Jaidamaka

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Procesión religiosa ortodoxa. La diferencia religiosa entre la nobleza dominante polaca católica y el campesinado ortodoxo jugó un importante papel en la rebelión Jaidamaka. Cuadro de Iliá Repin.

Los Jaidamakas, también conocidos como Haidamaky o Haidamáks (singular haidamak, en ucraniano: Гайдамаки, Haidamaky, del turco: haydamak, "vagabundos" o "atracadores"),[1] fueron bandas paramilitares en la Ucrania del siglo XVIII, que se rebelaron repetidas veces contra la dominación polaca en el margen derecho de Ucrania, principalmente debido a la asfixiante carga sobre el campesinado. Asimismo hay una fuerte carga de lucha religiosa entre la Iglesia católica y la Iglesia ortodoxa, focalizando la ira popular contra la nobleza polaca, la Iglesia católica y los judíos.[2] [3]

Orígenes[editar]

Nobles polacos, inicio del siglo XVII. Su vida de lujos y extravagancias les granjeó un profundo odio entre el campesinado, que tenía que trabajar para ellos entre 4 y 6 días a las semana, aparte de pagar cargas e impuestos.

Comienza de forma similar a lo ocurrido en toda Europa, con la huida de campesinos de la opresión feudal o señorial, internándose en profundos bosques, para luego robar a los ricos,[4] [5] en un fenómeno llamado "Bandidaje Social",[6] una extraña combinación entre aprovechamiento personal y altruismo. Si bien se inició como hechos marginales, se agravó con la expiración de la exención de derechos por 15 a 20 años que había sido promulgada por la Szlachta en su día, para atraer a los campesinos a las despobladas tierras del Margen derecho de Ucrania. La expiración de dicho plazo implicaba la conversión de los campesinos libres o semilibres en siervos.[6]

La organización cosaca había sido erradicada en el margen derecho, por lo que el campesinado carecía de una clase dirigente que dirigiese el movimiento, siendo muy importante la cercanía de la Sich de Zaporozhia para el reclutamiento de líderes, tropas y suministros,[6] así como lugar de refugio.[5]

Tuvieron lugar tres levantamientos principales, que corresponden a los años 1734, 1750, y 1768, lo que se probó demasiado para el moribundo estado de la Mancomunidad polaco-lituana, finalizando las tres con la intervención del ejército ruso a petición polaca.[7]

Primeras acciones[editar]

La Mancomunidad polaco-lituana, debido a su configuración y organización, no tenía grandes ejércitos permanentes, y en los momentos de luchas internas o externas, las acciones "Jaidamakas" podían ser en extremo desestabilizadoras.[6]

Estos éxitos iniciales espolearon el florecimiento de estas bandas en todo el Margen derecho.

Volodymyr Antonovich afirma que se pueden distinguir a lo largo del siglo XVIII tres periodos con respecto a las rebeliones Jaidamakas:[8]

  • Los años entre 1710 y 1730, en los que difícilmente se distinguía del bandidaje.
  • Desde la década de 1730 hasta la década de 1760, en el que progresivamente adquirió carácter de revuelta campesina.
  • La década de 1760 que tomó el aspecto de alzamiento nacional.

Otros movimientos similares[editar]

A pesar de la identificación romántica del siglo XIX y XX de los movimientos en Galitzia similares a los "Jaidamakas", los llamados "Opryshki", y los "Haiduk" en los Balcanes, no se encuentra otra conexión entre los mismos que los propios del mencionado "Bandidaje Social" por la opresión campesina común a toda Europa,[5] aunque la historiografía soviética ha intentado convertirlo en una lucha de clases internacional, y con ese traspaso de conceptos del siglo XX al siglo XVIII, como un movimiento unificado y conexo.[9] La opryshka de Galitzia careció en todo momento de motivaciones religiosas o nacionales.[10]

Revuelta de 1734[editar]

La vida del campesinado fue extremadamente dura en el siglo XVIII, llegando a despoblarse todo el margen derecho de Ucrania. Lev Tolstói, retratado por Iliá Repin.

Con motivo de la guerra por la sucesión del trono polaco, en la que participaron varios países de Europa apoyando facciones de la nobleza polaca, Rusia intervino con su ejército, imponiendo a la Dieta polaca la elección de Augusto III. La presencia rusa en el margen derecho de Ucrania, hizo abrigar esperanzas de una liberación inminente de la opresión de la nobleza polaca, estallando una sublevación campesina.[3] La sublevación la encabezó un tal Verlan, anteriormente al servicio de los nobles polacos,[3] que a la cabeza de 1.000 "haidamaky", con un supuesto beneplácito del zar ruso, hizo incursiones en Bratslav, Volinia y Galitzia, hasta que los polacos los hicieron huir hacia Moldavia, contratando para la persecución de las bandas haidamakas a zaporogos encabezados por Sava Chaly hasta su ajusticiamiento a manos de los propios zaporogos.[5]

Revuelta de 1750[editar]

Con la expiración de los privilegios de exención de servidumbre gratuita hacia los nobles y de impuestos en el año 1750, un grupo de Zapórogos cruzó al margen derecho de Ucrania generando un levantamiento campesino en la región de Kiev y Bratslav, que es rápidamente sofocado por los polacos.[11]

La Koliívschina (1768)[editar]

Casa campesina ucraniana. La nobleza polaca, para conseguir la repoblación, estableció periodos de entre 15 y 20 años de exención de servidumbre. Después de este plazo los campesinos se convertían en siervos, siendo esta una de las causas de la rebelión. Pintura de Iliá Repin.

Es la más importante rebelión de los "haidamakas" ocurrida en 1768. Debido a una nueva intervención rusa en los asuntos polacos, los nobles se ven obligados a la protección de la Iglesia ortodoxa en los territorios de la Mancomunidad polaco-lituana, y como reacción, la Szlachta se organiza en la Confederación de Bar en febrero de 1768, basada principalmente en los nobles de la zona del este de Podolia y Bratslav. Los ortodoxos temieron que la reacción contra Rusia los incluyese como víctimas, por lo que decidieron atacar antes de ser atacados.[5]

El nombre de Koliívschina probablemente se deriva de la palabra "Kolí", que significa "picas" o "lanzas", arma principal de la revuelta.[12]

Orígenes de la revuelta[editar]

Tuvo dos vertientes principales. La primera fue la finalización de la exención en la zona de Kiev en la década de 1760 del periodo dado a los campesinos para favorecer la repoblación, y la muy fuerte agitación de los monasterios ortodoxos, principalmente del monasterio Motronyn, en la Óblast de Cherkasy, principalmente de carácter anti-uniata.[12]

Por otra parte, la imposición rusa en el trono polaco de, primero Augusto III, y luego de Estanislao Poniatowski hicieron que fuesen considerados por la Szlachta como marionetas. La Szalchta se organizó en la Conferencia de Bar, y atacó inmediatamente a las tropas rusas presentes en territorio de la Mancomunidad polaco-lituana.[12]

Estallido de la revuelta[editar]

En mayo de 1768, liderados por Maksim Zalizniak, estalló una rebelión campesina en la zona de Kiev.[5] Maksim Zalizniak, que había pasado el último año en el Monasterio Motronyn, dirigió a sus tropas contra los Szlachta de la Confederación de Bar.[12]

Toma de Uman[editar]

Un cosaco moderno, Ostap Kindrachuk, tocando la bandura en un viejo mercado de Poznań.

La toma de Uman por parte de los Jaidamakas se produjo en 1768 por las tropas lideradas por Iván Gonta,[13] tuvo y tiene un significado muy importante tanto en la historia polaca, como en la judía y la ucraniana, pero con un sentido muy diferente en cada una de ellas.[13] En la memoria judía quedaron duramente grabadas las matanzas realizadas por los insurrectos.

Las cifras oficiales de asesinados en la ciudad eran de 12.000 personas: 7.000 de ellas polacos y 4.000 judíos.[14]

Supresión de la rebelión[editar]

Catalina la Grande ordenó al ejército ruso la entrada en el margen derecho de Ucrania y sofocar la rebelión, apoyando a las tropas polacas.

Consecuencias de la Koliívschina[editar]

Una vez sofocada la rebelión hubo una brutal represión, no sólo contra los rebeldes, sino también contra población que nada había tenido que ver con la misma.[14]

Es ésta la última rebelión, que hirió de muerte a la Mancomunidad polaco-lituana y dejó clara la vinculación entre las poblaciones de las dos márgenes del río Dniéper, que será más adelante el germen de la formación nacional de Ucrania.[15] Otra de las consecuencias fue la incorporación en pocos años de ambas márgenes del Dniéper dentro del Imperio ruso.

Participación Cosaca[editar]

La participación de los cosacos parece no responder a la visión del siglo XIX y XX transpolando los valores nacionales actuales al siglo XVIII, sino parece obedecer a tres causas:[16]

  • Odio al sistema polaco de la Szlachta
  • La ortodoxia como nexo de unión
  • El convencimiento de la intervención rusa contra los polacos

Visión posterior de los Jaidamakas[editar]

Idealización romántica ucraniana[editar]

Moneda soviética; Tarás Shevchenko, el mayor poeta ucraniano, que elevó a mito nacional a los Jaidamakas.

La visión romántica de la historia en el siglo XIX, hizo que el más representativo poeta ucraniano Tarás Shevchenko presente a los Jaidamakas como héroes en la lucha contra la opresión nacional.[3]

El historiador ucraniano Mijailo Maksimóvich sostuvo una visión diferente a la polaca y rusa, habiendo recopilado tradiciones orales y canciones que arrojaban otra luz muy distinta sobre los Jaidamakas, y no pudiendo publicarlas durante varios años por la censura zarista. El principal apoyo de esta tercera visión no partió de la investigación sino del relevo que toma la poesía romántica del siglo XIX, y la hace el más representativo poeta ucraniano Tarás Shevchenko,[17] que presenta a los Jaidamakas como héroes en la lucha contra la opresión nacional.[3]

Punto de vista polaco[editar]

La imagen polaca es muy distinta, porque destaca la faceta más bárbara y cruel de las acciones jaidamakas contra la civilización, representada por los polacos,[18] que incluso llegan a introducirse en la propia investigación histórica polaca, llegando a reducir, en un estudio realizado por Franciszek Rawita-Gawnoñski, las causas del movimiento Jaidamaka a una sola:[19]

El degenerado carácter del pueblo ucraniano.

Monumento a la "Unión Permanente" de Rusia y Ucrania en Kiev. La historiografía soviética ha manejado siempre como verdad indiscutible la afirmación de que "el deseo del pueblo ucraniano de unirse al ruso fue una de las causas de la rebelión Jaidamaka".

Principalmente es el símbolo de la enemistad polaco-ucraniana que ha quedado grabado en el subconsciente cultural de ambas sociedades.[7]

Sin embargo, también fue tomada por pequeños grupos de intelectuales polacos exilados en el siglo XIX, llamado "Grupo de Uman", como una base común en la lucha antirrusa de ambos pueblos.[13]

Punto de vista durante el Imperio Ruso[editar]

Los historiadores rusos y ucranianos durante Imperio ruso siempre se desmarcaron del movimiento Jaidamaka, tomando el punto de vista imperial, siempre negativo sobre los Jaidamakas. Incluso el historiador cosaco Apollón Skalkovski minimiza la participación de los cosacos zaporogos a unos pocos animales que no merecen su nombre.[20]

Punto de vista soviético[editar]

La historia soviética contempló estas rebeliones como parte de la "lucha de clases", dando como ciertos los clichés propagandísticos, sin base documental, despreciando o minimizando el factor religioso como factor de crucial importancia, dando como verdades las siguientes:[21]

  • El movimiento Jaidamaka fue una lucha de clases de los campesinos y cosacos pobres contra el orden feudal.
  • El movimiento Jaidamaka fue una lucha nacional de liberación y "reunión" con Rusia.
  • El movimiento Jaidamaka se extendió por toda Ucrania, incluyendo el margen izquierdo de Ucrania, la Ucrania Slobodá y el este de Ucrania.
  • Los Jaidamakas fueron plurinacionales, incluyendo ucranianos, frente a los explotadores, igualmente plurinacionales (szlachta polaca, Rusia zarista y la starshiná ucraniana).

Referencias[editar]

  1. Subtelny, Orest. University of Toronto Press. ed. Ukraine History. pp. 191. ISBN 0802083900. «Its participans were called haidamaky. Like the word "Cossack", the term haidamak was also of turkic origin and mean "vagrant" or "robber" 
  2. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. ISBN 0363-5570. «Described briefly, the haidamak movement consisted of virtually continuous spontaneous revolts by the Ukrainian Orthodox peasants and Cossacks against the Polish Catholic landlords and their Jewish clients, as well as against the Roman Catholic and Uniate clergy» 
  3. a b c d e Magocsi, Paul Robert. University of Toronto Press. ed. Kievan Rus. pp. 295. ISBN 0802078206. 
  4. Subtelny, Orest. University of Toronto Press. ed. Ukraine History. pp. 191. ISBN 0802083900. «From the early 18th century onwards, it was applied by the polish to those runaway peasants who hid deep in the forest from whence they emerged periodically to plunder isolated nobles' states.» 
  5. a b c d e f Subtelny, Orest. University of Toronto Press. ed. Ukraine History. pp. 192. ISBN 0802083900. 
  6. a b c d Subtelny, Orest. University of Toronto Press. ed. Ukraine History. pp. 191. ISBN 0802083900. 
  7. a b Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 360. ISBN 0363-5570. «'» 
  8. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 362 y 363. ISBN 0363-5570. 
  9. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 366 y 367. ISBN 0363-5570. 
  10. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 369. ISBN 0363-5570. 
  11. Magocsi, Paul Robert. University of Toronto Press. ed. Kievan Rus. pp. 295-296. ISBN 0802078206. 
  12. a b c d Magocsi, Paul Robert. University of Toronto Press. ed. Kievan Rus. pp. 296. ISBN 0802078206. 
  13. a b c Magocsi, Paul Robert. University of Toronto Press. ed. Kievan Rus. pp. 297. ISBN 0802078206. 
  14. a b Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 372. ISBN 0363-5570. 
  15. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 372-373. ISBN 0363-5570. 
  16. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 365. ISBN 0363-5570. 
  17. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 362 y 363. ISBN 0363-5570. 
  18. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3 3. pp. 360. ISBN 0363-5570. «The first works dealing with the Koliivshchyna were memoirs written by opponents of the uprising which depicted the rebels as bandits, disobedient serfs, and Orthodox fanatics who were incited by agents of the Russian tsar. Strident in tone and historically unreliable, the memoir literature was of prime importance in creating the Polish haidamak myth.» 
  19. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 361 y 362. ISBN 0363-5570. «Increased Ukrainian-Polish friction contributed to the uncritical incorporation of the Polish haidamak myth into Polish historical scholarship. In such an atmosphere Fnanciszek Rawita-Gawnoñski 1846-1930 produced both the most thorough and most chauvinistic Polish study of the haidamak movement. Rawita-Gawroñski reduced the whole haidamak movement to a single cause-the degenerate character of the Ukrainian people. According to him the Ukrainians were the product of racial intermingling between Mongol tribes and Slays and as such had acquired the worst characteristics of the nomads: love of violence and a proclivity for crime, bloodletting, and anarchy.(Historya ruchdw hajdamackich w. XVIII, vol. 1 Brody, 1913,p. vi.» 
  20. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 362. ISBN 0363-5570. 
  21. Kohut, Zenon E.. «Myths old and new: the Haidamak movement and the Koliivshchyna 1768 in recent historiography». En Harvard Ukrainian Research Institute. HARVARD UKRAINIAN INSTITUTE Volume I Nº 3. pp. 365 a 367. ISBN 0363-5570. 

Bibliografía[editar]