Jinete de Dragón

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El Jinete de Dragón es un tipo de guerrero que aparece en la saga de El legado.

En el reino ficticio de Alagaësia, los Jinetes de Dragón gobernaron una vez de forma justa. Estos nobles personajes cabalgaban a lomos de dragones, con los cuales formaban una única entidad. Una vez que nacía un dragón destinado a crear un Jinete (el huevo debía ser expuesto al futuro Jinete) ambos comenzaban su período de entrenamiento. Jinete y montura crecían en fuerza y sabiduría, dominando tanto el arte de la guerra, como el arte de la magia.

Entre ellos se establecía un vínculo mental y anímico muy fuerte, tanto que la muerte del Jinete significaba la muerte del dragón, aunque no al revés. Sin embargo, si el Jinete poseía el conocimiento suficiente de la gramaticia, podría romper el vínculo entre él y su dragón, salvando así la vida del dragón.

Historia[editar]

La historia de estos caballeros es larga y compleja. Durante una antigua y sangrienta guerra entre dragones y elfos, conocida como Du Fyrn Skulblaka (La Guerra de los Dragones), un elfo llamado Eragon (en honor a quien el protagonista de la serie lleva su nombre) encontró y crio a un dragón, logrando así terminar con la guerra. Al acordarse la paz entre las 2 razas, se decidió y eligió como necesaria la creación de los Jinetes, para asegurarse de mantener la paz entre ambas razas. Inicialmente solo los elfos eran Jinetes, pero gradualmente los humanos fueron siendo aceptados también a este honor y la meta de los Jinetes de Dragón cambió a encargarse de mantener la paz en toda Alagaësia. Aunque inicialmente la hermandad era justa, con el tiempo cayeron en su propia arrogancia, y uno de ellos, ansiando el poder y el cambio, se rebeló. Se trataba de Galbatorix, un poderoso Jinete consciente de ello, que junto a un grupo de otros trece Jinetes -conocidos posteriormente como Los trece apóstatas-, combatieron a sus antiguos compañeros y ayudaron a Galbatorix a conseguir el poder, destronando al rey de Alagaësia y desapareciendo de esta forma la hermandad de los Jinetes de dragón.

Quedaron vivos solamente Brom (cuya dragona fue asesinada), Oromis y su dragón Glaedr, el citado Galbatorix y tres huevos de dragón que el rey acaparó, esperando poder dirigir a la siguiente generación de Jinetes cuando llegara.

Tras muchos años de tiranía, la aparición de Eragon y el nacimiento de Saphira, suponen el posible resurgir de esta noble casta.

Al final de la saga, Eragon restituye a los Jinetes siendo el (y Saphira) su nuevo lider e incluye a todas las razas de Alagaësia; como son elfos, humanos, enanos y urgalos restableciendo completamente la paz en el reino y evitando futuras disputas.

Jinetes y dragones[editar]

  • Saphira - Dragona azul que traería la esperanza al mundo nacer bajo su nuevo Jinete, Eragon. Su nombre coincide con el de la antigua dragona de Brom.
  • Glaedrl - Dragón de color dorado. Perdió una pierna en una lucha contra los Apostatas. Su Jinete es Oromis, ambos son los maestros de Eragon.
  • Shruikan -Dragón negro puesto al servicio de Galbatorix a través de Magia Negra.Es el único dragón de los apostatas que no sufrió el Destierro de los Nombres.
  • Espina - Es el dragón rojo de Murtagh, ambos se ven obligados a jurar lealtad a Galbatorix.
  • Firnen - Es el dragón verde de Arya, este prende para ella después de la caída de Galbatorix