Nicolas-Philippe Ledru

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Nicolas-Philippe Ledru más conocido con el nombre de Comas, nació en París en 1731. Estudió primeramente la física experimental y después emprendió un viaje por el reino y algunos países extranjeros, adquiriéndose en todas partes grande reputación por sus experimentos físicos y matemáticos.

Se dedicó cen mucho esmero a la fisiología, sobre la cual recogió grandes conocimientos. De vuelta a París, fue nombrado por Luis XV, físico del duque de Borgoña y maestro de matemáticas de los infantes. Estando en Londres en 1766, hizo construir por Nairn unas brújulas verticales y horizontales y algunos otros instrumentos de física. Al intento dio Ledrú el modelo de la aguja inclinatoria de que se servía el capitán Filips en su viaje al polo boreal. A fin de estimularle le dio Luis XV un privilegio exclusivo para convertir el hierro en acero como lo ejecutaban Knight y los ingleses, permitiéndole también examinar los archivos donde estaban los manuscritos que contenían las observaciones magnéticas. Aprovechose Ledrú de esto para formarse un sistema diferente del de Halley y al efecto compuso unas Cartas náuticas que presentó a Luis XVI en 22 de mayo de 1785, remitiendo también ejemplares manuscritos a Lepereouse, cuyo viaje confirmó en gran manera el sistema del laborioso físico. En 1777 mereció que el emperador José II fuese a visitarle en su propia casa y le hablase con la mayor familiaridad.

Por este tiempo la medicina empezó a hacer uso de la electricidad y Ledrú la aplicaba particularmente a las afecciones nerviosas a la epilepsia y la catalepsia. La academia de medicina nombró en 1782 una comisión de siete individuos para examinar el resultado de las curaciones hechas por el físico cuyo informe le fue tan favorable y honorífico, que mereció ser recompensado con el título de físico real, para él y sus dos hijos. Este informe fue impreso en el mismo año en 8°, precedido de una explicación del sistema del autor. En los tiempos de la revolución, Ledrú fue partícipe de las vejaciones que sufrían casi todos aquellos hombres que a la apreciable circunstancia de honradez añadían la de ser sabios. Después de haber sufrido Ledrú una larga prisión, pudo al fin lograr su libertad y no perdió momento en retirarse a Fontenoy, donde se aplicó a la botánica, hasta que murió en 1807, con universal sentimiento de cuantos le trataban y conocían.

Referencias[editar]

Diccionario histórico o biografía universal, 1831