Nadie le discutió; sin embargo, su aclamación como «el dios del manga», perpetuando así su influencia en generaciones de lectores y autores, y en la historia y cultura de todo un país en su conjunto. Desde 1997 se ha celebrado anualmente el Premio Cultural Tezuka Osamu, en honor al aporte de Tezuka al manga moderno, premio donde son galardonados aquellos mangaka que siguen la visión de Tezuka.

Obra historietística[editar]

Se estima que realizó en vida aproximadamente unos 700 mangas (llevaba a cabo los guiones de varios mangas de manera simultánea y en un corto espacio de tiempo, ya que era un prolífico mangaka muy desprestigiado por algunos de sus compañeros coetáneos, pero cuyas obras superaban con mucho la calidad de éstos), dibujó más de 150.000 páginas y realizó más de 60 películas en 35 años. Las obras de Tezuka son numerosas, pero las dos más famosas y elaboradas son sin duda Buda y Fénix.

Buda es una obra publicada en ocho volúmenes que recrea de manera documentada aunque muy personal, la vida de Sidartha Gautama Buda, el primer hombre en acceder a la iluminación y fundador del budismo. En esta obra cumbre Tezuka consigue exponer al lector a algunas de las bases más serias y profundas del Budismo hilvanando con maestría las anécdotas rodeando la vida de Buda desde su nacimiento hasta su muerte.

Fénix es, por otra parte, la obra más íntima de Tezuka. Aunque no pudo finalizar antes de su muerte, el prestigio de esta obra de Tezuka ha aumentado exponencialmente con los años. En Fénix se recrea la eterna búsqueda del ser humano por la inmortalidad a través de una serie de historias que suceden en tiempos diferentes con civilizaciones que nacen y perecen. El quinto volumen, Ho-ō (Karma), es considerado el corazón de esta obra, en donde se plasma de manera magistral la progresiva transformación de un criminal y su abandono del mal. Recientemente, la NHK japonesa ha editado esta obra en DVD tras 40 años de trabajo con los últimos avances digitales de imagen y sonido, sustentada además en una banda sonora ejecutada por la orquesta filarmónica de la cadena pública japonesa. Esta auténtica joya de la animación tiene traducción al inglés pero todavía no está disponible en castellano.

De entre las obras menos conocidas del genio nipón caben destacar por su belleza Mañana los pájaros, oda apocalíptica del fin de la raza humana a mano de unos pájaros superdesarrollados y Oda a Kirihito en la que Tezuka guía por unos de sus escenarios favoritos, el mundo de la medicina, de la ciencia y del humanismo. En "El árbol que da sombra" (Hidenari no Ki, 1981), aborda la época final del shogunato (1850-1870), tomando como hilo conductor las aventuras de sus antepasados médicos, que tenían restringido el ejercicio de la medicina occidental "holandesa", frente a la medicina oficial "evidencialista".

Algunas de sus obras más destacadas incluyen:

  1. Tetsuwan Atom (Astroboy)
  2. Yûrei Otoko (El Hombre Fantasma)
  3. Shin Takarajima (La Nueva Isla del Tesoro), su primer trabajo destacado (1947)
  4. Lost World (Mundo Perdido)
  5. Metrópolis
  6. Janguru Taitei (Kimba, el león blanco/El Emperador de la Jungla)
  7. Ribon no Kishi (La Princesa Caballero)
  8. Tsumi to Batsuu (Crimen y Castigo)
  9. Lemon Kid (Niño Limón)
  10. Hi no Tori 2772: Ai no Cosmozone (Pájaro del Espacio)
  11. Ogon no Trunk (Baúl de oro)
  12. Majin Garon
  13. O-Man
  14. Captain Ken
  15. Big X
  16. W3 (Los 3 espaciales)
  17. Vampire
  18. Dororo
  19. Black Jack
  20. Buddha (Buda)
  21. Kirihito Sanka (Oda a Kihirito)
  22. Ayako
  23. MW
  24. Adolf
  25. Son-Goku the Monkey
  26. Marvelous Melmo (1970)
  27. Don Drácula
  28. Unico
  29. Ambassador Magma
  30. Blue Triton
  31. The Three-eyed One
  32. Jetter Mars (Jet Marte)
  33. La Biblia: la historia jamás contada (obra hecha con la supervisión del vaticano)

Obra cinematográfica[editar]

Tezuka fue también uno de los pioneros de la animación japonesa, pero antes de 1963 no consiguió hacer versiones de sus famosos mangas. Creó su propia empresa, Mushi Productions, con la que creó la primera serie de dibujos animados de Japón: Tetsuwan Atom ("Astroboy", que contaría con dos versiones más en años posteriores). Luego vendrían Janguru Taitei ("Kimba el león blanco"), Ribbon no Kishi ("La princesa caballero")... Todas ellas fueron grandes éxitos, lo que no impidió que su productora, tras repetidas crisis financieras, se viese forzada a cerrar su estudio de animación a mediados de los años 1970.

En 1965, tras leer el manga Astro Boy, fue invitado por Stanley Kubrick a ser el director artístico de 2001, Odisea del Espacio. Oferta que rechazó al suponerle trasladarse a Inglaterra durante largo tiempo.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]