Instituto Nacional de Ecología

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Instituto Nacional de Ecología (Junio 1991).

El Estado de México publicó en el 2009 la “Iniciativa ante el Cambio Climático del Estado de México”, la cual incluye un análisis de las fuentes de emisión, su Inventario de emisiones de GEI (gases de efecto invernadero) ; los aspectos de vulnerabilidad, y acciones que repercuten en la reducción de emisiones de GEI, relacionadas con medidas de eficiencia energética, mejor desempeño del sector transporte, captura y reducción de GEI, y la conservación de sumideros de carbono de la entidad.

El Instituto Nacional de Ecologia se creó en junio de 1991 como órgano desconcentrado de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales. Aunque se habían realizado otras labores en temas ambientales desde 1989, se refundó para promover y realizar investigaciones sobre problemas ambientales que permitan aportar datos, ideas, propuestas e insumos técnicos para que la administración ambiental del gobierno federal mexicano tome decisiones en la materia. Es hasta el Jueves 8 de Agosto de 2002, cuando se publicó en el Diario Oficial de la Federación el decreto por el que se crea el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación.[1] Su misión, tal como queda establecida en [www.ine.gob.mx/acerca], es "generar, integrar y difundir conocimiento e información a través de investigación científica aplicada y el fortalecimiento de capacidades, para apoyar la formulación de política ambiental y la toma de decisiones que promuevan el desarrollo sustentable."

A fin de ordenar su quehacer, la labor del INE se lleva a cabo siguiendo cuatro líneas de investigación o “agendas científicas”:

--Una “agenda verde” orientada a llevar a cabo investigaciones que aporten herramientas para el aprovechamiento sustentable de los recursos naturales. —Una “agenda gris”vinculada a las tareas de control de la contaminación en los ámbitos locales, regionales y global. Y para aportar resultados del análisis que permitan diseñar políticas para prevenir la contaminación y para manejar de la mejor manera los materiales peligrosos.

—La “agenda socio-económica” está conformada por proyectos de investigación orientados a diseñar nuevos instrumentos económicos de política ambiental, desarrollar metodologías de evaluación económica del capital natural y de los servicios ambientales, y en general a establecer sistemas de contabilidad ambiental.

—Una “agenda de investigación experimental y capacitación” con un enfoque básicamente experimental hacia las tecnologías de control, seguimiento y caracterización de los contaminantes, de las sustancias y de los residuos en aire, agua y suelo. Se relaciona también con la formación especializada de recursos humanos.

Estas agendas son atendidas por cuatro direcciones generales: La Dirección General de Investigación en Ordenamiento Ecológico y Conservación de Ecosistemas (agenda verde) La Dirección General de Investigación en Contaminación Urbana y Regional (agenda gris) La Dirección General de Investigación en Economía y Política Ambiental (agenda socio-económica), y la Dirección General del Centro Nacional de Investigación y Capacitación Ambiental (agenda de investigación experimental y capacitación).

Como institución, el INE pretende que su trabajo se base en: (1) Llevar a cabo investigaciones relacionadas con problemas ambientales prioritarios (2) Fomentar proyectos de colaboración científica entre instituciones académicas, (3) Divulgar los resultados alcanzados así como la información científica generada, y (4) Formar recursos técnicos y científicos de calidad.

En este sentido, el INE ha definido cuatro áreas claves para medir sus: (1) La investigación ambiental, (2) La colaboración científica, (3) La formación de recursos humanos, y (4) La divulgación de los resultados obtenidos

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]