Meyer Lansky

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Meyer Lansky
Meyer Lansky NYWTS 1 retouched.jpg
Meyer Lansky en 1958.
Nombre Meyer Lansky
Nacimiento 4 de julio de 1902
Grodno, Imperio ruso
Fallecimiento 15 de enero de 1983 (80 años)
Miami Beach, Estados Unidos
Causa de muerte Cáncer de pulmón
Nacionalidad Estadounidense
Otros nombres Majer Suchowliński (nombre de nacimiento)
Etnia Judío
Ciudadanía Estadounidense
Ocupación Mafioso
Conocido por Genio financiero de la mafia.
Cónyuge Anna Citron (1929 - 1946)
Thelma Schwarz (1948 - 1983)
Hijos Bernard, Paul y Sandra.
Firma
Meyer Lansky signature.svg

Meyer Lansky (Grodno, Imperio ruso —actual Bielorrusia—; 4 de julio de 1902 – Miami Beach, Florida, Estados Unidos; 15 de enero de 1983) fue un mafioso judío estadounidense. Junto a Charles “Lucky” Luciano fue uno de los principales referentes del crimen organizado judeo-norteamericano durante el siglo XX. Creador de la mayor parte del sistema financiero de lavado de dinero de la Mafia.

Biografía[editar]

Niñez y juventud[editar]

Meyer Lansky nació con el nombre de Majer Suchowliński en Grodno, parte del Imperio ruso, hoy en Bielorrusia. En 1911 su familia se mudó a los Estados Unidos asentándose en el Lower East Side de Manhattan, Nueva York. En la escuela conoció a Lucky Luciano que trató de dominarlo pero al verse enfrentado por él, admiró su coraje y se convirtieron en grandes amigos. Otro gran amigo de Meyer era Bugsy Siegel. Los dos formaron uno de los más violentos clanes durante la época de la “Prohibición”. Lansky era hermano de Jacob "Jake" Lansky, quien en 1959 era el administrador del Nacional Hotel en La Habana, Cuba.

Negocios relacionados al juego[editar]

Hacia 1936 había establecido redes de juego en Florida, Nueva Orleáns y Cuba. Durante la década de 1940, el socio de Lansky Bugsy Siegel persuadió a los jefes de la Mafia en invertir en el nuevo Hotel en Las Vegas, Flamingo. Tras costosos retrasos, el Flamingo Hotel todavía no estaba abierto para negocios. Para discutir la cuestión del Flamingo, la Mafia celebró una conferencia secreta en La Habana, Cuba, en 1947. Mientras los otros jefes pedían asesinar a Siegel, Lansky pedía para su amigo una segunda oportunidad. A pesar de esta oportunidad, Siegel continuó derrochando dinero de la Mafia en el Hotel Flamingo. Una segunda reunión de la familia fue convocada. Sin embargo, a pesar de las advertencias el casino tenía bajas ganancias. Lansky una vez más, con el apoyo de Luciano, convenció a la familia de darle más tiempo a Siegel. El Flamingo continuaba perdiendo dinero. En una tercera reunión, la familia decidió que Siegel estaba acabado. Había humillado a los jefes y no les había dado oportunidad. Es ampliamente aceptado que el mismo Lansky debió dar el si final para la eliminación de Siegel debido a su relación con la familia Siegel. El 20 de junio de 1947, Siegel fue tiroteado y asesinado en Beverly Hills, California.[1] Veinte minutos después del tiroteo a Siegel , los asociados de Lansky, incluyendo a Gus Greenbaum[1] y Moe Sedway,[1] entraron al Flamingo Hotel asumiendo el control de la propiedad.[1] De acuerdo al Federal Bureau of Investigation, Lansky retuvo una gran cantidad de intereses comerciales en el Flamingo durante los siguientes 20 años[1] Lansky dijo en muchas entrevistas que si le hubiese hecho caso, Ben Siegel podría estar vivo.[1]

Esto marcó también una transferencia de poder en Las Vegas desde las familias criminales de New York a las de Chicago. Sin embargo, y a pesar de que su poder estaba bastante mas constreñido que en años anteriores, Lansky asesoró y ayudó al jefe mafioso de Chicago Tony Accardo a establecer este negocio.

Durante la Guerra[editar]

En la década de 1930, Meyer con su banda, se dedicaban a enfrentar a miembros del partido Nazi y sus simpatizantes en los Estados Unidos. Lansky recuerda una particular acción en Yorkville, Manhattan, un barrio alemán, donde él y doce de sus asociados atacaron:

.....El sitio estaba decorado con una swastika y una foto de Adolf Hitler. Los parlantes comenzaban a aullar. Habia solo 15 de nosotros, pero entramos en acción. Los estrellamos contra las ventanas. La mayor parte de los nazis entró en pánico y huyó. Los cazamos para golpearlos. Asi les demostramos que los judios no se sentaban para aceptar insultos.

[2]

Durante la Segunda Guerra Mundial, Lansky fue axial en la Operación Underworld de la Oficina de Inteligencia Naval en la cual el gobierno de los Estados Unidos reclutó a criminales para buscar infiltrados nazis y saboteadores desplegados por los U-boot.

De acuerdo a la autobiografía autorizada de Lucky Luciano, durante esta época, Lansky ayudó a concretar un trato con altos oficiales de la Armada de Estados Unidos. Este trato implicaba la liberación de Lucky Luciano desde la prisión; en cambio la Mafia aseguraba los barcos que se construían en los astilleros del Puerto de New York. Los submarinos alemanes hundían diariamente a barcos aliados en la costa y tenían gran temor de sabotaje por simpatizantes nazis.

Inversiones en Cuba[editar]

Después de la II Guerra Mundial, "Lucky" es liberado bajo palabra de la prisión con la condición de regresar a Sicilia. Sin embargo, Luciano secretamente se trasladó a Cuba, donde reasumió el control de las operaciones de la Mafia norteamericana. Luciano también administraba una serie de casinos en Cuba con la ayuda del dictador cubano, general Fulgencio Batista, a pesar de que el gobierno de los Estados Unidos presionaba débilmente para que Batista deportara a Luciano. Con el auge del turismo a Cuba, Meyer también comienza a invertir fuertemente en la isla. En 1957, Meyer y Batista construyen el Riviera, el mayor sueño de Lansky.

No obstante, con la Revolución Cubana en 1959, el gobierno expropia todos los casinos y hoteles, forzando a los mafiosos a movilizar sus inversiones a otro lado. El amigo más íntimo de Batista en la Mafia de Estados Unidos era Lansky.[3] Ellos formaron una relación duradera durante tres décadas. Durante su estancia en el Waldorf-Astoria en New York a finales de los 40, tenían una relación simbiótica, y Batista ofrecía a Lansky y la Mafia el control de los Hipódromos y de los Casinos. Batista podría abrir a La Habana a las grandes apuestas, y su gobierno podría ganar, dólar por dólar, todas las inversiones hoteleras sobre US$1 millón, las cuales podrían incluir licencia de casino.[4] Lansky, podría, por supuesto, estar en el centro de las operaciones de apuestas de Cuba. Llamó inmediatamente a sus asociados a una conferencia cumbre del Hampa en La Habana.

Conferencia de La Habana[editar]

La Conferencia de La Habana fue efectuada el 22 de diciembre de 1946 en el Hotel Nacional.[5] Esta era la primera reunión a gran escala de la Mafia americana desde la reunión de Chicago en 1932. Estaban presentes figuras como Joe Adonis y Albert "The Mad Hatter" Anastasia de New York, Frank Costello, Joseph "Joe Bananas" Bonanno, Vito Genovese, Moe Dalitz, Thomas Luchese, Santo Trafficante Jr. de Tampa, Carlos "The Little Man" Marcello de New Orleans, y Stefano Magaddino, el sobrino de Joe Bonanno de Buffalo.[5] De Chicago estaban Anthony Accardo, los hermanos Fischetti, "Trigger-Happy" Charlie, Rocco, y, representando a la Mafia judía, Lansky y “Dandy” Phil Kastel de Florida. El primero en arribar fue Salvatore Lucky Luciano, quien había sido deportado a Italia,[5] y tuvo que viajar a La Habana con un pasaporte falso. Lansky estaba encantado con la visión de una Habana nueva, perfecta para aquellos que querían invertir la adecuada cantidad de dinero. Una ciudad que sería "Las Vegas latina,"[5] y que podría ser el hogar perfecto para todo aquel que su trabajo fuera el narcotráfico, la prostitución, negociaciones laborales ilegales y extorsión. De acuerdo a la evidencia de Luciano, sería elegido como el rey de la Mafia, para regir sus negocios desde Cuba hasta que le fuera permitido regresar a Estados Unidos. La entretención fue dada, entre otros, por Frank Sinatra quien voló a Cuba con sus amigos, los hermanos Fischetti.

El delito se adueña de Cuba[editar]

En 1952, Lansky había ofrecido al Presidente Carlos Prío Socarrás un cohecho de U.S. $250,000 para permitir que Batista pudiera regresar al poder.[6] Una vez que Batista se hizo del control del poder, el negocio de las apuestas, prostitución y narcotráfico floreció. El Dictador contactó a Lansky y le ofreció un salario anual de U.S. $25,000 como Ministro no oficial de apuestas. Por 1955, Batista había cambiado las leyes de apuestas además de garantizar la licencia de apuestas a todo el que invirtiera US$1 millón en un hotel o U.S. $200,000 en un Club Nocturno nuevo. Al contrario de las licencia de juegos en Las Vegas, nadie averiguaba de dónde procedía el dinero. Mientras más largo el periodo de inversión, se requirió un período de al menos 10 años libres de impuestos. El gobierno podría dar U.S. $25,000 para licencias mas un porcentaje de las ganancias en cada casino. Las 10.000 máquinas tragamonedas de Cuba, incluso las que dispensaban pequeñas cantidades de monedas, estaban en la provincia del hermano político de Batista, Roberto Fernández y Miranda, General del Ejército y director de deportes, Fernández también lucraba con los parquímetros de La Habana. Las materias importadas para los hoteles aumentaron y los contratistas cubanos gastaban bastante más de lo que debían. Se rumoraba que detrás de los US$ 250,000 necesarios para conseguir una licencia, era necesario bastante más de soborno para conseguirla. Pagos periódicos eran necesarios y eran recibidos por políticos corruptos.

Comienza la diversión[editar]

Lansky comenzó a reformar el Montmartre Club el cual comenzó rápidamente a funcionar en La Habana. También expresó interés en hacer funcionar un elegante casino en el elegante Hotel Nacional, el cual dominaba el Castillo de los Tres Reyes del Morro, la antigua Fortaleza que dominaba la Bahía de la Habana. Lansky planeaba tomar una parte de ella y hacer una zona de jugadores de alto vuelo. La idea de Lansky surgió sobre las de norteamericanos expatriados como Ernest Hemingway y el elegante hotel se abrió al negocio en 1955 con un show de Eartha Kitt. El casino fue un éxito inmediato[7]

Cuando todos los hoteles y casinos fueron concluidos, Batista empezó raudamente a cobrar sus ganancias. Todas las noches, el "hombre de la maleta" cobraba el 10% de los intereses de los de Trafficante; el Cabaret Sans Souci y los hoteles Sevilla-Baltmore, Commodoro, Deauville y Capri( de propiedad parcial del actor George Raft). Dentro de los casinos de Lansky, estaban el Habana Riviera, Nacional, el Montmartre Club y otros que le daban el 30%. La cantidad total que Lansky y sus bribones recibían por concepto de sus delitos nunca ha sido certificado. Las máquinas tragamonedas solas contribuían con más de U.S. $1 millón a las cuentas bancarias del régimen

Revolución[editar]

Sin embargo, la revolución cubana de 1959 y la subida al poder de Fidel Castro cambió abruptamente el clima para las inversiones de la Mafia en Cuba. En el Año Nuevo de 1958, mientras Batista se preparaba a huir a la República Dominicana y desde ahí a España (donde murió en el exilio en 1973), Lansky estaba celebrando los US $3 millones que había hecho en su palacio de 18 millones de dólares y 440 habitaciones, el Habana Riviera. Muchos de los casinos fueron saqueados y destruidos esa noche, incluidos los de Lansky.

El 8 de enero de 1959, Castro entró en La Habana y asumió el poder, asentándose en el Hilton. Lansky había volado el día anterior a Bahamas y a otros destinos caribeños. El nuevo presidente, Manuel Urrutia Lleó cerró los casinos, además de nacionalizarlos junto a las propiedades hoteleras.

En octubre de 1960 Castro nacionalizó los casinos y hoteles de la isla y dejó fuera de la ley a las apuestas. Esto afectó especialmente a las ganancias de Lansky. Perdió un estimado de US $7 millones. Con el quiebre adicional de los Casinos de Miami, Lansky fue obligado a depender solo de sus entradas de Las Vegas.

Últimos años[editar]

En sus últimos años Meyer llevó una vida sedentaria y de bajo perfil en su casa de Miami, principalmente escapando del acoso constante del FBI. En la década del 70, solicitó refugio en Israel amparándose en la Ley del retorno[8] pero este derecho le fue denegado basándose en su conocido estatus de mafioso y por la gran presión de Estados Unidos sobre Israel para extraditarlo nuevamente y llevarlo a los tribunales.

Murió de cáncer pulmonar, el 15 de enero de 1983, a los 80 años, dejando una viuda y tres hijos.[9] Para los periódicos, Lansky estaba más activo que nunca. En esos días, el FBI creía que tenía más de US$ 300 millones escondidos en cuentas bancarias pero jamás encontraron el dinero.

Sin embargo, su biógrafo Robert Lacey describe a Lansky en problemas económicos y sin poder pagar los gastos médicos de su hijo discapacitado, quien eventualmente moriría en la pobreza. Para Lacey, no había evidencia que apuntara "la noción de que Lansky era el rey de los villanos, el cerebro, el motor secreto, el inspirador y controlador del crimen organizado norteamericano."[10] Concluye mediante entrevistas a los miembros supervivientes de la familia Lansky, fue groseramente exagerada y que es más correcto referirse a él como contador de gángster, que como un gángster por sí mismo. Su nieto le contó al autor J.T. English que a su muerte en 1983, Lansky dejó solo US$37,000 en efectivo.[11] Cuando le preguntaron por sus últimos años, en que le había ido mal en Cuba, el gángster no dio mayores explicaciones... "Me expulsaron, eso fue todo" fue lo único que dijo.

En septiembre de 1982, Forbes lo listó como uno de los 400 hombres más ricos de Estados Unidos de América. Su fortuna fue calculada en US$ 100 millones.[12]

En la cultura popular[editar]

En el cine[editar]

El personaje ficticio de la segunda entrega de la trilogía cinematográfica de El Padrino (El Padrino II), Hyman Roth (Lee Strasberg) está basado en los últimos años de Lansky. Como Lansky, Roth hacía inversiones en casinos en Cuba y acababan con la revolución cubana de 1959. También, a ambos no se les dejaba ir a pasar los últimos años de su vida a Israel. La diferencia es que Lansky murió de cáncer pulmonar y Roth, en El Padrino: Segunda Parte, asesinado por Rocco Lampone (Tom Rosqui). En la película La Ciudad Perdida (The Lost City), de Andy García, Lansky es representado por Dustin Hoffman, que intenta convencer al protagonista (Andy García) de organizar un casino en el Club Nocturno "El Trópico". La película Mobsters relata la juventud y el ascenso de Meyer Lansky (Patrick Dempsey) y Charlie "Lucky" Luciano (Christian Slater), dentro del crimen organizado. La afirmación de Roth acerca de Michael Corleone que "somos más grandes que el U.S. Steel" fue una cita directa de Lansky, mientras escuchaban noticias acerca de la Cosa Nostra. El carácter de Johnny Ola es similar al del asociado de Lansky Vincent Alo( Notese el apellido de Johnny Ola es similar al de Vincent Alo, solo varia la posición de las letras). Adicionalmente, el personaje Moe Greene, quien era amigo de Roth, está construido en base a Bugsy Siegel.[13] [14]

En televisión[editar]

  • La mini serie de 1981 de la NBC The Gangster Chronicles, el carácter Michael Lasker, personificado por Brian Benben, estaba basado en Lansky.La razón de colocarle "Michael Lasker" fue que Lansky todavía estaba vivo en ese tiempo.
  • En la película hecha para TV de 1999 llamada Lansky fue entregada con Richard Dreyfuss como Lansky, Eric Roberts como Bugsy Siegel, y Anthony LaPaglia como Lucky Luciano.
  • Manny Wiesbord, el jefe mafioso Joseph Wiseman de Crime Story, está basado en Lansky.
  • Actualmente es interpretado por el actor Anatol Yusef en la serie de HBO Boardwalk Empire, basada en la Ley Seca de los años 1920.
  • Recientemente (Mayo/2014) History Channel estrenó la Serie "Embajadores de la Mafia", producida por Anima Films, la que consta de cuatro capítulos: 1.- Abelardo Rodríguez; 2.- Bugsy Siegel; 3.- Virginia Hill; y el 4 dedicado a Meyer Lansky.

En literatura[editar]

En música[editar]

  • En la canción de 2007 "Party Life," Jay-Z rapea , "So tall and Lanky / My suit, it should thank me / I make it look good to be this hood Meyer Lansky."
  • Raekwon, miembro del Wu-tang Clan se refiere a sí mismo como el "Meyer Lansky del Rap" en su canción "Glaciers of Ice," un single de su disco clásico de 1995 "Only Built 4 Cuban Linx..."
  • Un miembro del grupo rapero Wu-Syndicate usa Myalanskycomo su nombre de actuación, refiriéndose a Meyer Lansky.

Referencias[editar]

Notas
  1. a b c d e f BUGSY SIEGEL AND THE FLAMINGO HOTEL
  2. «But They Were Good to Their People.». American Jewish Historical Society. Consultado el 25-09-2007. «."».
  3. The Mob's President: Richard Nixon's Secret Ties to the Mafia
  4. Fulgencio Batista Jerry A. Sierra
  5. a b c d Los vínculos secretos del Presidente Nixon a la Mafia
  6. «Fulgencio_Batista».
  7. Cuban History, Architecture & Culture
  8. Meyer Lansky
  9. «Meyer Lansky is Dead at 81.». Associated Press in New York Times. 16 de enero de 1983. Consultado el 25-09-2007. «Meyer Lansky, the reputed financial genius of the underworld, died today of cancer at Mount Sinai Hospital here. He was 81 years old. Mr. Lansky was admitted to the hospital Dec. 31 suffering from dehydration, according to Joyce Clark, a spokesman for the hospital. Mr. Lansky lived in the Imperial House, a high-rise waterfront condominium in Miami Beach.... Mr. Lansky was married twice. His first marriage, in 1929 to the former Anna Citron, ended in divorce in 1946. The couple had two sons, Bernard and Paul, and a daughter, Sandra. In 1948 he married Thelma Schwarz, a manicurist at a Midtown Manhattan hotel. She survives him.» 
  10. Lacey, Robert. Little Man: Meyer Lansky and the Gangster Life. p.558 Boston: Little, Brown and Company, 1991. ISBN 0-316-51168-4
  11. Havana Nocturne: How the Mob Owned Cuba...and Then Lost It to the Revolution by J.T. English
  12. Criminalmente ricos articulo de Forbes
  13. «Disorganized Crime Boss». Washington Post. 13 de octubre de 1991. «Meyer Lansky was "a human cash register and ledger book," a wizard with figures who in ... He was the model for the character of Hyman Roth in the first two ...» 
  14. «Low Profile». Time (magazine). 4 de noviembre de 1991. Consultado el 20-07-2008. «The public got an inkling of the Lansky legend from the character Hyman Roth in The Godfather, Part II. Anna Strasberg, widow of Lee Strasberg, who played Roth, recalled listening in on a phone conversation her husband received shortly after the movie opened in 1974. "You did good," said the caller, who did not give his name. "Now why couldn't you have made me more sympathetic?"» 
  15. «Bending the Truth». Daily Mirror. 30 de enero de 2004. Consultado el 20-07-2008. «... saga around Jewish mob boss David "Noodles" Aaronson (Robert De Niro). The character was inspired by Meyer Lansky, a Russian immigrant who rose from the ...» 
Bibliografía
  • Enrique Cirules La vida secreta de Meyer Lansky en La Habana
  • Katherine Best y Katherine Hillyer. Las Vegas: Playtown U.S. A.. New York: Van Rees Press, 1955.
  • Robert Lacy. Little Man: Meyer Lansky and the Gangster Life. Boston: Little Brown, 1991.
  • J.T. English Havana Nocturne: How the Mob Owned Cuba...and Then Lost It to the Revolution
  • "Offshore Banking: The Secret Threat to America," Dissent, Spring 2003.
  • Stephen, Hunter Havana.
  • Birmingham, Stephen The Rest of Us. Boston: Little, Brown, 1984
  • Cohen, Rich Tough Jews: Fathers, Sons, and Gangster Dreams. Vintage books, 1999
  • Conrad, Harold Dear, Muffo: 35 Years in the Fast Lane. New York, Stein and Day, 1982
  • Demaris, Ovid The Boardwalk Jungle. Bantam Books, 1986
  • Eisenberg, Dennis/Dan, Uri/ Landau, Eli Meyer Lansky: Mogul of the mob. Paddington Press, 1979
  • English, T.J. Havana Nocturne: How the Mob Owned Cuba and Then Lost It to the Revolution, William Morrow, 2008/The Havana Mob: Gangster, Gamblers, Showgirls and Revolutionaries in 1950s Cuba, 2007, Mainstream Publishing (UK edition)

Enlaces externos[editar]

Videos
Páginas web