Merkaba

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Cuarzo cristal con la forma de dos piramides base triangular, una de ellas invertida. La creencia esoterica le asocia el nombre Merkaba

Merkaba (del antiguo Hebreo: מרכבה, carroza. Presenta una raíz consonántica r-k-b, que tiene el significado general de dirigir (a un animal, en una carroza)). Aparece en la Biblia, Ezequiel 1:4-26, para referirse al trono-carroza de Dios, como un vehículo de cuatro ruedas conducido por cuatro Querubínes, cada uno de los cuales poseyendo cuatro alas y cuatro caras: de un hombre, un león, un buey y un águila. En el Judaísmo medieval, el comienzo del libro de Ezequiel fue reconocido como el mayor pasaje místico de la Biblia, y sus estudios quedaban en continuo desacuerdo.

El cristal merkaba está tallado en forma de dos piramides entrecruzadas y se interpretaría como la unión de corazón, mente y cuerpo[1]

En las modernas enseñanzas esotéricas, el Merkaba es presentado como un vehículo interdimensional bajo forma isométrica, compuesto por tres tetraedros estrella superpuestos uno sobre otro, pero que al observarlo o dibujarlo se ve como si fuese uno solo. Cada uno de los tres está compuesto de dos tetraedros simples, uno que apunta hacia arriba y que es masculino: tetraedro sol; y otro que apunta hacia abajo y que es femenino: tetraedro tierra. A su vez cada uno de los tetraedros estrella tienen una clasificación y una dirección de movimiento. El primero gira en dirección de los punteros del reloj y es femenino; el segundo gira en contra de los punteros del reloj y es masculino. El tercero es neutro y no gira, se mantiene detenido. Es un gravísimo error que puede tener fatales consecuencias la creencia de que existe solo un tetraedro estrella y que éste posee dos tetraedros simples (femenino y masculino) que giran en sentido contrario. Esto, al contrario, enferma a la persona y la atrofia. Con la práctica prolongada, este error puede causar la pérdida de toda energía y la posterior muerte (La imagen adjunta está mala, ese es el modo por el cual NO debe entenderse el Merkaba). Son los tetraedros estrella completos los que giran.

Estas enseñanzas mayoritariamente no tienen una connotación científica real.

Enlaces externos[editar]

Referencias[editar]

  1. Simon y Sue Lilly (2008). Cristales. Blume. ISBN 978-84-8076-756-9.