Nevus rufus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Los Nevus Rufus o lunares rojos, también se conocen como Nevus Rubí, Puntos Rubí, Nevus Cherry o Lunares de Sangre.

Son lunares benignos que aparecen a edad avanzada, por envejecimiento de la piel, en hombres y mujeres, usualmente en la zona del tórax, cuello y brazos. Normalmente son circulares, de color rojo y de uno o dos milímetros de diámetro. Son frecuentes también en personas de piel muy blanca.

Su aparición ocurre por una dilatación vascular de pequeños vasos sanguíneos superficiales.

Los lunares rojos a través de la historia

En el antiguo Egipto se tenía la creencia que las personas con lunares rojos tenían poderes mágicos y que podían predecir el tiempo, en especial, las lluvias. A las mujeres que los tenían, se les consideraban sacerdotisas y se les consultaba el momento justo en que debían sembrar y cosechar.

En Atenas también se les consideraba pitonisas, pero en este caso, auguraban el amor. Los hombres que los poseían, era considerados como aves de mal agüero; en cambio, las mujeres eran siempre bellas, inteligentes y su buen humor era considerado como el alivio perfecto para cualquier mal.

En la actualidad, una mujer con un lunar de sangre es símbolo de la posibilidad de un amor tierno e intenso, pues el color rubí es muestra de su pasión. Y sí éste se encuentra en la nariz, considérate afortunado si logras conseguir su cariño, pues tu felicidad está asegurada.