Laberintitis

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Laberintitis
VestibularSystem.png
Sistema vestibular con los canales semicirculares etiquetados.
Clasificación y recursos externos
CIE-10 H83.0
CIE-9 386.3
DiseasesDB 29290
MedlinePlus 001054
MeSH C09.218.568.315
Wikipedia no es un consultorio médico Aviso médico 

La laberintitis es una enfermedad del oído, en la que se inflama el laberinto (canales semicirculares del oído interno).

Contexto[editar]

La laberintitis vírica es la más frecuente de todas las vistas en la clínica práctica. Puede aparecer como una complicación de enfermedades generales víricas, como sarampión, parotiditis, influenza y varicela, aunque también puede ocurrir en ausencia de enfermedad sistémica vírica puede ser muy dolorosa .

Exploración y antecedentes[editar]

Comienza por un cuadro severo de vértigo que aumenta con los movimientos de cabeza. Cuando se asocia con una infección sistémica vírica, los pacientes desarrollan una hipoacusia neurosensorial, que suele ser transitoria, aunque en ocasiones se hace permanente.

En la exploración encontraremos un nistagmus irritativo hacia el lado afecto. Los síntomas vestibulares se resuelven generalmente en el plazo de 48-72 horas, y posteriormente el paciente aqueja una sensación de inestabilidad o desequilibrio, que durará más o menos tiempo dependiendo de la edad, actividad física y otros factores que afectan a la compensación.

Otros tipos[editar]

La laberintitis serosa es otro tipo de laberintitis que consiste en una inflamación estéril del oído interno producida por irritación química o tóxica del laberinto membranoso, y puede ocurrir en el transcurso de una otitis aguda o crónica, un traumatismo o durante una intervención quirúrgica.

Síntomas[editar]

Los pacientes sufren de un vértigo de intensidad moderada con un nistagmus dirigido al lado afecto. Suele acompañarse de una hipoacusia neurosensorial moderada, bien transitoria o permanente. La laberintitis supurada ocurre por afectación del oído interno por una infección bacteriana, bien por una otitis media aguda o crónica, meningitis, bien más infrecuentemente por una infección sistémica bacteriana. En algunas ocasiones se produce por una fístula iatrogénica durante la cirugía de un oído crónico.

Un cuadro severo de vértigo e hipoacusia neurosensorial aguda que produce somnolencia profunda, en algunos casos amnesia o perdida del conocimiento. Afortunadamente, este tipo de laberintitis son raras debido al uso adecuado de los antibióticos. Encontraremos un nistagmus hacia el lado sano por anulación del laberinto afecto.

  • Sensación anormal de movimiento (vértigo)
  • Dificultad para enfocar los ojos debido a movimientos involuntarios del ojo
  • Mareo
  • Hipoacusia en un oído
  • Pérdida del equilibrio, como caerse hacia un lado
  • Náuseas o vómitos
  • Zumbido u otros ruidos en los oídos (tinnitus)

Causas[editar]

Las causas incluyen:

  • Infección viral o bacterial (la causa más común)
  • Lesión en la cabeza
  • Tumor en la cabeza o el cerebro
  • Enfermedad de los vasos sanguíneos
  • ACV
  • Problemas nerviosos
  • Efectos secundarios a fármacos, incluyendo:
    • Antibióticos aminoglucósidos,
    • Aspirina,
    • Quininas.
  • Consumir grandes cantidades de alcohol
  • Fatiga
  • Antecedentes de alergias
  • Enfermedad viral reciente, infección respiratoria o infección del oído
  • Tabaquismo
  • Estrés
  • Uso de ciertos medicamentos prescritos o no (especialmente ácido acetilsalicílico, aspirin)
  • Heces más oscuras

Tratamiento[editar]

El tratamiento de los síntomas vestibulares en todas las formas de laberintitis se realiza mediante sedantes vestibulares para la fase aguda y rehabilitación vestibular para acelerar los mecanismos de compensación. Es muy posible que medicamentos como”Dimenhydrinate de50mg y Meclizine de 25mg” puedan ayudar a mejorar los síntomas de mareos, nauseas y otros asociados a la enfermedad.

Medidas de cuidado personal[editar]

Recuéstese y permanezca con los ojos abiertos en un cuarto oscuro cuando se agudicen los ataques. Evite el movimiento, especialmente movimientos imprevistos, tanto como sea posible. Evite leer. Regrese a sus actividades normales al otro dia una vez que sus síntomas hayan desaparecido. Evitar conducir vehículos.

Laberintitis.com [1]