Immortus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Inmortus
Primera aparición Vengadores #
Marvel Comics
Creador(es) Stan Lee Jack Kirby
Información
Alias Ranma-Tut, Kang el Conquistador, el Señor del Limbo
Especialidad control del tiempo, capacidad de sacar a una persona del tiempo y que obedezca su voluntad
Afiliaciones actuales Guardianes del Tiempo
Afiliaciones anteriores los Amos del Mal, la Legión de los No-Vivos
[editar datos en Wikidata ]

Immortus (conocido en ocasiones como Inmortus[1] ), es un villano de Marvel Comics. Reside en el Limbo, y desde allí controla y manipula la corriente temporal. Inmortus es una encarnación futura de Kang el Conquistador, aunque dado que ambos son viajeros temporales, confrontaron entre sí en varias ocasiones. Fue creado por Stan Lee y Jack Kirby.

Historia[editar]

Inmortus fue en su momento Kang el Conquistador, pero asumió su nueva identidad al establecerse en el Limbo, desde donde comenzó a estudiar al continuo temporal. Pronto recibió una visita de los Guardianes del Tiempo, que le propusieron enseñarle aún más a cambio de que sea su agente y trabaje para ellos. Deseoso de nuevos conocimientos, aceptó. Para ayudarlo en sus trabajos, Inmortus tuvo a cargo un ejército de Fantasmas del Espacio, capaces de asemejarse a cualquiera y que son entrenados a creer sus papeles incluso en sus pensamientos privados, lo cual impide que sean descubiertos por telépatas. Sin embargo, por un largo tiempo se utilizó a un solo Fantasma del Espacio por vez como tal, para que se creyera que sólo había uno.

Tras la formación de los Vengadores envió al Fantasma del Espacio a separarlos, para que nunca se volvieran una amenaza para los Guardianes. Tuvo éxito en sembrar la discordia que ocasionó el alejamiento de Hulk, pero fracasó al intentar usar sus poderes con Thor: su naturaleza asgardiana resultó ser inmune a los mismos, y el Fantasma del Espacio fue al Limbo en su lugar.

Luego de ese fracaso Inmortus se involucró directamente, para operar a través de otros agentes. Se alió a los Amos del Mal y llevó consigo a Fantasmas del Espacio en los papeles de Paul Bunyan, Goliath, el mago Merlín y Hércules (no confundir con el Hércules habitual de Marvel); pero cuando todos ellos fueron derrotados, se llevó al Capitán América al pasado, quitándole así un miembro al equipo. Entonces los Amos del Mal atacaron nuevamente, pero como Inmortus quedó impresionado por el valor y la destreza del Capitán lo devolvió a su propio tiempo, equilibrando la pelea nuevamente. La Encantadora borró esos eventos de la línea temporal, retrocediendo unos días al pasado y formando una línea temporal alternativa en la cual no se hubieran encontrado con Inmortus. A partir de aquel momento, Inmortus decidió desafiar a sus amos: se dedicaría a observar a los Vengadores, y a contenerlos, pero no a destruirlos.

Lo primero que hizo en ese sentido fue preparar un gran engaño para Thor, por el cual, creyendo estar salvando el planeta del Fantasma del Espacio, despojaría a su martillo de su poder para viajar por el tiempo.

Guerra Kree-Skrull[editar]

Sin embargo, pronto aparecieron los Guardianes del Tiempo, y le recriminaron a Inmortus no haber mantenido a los Vengadores bajo control. Se referían a los eventos de la Guerra Kree-Skrull, en la cual los Vengadores tomaron parte activa interfiriendo con ambos bandos, y que culminó con el surgimiento en Rick Jones, por intervención de la Inteligencia Suprema de los Kree, de la "Fuerza del Destino", un terrible poder contenido dentro de la humanidad. Inmortus minimizó las consecuencias ya que Jones perdió sus poderes luego de utilizarlos, pero los Guardianes le mostraron los futuros posibles ocasionados por dichas acciones, en los cuales la humanidad expandía por todo el universo formando el "Imperio Terrano" mediante la conquista o el sometimiento, u otros en los cuales toda la vida de la galaxia fue destruida en guerras estelares contra la humanidad. Inmortus se comprometió a manipular los eventos para mantener a la humanidad confinada en la Tierra.

La Bruja Escarlata y la Visión[editar]

También le fue revelado que la Bruja Escarlata era el ser nexo de la realidad, y que si llegara a tener hijos serían tan poderosos como para alterar el balance de poder del cosmos. Por eso intentó prevenir su existencia, y calculó que no sería necesario matar a nadie si podía involucrarla con la Visión, un androide, con quien comenzaba una relación. Para que su autoestima aumentara lo suficiente como para animarse a declarársele, hizo que se le revelara el haber sido construido a partir del cuerpo de la Antorcha Humana original. El mismo Inmortus ocupó secretamente el papel de párroco de la boda, en la cual también casó a Mantis con el espíritu del Espadachín.

Sin embargo, no logró evitar que la Bruja Escarlata tuviera descendientes, ya que a través de la magia logró ser embarazada con la esencia propia y de su marido, teniendo dos hijos. Inmortus descubrió que inadvertidamente al crearlos le quitaron dos trozos al alma de Mefisto, y que el mismo pronto intentaría recuperarlas. Para no arriesgarse al fracaso, Inmortus ayudó desde las sombras a Mefisto, manipulando a los gobiernos del mundo para que desmantelaran y desprogramaran a Visión. Luego, duplicó en el pasado el cuerpo inerte de la primer Antorcha Humana, que Ultron utilizaría para crear a Visión, de modo que hubiera dos versiones de dicho robot. Cuando apareció el "original", que se suponía que era Visión, la Bruja Escarlata quedó tan traumatizada que Mefisto logró exitosamente reclamar a los niños para sí.

Guerra Kree-Shi'Ar[editar]

El objetivo de Inmortus de mantener a los Vengadores confinados en la Tierra se vio en peligro cuando se implicaron en la guerra Kree-Shi'Ar, que culminó con la destrucción del Imperio Kree planeada en secreto por la Inteligencia Suprema. Para hacerlos regresar, Inmortus introdujo sentimiento de xenofobia en el Hombre de Hierro, para que sintiera la necesidad de alejarse de otras especies y volver a la tierra. Sin embargo, no funcionó como esperaba, y en cambio logró que los Vengadores vieran la Inteligencia Suprema como una máquina y la ejecutaran por su genocidio. Los Guardianes del Tiempo mostraron a Inmortus el futuro posible que esto generaría: el imperio Shi'Ar ejercería una brutal tiranía sobre los Kree, y sintiéndose responsables por su parte en dichos eventos, los Vengadores los liberarían, y formarían estaciones espaciales para protegerlos; lo cual acabaría estableciendo las bases del mismo futuro que a Inmortus se le requirió prevenir.

Encrucijada[editar]

Para impedir que dicho futuro se materializara, investigó la línea temporal y vio la futura llegada de Onslaught, por lo que todo lo que tuvo que hacer fue mantener a los Vengadores ocupados hasta entonces, para lo cual envió a numerosos Fantasmas del Espacio asumiendo diversas identidades para confundirlos

Vengadores por Siempre[editar]

Sin embargo, todos los esfuerzos de Inmortus se vieron en peligro cuando Rick Jones comenzó a manifestar nuevamente la "Fuerza del Destino". Los Guardianes del Tiempo querían proteger al Universo de la amenaza que sería la humanidad con dicho poder, e Inmortus quería proteger a la Humanidad de los Guardianes. Para eso, entonces, Rick Jones debía morir. Sin embargo, se le opusieron Libra y la Inteligencia Suprema, que sabían que Inmortus estaba por cambiar el destino de la humanidad, aunque no los detalles. También se les sumó Kang el Conquistador, el antiguo yo de Inmortus, que simplemente se oponía a él. La Inteligencia Suprema liberó en Rick nuevamente todo el potencial de la fuerza del destino, y Libra lo ayudó a reclutar a diversos Vengadores a través del tiempo para protegerlo: La Avispa y el Hombre Gigante del presente, Ojo de Halcón, Chaqueta Amarilla y el Capitán América de determinados puntos del pasado, y Pájaro Cantor y el Capitán Marvel del futuro.

Inmortus se negó a matar a los Vengadores cuando los Guardianes se lo ordenaron, por lo que lo destruyeron. Luego, decidieron castigar a Kang, y neutralizarlo como amenaza. No lo podían matar, ya que si no vivía para convertirse en Inmortus se crearía una paradoja, por lo que en cambio intentaron convertirlo en Inmortus allí mismo. Pudieron haber tenido éxito, pero la voluntad de Kang fue muy fuerte, y se liberó, aunque al hacerlo se desprendió de él una nueva versión de Inmortus, que creció a la adultez en tiempo acelerado. A partir dicho renacimiento, Inmortus y Kang son independientes entre sí.

Referencias[editar]