La diagonal del loco

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
La diagonale du fou
Título La diagonal del alfil
Ficha técnica
Dirección
Producción Arthur Cohn
Martine Marignac
Guion Richard Dembo
Música Gabriel Yared
Fotografía Raoul Coutard
Montaje Agnès Guillemot
Vestuario Pierre Albert
Protagonistas Michel Piccoli
Leslie Caron
Liv Ullmann
Alexandre Arbatt
Daniel Olbrychski
Michel Aumont
Serge Avedikian
Pierre Michael
Ver todos los créditos (IMDb)
Datos y cifras
País(es) Francia
Año 1984
Género Drama
Duración 110 minutos
Idioma(s) francés
Compañías
Productora Arthur Cohn Productions
Distribución Gaumont
Ficha en IMDb

La diagonal del loco es una película francesa de 1984 dirigida por Richard Dembo, ganadora del Oscar.

Sinopsis[editar]

El encuentro por el título mundial de ajedrez se desarrolla en Ginebra entre dos grandes maestros soviéticos, el desafiante, el joven virtuoso Pavius Fromm, lituano, exiliado, y el campeón mundial, Akiva Liebskird, judío.

Comentario[editar]

Lo interesante de esta película, es que el propio ajedrez se convierte en una especie de parábola alegórica sobre la Guerra Fría (1950-1989)años ochenta. La traducción del título es equívoca, pues la palabra fou en francés, además de loco significa alfil, lo que dado la temática de esta película resulta bastante coherente.

La historia tiene cierto cariz político. Se trata de dos contendientes, rivales en el arte de los tableros a cuadros, y pertenecientes a la cultura de lo que una vez se llamó el telón de acero, Liebskird es leal al régimen comunista de la Unión Soviética, es un veterano jugador y héroe ajedrecístico de la URSS que está obligado a derrotar a su oponente, en tanto que Fromm es un destacado jugador joven y, sobre todo, un convencido disidente que vive en el exilio.

Su enfrentamiento en el tablero conlleva las actitudes de cada uno en lo político y en lo ideológico, pero alrededor de los personajes y de la partida que protagonizan hay todo tipo de incidentes, como micrófonos ocultos para vigilar al renegado Fromm o la presencia de un parapsicólogo contratado para leer las intenciones de uno, y la llegada de un gurú para contrarrestarlo. La película tiene buen ritmo. De hecho, tiene la estructura de una película de intriga, pero para los aficionados al ajedrez tiene un valor adicional: la anécdota está inspirada en un hecho real, el duelo por el campeonato mundial entre los maestros Karpov y Korchnoi en Baguío, en 1978.

Esta película consiguió en 1985 el Oscar a la mejor película extranjera, pero en ese mismo año hubo una fuerte polémica acerca de los criterios de la Academia para seleccionar las películas candidatas a esta categoría y para elegir la ganadora, ya que, entre otros incidentes cuestionables, la gran película Ran, del japonés Akira Kurosawa, quedó fuera de competencia en beneficio de otras producciones abiertamente menores.

Véase también[editar]