Milanesa napolitana

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Milanesa a la napolitana»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Milanesa napolitana
Nombre Milanesa napolitana
Procedencia argentina
Distribución mundial
[editar datos en Wikidata ]
Milanesa napolitana la cual se sirve "al plato" tradicionalmente con una guarnición de papas fritas (debajo de la cubierta de una feta de queso con salsa de tomate y una feta de jamón crudo se encuentra una milanesa que junto a la feta de jamón, a la feta de queso y el añadido de salsa de tomate han sido en conjunto [el conjunto de la milanesa napolitana] cocinadas en un horno).

La milanesa napolitana o milanesa a la napolitana es un plato creado en la Ciudad de Buenos Aires y típico de la Gastronomía argentina y uruguaya. Consiste en una milanesa, habitualmente de carne vacuna (aunque puede, por ejemplo, ser milanesa de soja), llevada al horno para ser recubierta como una pizza, con salsa de tomate y queso mozzarella, añadiéndosele distintos ingredientes (jamón, panceta, atún, cebolla...).

Historia[editar]

No se llama así por la ciudad de Nápoles, en Italia, sino por el restaurant Nápoli de Jorge La Grotta, donde se vendió por primera vez en Buenos Aires a finales de la década de los 40. Se la llamaba milanesa a la Nápoli. El establecimiento se encontraba en la calle Bouchard entre la Avenida Corrientes y la calle Lavalle, en frente del estadio cubierto Luna Park, en la Ciudad de Buenos Aires.

Según una de las leyendas sobre el origen de este plato,[1] cuenta que el mismo fue casual: un habitué llegó después de que el cocinero de Nápoli hubiera terminado su turno y ordenó (como todas las noches) una milanesa, que fue cocida por un asistente con más voluntad que talento. La milanesa se pasó de punto y no quedaba otra en el local. Para no desairar al cliente, La Grotta le propuso al asistente que removiera el pan rallado quemado y cubriera la milanesa con salsa de tomate, jamón y queso, y la gratinara en el horno. Al cliente le gustó tanto la nueva versión que El Nápoli la incluyó en la carta como especialidad de la casa.

Según descendientes de Jorge La Grotta, la leyenda sobre la milanesa pasada de cocción es simplemente una leyenda, y el origen es más bien producto de crear un menú original combinando otras costumbres culinarias de Italia como la pizza Napolitana y la cottoleta a la milanese.

Variedad en el mercado[editar]

Las milanesas napolitanas no vienen preparadas de fábrica sino que pueden adquirirse en restaurantes, bares, casas de comidas, rotiserías y los restaurantes de comida rápida argentinos; y como comida casera. Los ingredientes para prepararla no son caros ni difíciles de conseguir.

Tipos de milanesas[editar]

Se conocen distintos tipos de milanesas a la Napolitana entre ellos son:

  • Milanesa napolitana de ternera
  • Suprema napolitana: En todo el país se la conoce como un filete de pechuga de pollo usado en vez de novillo. Se prepara exactamente igual.
  • Suprema napolitana rellena: Es como la suprema napolitana pero contiene una pechuga de pollo entera abierta en dos, donde colocan cosas como queso mozzarella, jamón crudo, champiñones, verduras, etc. Es de mayor proporción.
  • Súper milanesa o suprema napolitana: Es como una milanesa napolitana común pero con un huevo frito arriba y a veces panceta. La expresión usual en Argentina para referirse a diversos platos que lleva encima un huevo frito es pedirlo "a caballo". Y se la encuentra modernamente en restaurantes de comida rápida.
  • A la napolitana completa: es la que tiene una guarnición de papas fritas (comunes o al estilo de El Palacio de la Papa Frita , es decir con papas fritas soufflés o infladas) y un par de huevos de gallina bien fritos (en este caso todas las frituras, tanto la de las papas fritas como la de los huevos fritos se hace con aceites vegetales: por ejemplo el típico comestible mezcla que incluye un mix de aceites de girasol, maíz, soja, maní, canola etc.).
  • "A la napolitana al pan", se trata de un sándwich o emparedado de milanesa a la napolitana, es decir la milanesa cocida al horno junto al queso y al jamón y con salsa pero casi siempre sin guarniciones emparedada entre dos rodajas de pan, aunque, como en el caso de los chips griegos, pueden añadírseles más salsas (como la salsa golf) y una pequeña ristra de papas fritas cortadas largas dentro del sándwich, el pan que se suele usar es un pan blanco de los llamados en Argentina "pan francés" (el cual, pese al nombre, es uno de los más comunes de Argentina desde por lo menos un siglo a la fecha).

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]