Obligación convertible

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Son aquellas que otorgan el derecho a convertirlas en acciones (bien de la sociedad emisora o de otra) según las condiciones establecidas en el folleto de la emisión. Se regulan en los artículos 292 y siguientes de la Ley de Sociedades Anónimas. Sus características se tratan con más detalle en las secciones ¿Qué es la renta fija? y Obligaciones canjeables y/o convertibles, del Rincón del Inversor.

Esta conversión de las obligaciones en acciones será rentable efectuarla cuando el beneficio de los dividendos sean superiores a los del cupón, o bien porque se desee dotar de una mayor liquidez al activo si la acción es cotizable en el mercado secundario. Para hacer dicha conversión se deben especificar los siguientes aspectos:

  • Fecha de conversión
  • Valoración de la obligación (suele ser del 100% más el cupón corrido)
  • Número de acciones a convertir
  • Valoración de las acciones, que pueden ser a precio fijo o a precio fijado según su cotización.

Para presentación de estados financieros la nota de deuda convertible se observa en empresas financieras o bancos según la herramienta a utilizar. Para calcular la relación de conversión se debe dividir el precio de la acción entre el precio de la obligación

Ventajas para el emisor[editar]

  • Menor coste financiero
  • Es una forma de ampliar el capital de la empresa, ya que parte de la deuda (obligaciones) se convierte en capital (acciones).
  • Menor rentabilidad a pagar.

Ventajas para el suscriptor[editar]

  • Menor riesgo.
  • Opción de obtener una mayor rentabilidad si se tiene perspectivas de una subida de valor del activo convertido.
  • Posibilidad de dotar al activo de liquidez si la acción (activo convertido) cotiza en el mercado secundario.

Enlaces externos[editar]