Joscelino III de Edesa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Joscelin III de Courtenay, Conde Titular de Edesa, era el hijo de Joscelino II de Courtenay, Conde de Edesa y Beatriz. Heredó en 1159 el título de su padre, a pesar de que Edesa había caído en manos de los musulmanes en 1144, y el resto del condado (incluyendo Turbessel) había sido conquistado o vendido años antes.

Joscelino vivió en el Reino de Jerusalén, administrando el pequeño Señorio de Joscelino, cerca de Acre. Parece ser que estas tierras incluían el Señorío de Banias. Su hermana, Inés de Courtenay, había sido la primera esposa del Rey Amalarico I de Jerusalén antes de subir al trono, y era la madre de Balduino IV y de Sibila. En 1164 fue capturado por Nur al-Din en la Batalla de Harim y permaneció en cautividad hasta que en 1176 su hermana Inés pagó por su rescate 50.000 dinares, probablemente procedentes del tesoro real. Su sobrino Balduino le convirtió en Senescal de Jerusalén. Formo parte de un pequeño círculo de la familia real totalmente opuestos a algunos nobles dirigidos por Raimundo III de Trípoli.

En 1180, fue embajador ante la corte de Bizancio, en sustitución de Guillermo de Tiro, cuya influencia en la corte iba en disminución. Después de la boda de la Princesa Isabel de Jerusalén (media hermana de Balduino) con Hunfredo IV de Torón, sus señorios pasaron a manos del Rey a cambio de dinero. Balduino IV dio parte de estos, como Chastel Neuf, a Joscelino, y a Inés le garantizó el usufructo de Torón. Inés murió en 1184, pocos meses antes que su hijo.

En 1185, Joscelino se convirtió en tutor del joven rey Balduino V, mientras que Raimundo III ejercía de regente. Raimundo temía que, si él fuera el tutor del jovén, podrían acusarle de acabar maliciosamente con su vida para ascender él mismo al trono. Joscelino, como hermano de la abuela materna del rey, no podía heredar directamente el trono, así que sus intereses estaban en que el joven viviera lo más posible. Además, para ayudarlo en su tarea, llegó desde Italia el abuelo paterno de Balduino, Guillermo V de Montferrato. Sin embargo, Balduino era un chico enfermizo, y murió en Acre en 1186. Joscelino y Guillermo escoltaron su ataúd hasta Jerusalén. Mientras tanto, Raimundo fue a Nablus para buscar el apoyo de Balián de Ibelín para nombrar a Isabel como reina. Fallarón en su intento y fue coronada como reina Sibila, coronando a su segundo marido, Guido de Lusignan, como rey.

En 1186, Guido y Sibila concedierón más territorios a Joscelino, incluyendo Torón. Él, a su vez, los dio como dote a su hija mayor, Beatriz, que estaba prometida con Guillermo de Valence, el hermano menor de Guido. Su hermana menor, Inés, fue casada con uno de los sobrinos de Guido, pero si Beatriz muriera antes de casarse, Guillermo se desposaría con Inés.

En la Batalla de los Cuernos de Hattin en 1187, Joscelino lideraba la retaguardia junto a Balían de Ibelín. Ambos escaparon de la desastrosa derrota y huyeron a Tiro. Todos sus territorios fueron capturados por Saladino. Joscelino se unió al Asedio de Acre en la Tercera Cruzada. La última referencia que se tiene de él es una carta fechada el 25 de octubre de 1190, después de la muerte de Sibila. Casi con toda seguridad murió en el asedio. Un mes más tarde, Isabel, que reclamaba la corona de Guido y la devolución de Chastel Neuf y Torón (si erán de nuevo conquistadas) a su marido Hunfredo, se divorció de él. Si Joscelino seguía con vida, nada objetó al respecto. Sin embargo esto significó el final de los prósperos matrimonios de las hijas de la Familia Lusignan. Su muerte confirmada fue en octubre de 1200.

En 1176, después de su liberación, se casó con Inés de Milly, hija de Enrique de Milly, el Bufalo, Señor de Petra, e Inés de Grenier (hija de Eustaquío de Grenier), con la que tuvo dos hijas:

El Señorio de Joscelino fue comprado en 1220 por Hermann von Salza, Gran Maestre de la Orden Teutónica, a sus hijas.

Ancestros[editar]