Neurohipófisis

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Neurohipófisis
Latín [TA]: neurohypophysis;
[TA]: lobus posterior hypophysis
TA A11.1.00.006
Sistema endocrino
Sinónimos
lóbulo posterior de la hipófisis;
hipófisis posterior
[editar datos en Wikidata]

La neurohipófisis constituye el lóbulo posterior de la glándula pituitaria (hipófisis). La neurohipófisis tiene un origen embriológico diferente al del resto de la hipófisis, mediante un crecimiento hacia abajo del hipotálamo, por lo que tiene funciones diferentes. Se suele dividir a su vez en tres partes: eminencia media, infundibulo y pars nervosa, de las cuales la última es la más funcional. Las células de la neurohipófisis se conocen como pituicitos y no son más que células gliales de sostén. Por tanto, la neurohipófisis no es en realidad una glándula secretora ya que se limita a almacenar los productos de secreción del hipotálamo. En efecto, los axoplasmas de las neuronas de los núcleos hipotalamicos supraóptico y paraventricular secretan la ADH y la oxitocina respectivamente, que se almacenan en las vesículas de los axones que de él llegan a la neurohipófisis; dichas vesículas se liberan cerca del plexo primario hipofisiario en respuesta impulsos eléctricos por parte del hipotálamo.

Hormona antidiurética (ADH) o vasopresina. Se secreta en estímulo a una disminución del volumen plasmático y como consecuencia de la disminución en la presión arterial que esto ocasiona, y su secreción aumenta la reabsorción de agua desde los túbulos colectores renales por medio de la translocación a la membrana de la acuaporina II; también provoca una fuerte vasoconstricción por lo que también es llamada vasopresina.

Oxitocina. Estimula la contracción de las células mioepiteliales de las glándulas mamarias lo que causa la eyección de leche por parte de la mama, y se estimula por la succión, transmitiendo señales al hipotálamo (retroalimentación) para que secrete mas oxitocina. Causa contracciones del músculo liso del útero en el orgasmo y también los típicos espasmos de la etapa final del parto. [Conocida desde el punto de vista biológico como factor inductor lácteo, la oxitocina es necesaria para la lactancia normal, y se segrega en respuesta a la succión del niño, transmitiendo señales al hipotálamo (retroalimentación) para que se secrete mas oxitocina. La secreción de oxitocina también puede estimularse por la distensión vaginal durante el coito. La inhibición de su liberación por la tensión emocional puede interferir con la lactancia. La oxitocina provoca que se contraigan las células mioepiteliales de los alveolos, lo que impulsa la leche desde los alveolos hasta los conductos galactóforos de la glándula mamaria. La oxitocina también estimula la contracción uterina: Sus dosis bajas provocan contracciones rítmicas, mientras que las altas producen una contracción tetánica continua. A su vez, los reflejos inhibidos por el útero contraído estimulan la liberación de oxitocina. Los estrógenos favorecen la unión de la oxitocina al receptor (la oxitocina y su receptor se encuentran en los ovarios y en los testículos); aunque las contracciones plasmáticas basales de la oxitocina son similares en varones y mujeres, no se conoce la función de la hormona en el varón.]

BIBLIOGRAFIA

Guyton y Hall. Tratado de fisiología médica. 12ª edición.