Lábaro cántabro

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Lábaro cántabro

Lábaro cántabro

Datos generales
Territorio Cantabrum
Uso FIAV 100000.svgFIAV defacto.svg
Proporción n/d
Adopción Sin oficialidad
Colores      Magenta     Oro
[editar datos en Wikidata ]

Lábaro cántabro es el nombre que recibe la interpretación moderna de un antiguo estandarte militar conocido por los romanos como cantabrum. Consiste en un pendón de tela de color púrpura sobre el cual está bordado un círculo rodeado de una decoración geométrica con cuatro medias lunas enfrentadas dos a dos.

Historia[editar]

El origen del nombre y del diseño se encuentra en la teoría defendida por diversos autores[1] de una posible relación entre la génesis del labarum y el estandarte militar denominado cantabrum, con la consiguiente identificación de ambos como una misma cosa; y a la supuesta relación que el Codex Theodosianus establece entre el labarum y los cantabrarii, colegio de soldados romanos encargados de portar el cantabrum.

Su significado etimológico, el que habla, hace referencia a su uso como estandarte utilizado para enviar órdenes o señales a la tropa durante la batalla.

Los relatos de Tertuliano y Minucio Félix no establecen relación alguna entre el cantabrum y el labarum, dejando únicamente clara la veneración que las tropas romanas hacían de sus cruces, cubiertas por las telas de los cantabra y vexilia:

Así también, en los cantabra y en los vexilia, que defiende la milicia con no menor devoción, aquellos velos son las vestiduras sagradas de las cruces.

Tertulianus, Ad Nationes, I, 12.

La religión de los romanos venera todos los signa militares, jura por ellos, los antepone a todos los dioses. Todas las imágenes colocadas en los signa son los collares de las cruces; las telas de los vexilla y de los cantabra son las vestiduras (stolae) de las cruces. Alabo [vuestro] celo: no quisísteis adorar a cruces desaliñadas y desnudas.

Tertulianus, Apologetycum, Pars IV, Capitulum XVI, 8.

Además ni rogamos ni veneramos a las cruces. Vosotros ciertamente, que divinizáis a dioses de madera, quizá adoráis cruces de madera como parte de vuestros dioses. Pues tanto los mismos signa, como los cantabra, como los vexilla de los campamentos, ¿qué otra cosa son sino cruces enriquecidas y adornadas?

M. Minutius Felix, Octavius, XXIX].

Nombre[editar]

Lábaros cristianos con el crismón, inspiración del lábaro cántabro, y el alfa y omega.
Bandera de Cantabria (1984-actualidad).

Según estas teorías, el cantabrum es el estandarte que Constantino I el Grande tras su conversión al cristianismo transforma en el labarum al incluir el crismón, anagrama que representa a Cristo, consistente en las grafías mayúsculas en griego de las dos primeras letras de su nombre, una "X" sobre la que se superpone una "P".

Se justifica también la relación en la etimología celta del término lábaro procedente de (p) lab- hablar, de donde se ha derivado el adjetivo labaros, orador, ampliamente representado en las lenguas celtas. Galés: llafar, habla, idioma, voz, orador; antiguo córnico y bretón: lavar palabra; antiguo irlandés: labar charlatán, labrad habla, lenguaje; irlandés: labhar locuaz, en voz alta y labhairt palabra, habla < célt. (p) labro-.[2] En latín Labarum.

Asimismo, el antropónimo Labaro ya existía entre los antiguos cántabros, habiendo sido recogido en lápidas funerarias.[2]

Diseño[editar]

El diseño actual, siguiendo igualmente la teoría de ser el labarum lo mismo que el cantabrum, establece para el lábaro cántabro el color magenta del labarum.[3]

El tetrasquel dorado representa las cuatro crecientes lunares que aparecen representadas en varias estelas cántabras discoideas gigantes. Siendo un símbolo que se ha constatado que usaban los cántabros frecuentemente, como se observa en caetras representadas en monedas acuñadas tras las Guerras Cántabras.

Además este tipo de estandartes y sus variantes estaban bastante extendidos entre los pueblos célticos, como lo demuestran los relieves del arco de triunfo de Orange. Su diseño entronca con antiguos símbolos celtas como el trisquel y su simbolismo, de tipo religioso, se relaciona con el culto al Sol y a la Luna.

Controversia[editar]

La interpretación moderna del lábaro cántabro y su posible uso como símbolo oficial o cooficial de la Cantabria actual ha surgido como debate en el seno de esta Comunidad Autónoma, desatando un conjunto de enraizadas disputas dialécticas difundidas en muchos casos a través de los medios de comunicación.

En este diálogo mediático las posturas que más voz ostentan provienen de la Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC), por un lado, y de investigadores que intervinieron en la creación de los símbolos de la actual Comunidad Autónoma enmarcados dentro del Centro de Estudios Montañeses, por el otro.[4]

A favor[editar]

Actualmente, y desde ciertos colectivos cántabros tanto sociales como políticos, se reivindica el uso oficial del estandarte aureomagenta como bandera de Cantabria, como representación del legítimo cantabrum, en sustitución de la actual,[5] o al menos otorgándole la misma oficialidad.[6] Algunos ayuntamientos, caso del de Comillas, aceptaron la propuesta del CNC de utilizar dicha bandera y colocarla en el balcón de la Casa Consistorial durante la celebración de fiestas locales y regionales.[7] Asimismo, el lábaro ondea en el Ayuntamiento de Colindres durante la semana en la que se celebra el festival de música cántabra Sauga Folk y se procede anualmente a su izado solemne en acontecimientos de la talla del Día´l Pueblu Cántabru de Novales o el Día Infantil de Cantabria, cuya celebración tiene lugar en la península de la Magdalena de Santander.

En contra[editar]

Existe una serie de expertos como Joaquín González Echegaray, José Luis Casado Soto o Ramón Teja que defienden la legitimidad histórica de la actual bandera de Cantabria frente al lábaro, al argumentar que el pendón blanquirrojo es el que llevaban los barcos cántabros desde, al menos, el siglo XVIII. Según estos académicos, aunque en los textos antiguos hay alguna referencia a un estandarte denominado cantabrum, en ningún caso las fuentes clásicas dan una descripción exacta de la forma, colores o símbolos del mismo, siendo aventurado reconstruirlo sin más elementos de juicio.

Frente a tergiversaciones publicadas en determinados medios críticos con el lábaro,[8] González Echegaray en su estudio Acerca del llamado "Lábaro Cántabro" se limita a afirmar sobre el lábaro moderno: «Se trata de una creación nueva, que solo puede decirse que se halla vagamente sugerida por algunos de los elementos históricos que de aquí hemos hablado», si bien su opinión respecto a adoptar el lábaro como bandera es negativa.[9]

Para Casado Soto, más crítico, el lábaro no sería sino un invento del regionalismo cántabro, cuya antigüedad no va más allá del periodo preautonómico, y el actual debate en torno a los símbolos regionales sería un intento de destruir el consenso que se alcanzó en el Estatuto de Autonomía.[10] [8]

Otras banderas históricas[editar]

Véase también[editar]

Bibliografía[editar]

  • Peralta Labrador, Eduardo (2003). Los Cántabros antes de Roma (2ª edición). Cantabria: Real Academia de la Historia. ISBN 84-89512-59-0. 
  • Montes de Neira Monte, Luis Ángel (original 1978/ reeditado 2004). «El Lábaro Cántabro». Los Cántabros 1 (3). p. 9 a 33. 

Notas[editar]

  1. Dictionnaire des antiquités grecques et romaines - Daremberg et Saglio 1920.
  2. a b Jesús J. Maroñas García (1999). Onomástica de Cantabria. Los nombres de persona cántabros. (2ª edición). Ed. C.D.E.S.C. Santander. ISBN 84-931031-0-1. 
  3. Cristo, bordado en oro y ornado con piedras preciosas, marcaba el Labarum purpúreo, Cristo se escribía en los escudos, en la cresta de los cascos centelleaba la cruz." [Aurelius Prudentius, Contra Symmachum, Lib. I, 486-488]
  4. García Sánchez, Jesús (2009). «El uso político de objetos arqueológicos: las estelas gigantes de Cantabria». Salduie (9). http://unican.academia.edu/Jes%C3%BAsGarc%C3%ADaS%C3%A1nchez/Papers/463452/Political_use_of_archaeological_remains_the_Cantabrian_giant_steles. 
  5. El Diario Montañés (2007). «Una muestra desvela el origen de la bandera de Cantabria» (en español). Consultado el 19-07-2007.
  6. El Diario Montañés (2009). «ADIC presenta en el Parlamento una propuesta para oficializar el lábaro» (en español). Consultado el 20-05-2009.
  7. Conceju (2006). «Conceju comienza una campaña para el reconocimiento del Lábaru como bandera de Cantabria» (en español). Consultado el 22-03-2007.
  8. a b Sellers, Gonzalo (29 de junio de 2009). «El lábaro desmontado». El Diario Montañés. Consultado el 29 de junio de 2009.
  9. Joaquín González Echegaray (2008). «Acerca del llamado "Lábaro Cántabro"». Altamira: Revista del Centro de Estudios Montañeses (75). pags. 191-222. http://dialnet.unirioja.es/servlet/revista?codigo=42. 
  10. El Diario Montañés (2007). «Expertos defienden la legitimidad histórica de la bandera cántabra» (en español). Consultado el 25-07-2007.
  11. «Primeras enseñas españolas (Asturias y León)». Armada Española. Consultado el 28 de diciembre de 2008.
  12. Banderas de España - José Luis Calvo, Luis Grávalos 1983 Madrid Ed. Sílex
  13. "Por figurar en el centro de su paño el escudo de Santander y en sus esquinas el lábaro cántabro, no nos cabe duda que esta bandera perteneció a uno de los varios Cuerpos que con el nombre de "Cantabria" formó D. Juan Díaz Porlier a partir de 1809." Trofeos, banderas y estandartes del Museo del Ejército 1700-1843 - Luis Sorando
  14. Error en la cita: Etiqueta <ref> inválida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas ADIC