Istiophorus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Pez vela
Istiophoridae.jpg
Pez vela y marlín blanco
Clasificación científica
Filo: Chordata
Clase: Actinopterygii
Orden: Perciformes
Familia: Istiophoridae
Género: Istiophorus
Lacépède, 1801
Especies

Los peces vela (Istiophorus spp.) son dos especies de marlines que habitan en el océano Atlántico, golfo de México, océano Pacífico y océano Índico.

Descripción y hábitos[editar]

En distancias cortas, el pez vela de color azul metalizado es uno de los peces más rápidos del mar. Puede llegar a alcanzar hasta 119 km/h según estudios realizados gracias a su cuerpo hidrodinámico y musculoso. Tiene una cola rígida en forma de C, idónea para la velocidad; y su alta aleta dorsal, o "vela", corta el agua como la hélice de los barcos. El hocico se estrecha hasta terminar en una punta muy afilada. Se alimenta de peces y calamares, y suelta sus huevos en alta mar. Con sus tres metros de largo y sus cien kilos de peso es, además, uno de los animales más elegantes del océano.

El pez vela llega a alcanzar una velocidad de 30 metros por segundo lo que supone unos 109 kilómetros por hora. En términos comparativos, atraviesa una distancia de 50 metros en dos segundos, cuando un ser humano tardaría 29 segundos de recorrer la misma distancia nadando tan rápido como pueda. Esta velocidad la logra gracias a un pedúnculo caudal muy poderoso, además se piensa que la prolongación de su mandíbula superior es una ayuda para hender las aguas al favorecer su hidrodinámica.

Frecuentemente se le confunde con el marlín (género tetrapturus) o con el pez espada, con los que tiene en común sus espectaculares saltos fuera del agua, pero aunque comparte familia con los marlines, el pez espada se encuadra en una familia uniespecifica (Xiphiidae).

Especies[editar]

Pesca[editar]

Está considerado como el más noble de los peces que se pueden pescar ya que ofrece una gran resistencia al tratar por medio de fuertes carreras subacuáticas y espectaculares saltos librarse del anzuelo que le perfora la mandíbula.

En 1963 se conseguían presas con un peso promedio de 120 kg. Ahora se considera una presa excelente a la que llega a pesar 40 kg, lo que demuestra que los ejemplares que se están pescando actualmente son juveniles y que la pesca indiscriminada no permite que los perseguidos peces vela consigan llegar a adultos. Actualmente están en peligro y no se recomienda su captura.

El vela usualmente se pesca con carnada viva y muerta además de cualquier tipo de currican y calamares falsos.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]