Homeomería

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Una homeomería (en griego antiguo: ὁμοιομέρεια) es toda parte elemental igual al conjunto que con otras partes conforma, en donde el todo compuesto por las partes es similar a las partes más elementales e indivisibles de la materia.

Origen del término[editar]

Dentro del atomismo, una de las corrientes filosóficas que circulaban durante el siglo V a. C. en la antigua Grecia, el concepto de homeomería fue acuñado por Anaxágoras para explicar su doctrina de la pluralidad infinita de realidades materiales cualitativamente distintas. Anaxágoras también se propone ampliar las reflexiones en torno a aquellas “semillas” (spermata, como las llamaba Anaxágoras).

Según lo aclara Murray Bookchin, en su libro titulado La Ecología de la Libertad, el surgimiento y la disolución de la jerarquía, las homeomerías, de hecho, “suponen una sofisticación filosófica de una visión más primitiva en la que la sustancia de la tierra es la tierra misma, con sus minerales, flora, y fauna".

El término es utilizado en la filosofía de la naturaleza por varios autores de la antigüedad. Así, es un término utilizado por Aristóteles:

En la cosmología aristotélica el término ὁμοιομεη posee un sentido preciso y se refiere a los cuerpos mixtos o compuestos más rudimentarios que resultan de la combinación de los cuatro elementos –agua, tierra, aire, fuego– de acuerdo con una determinada proporción. Aristóteles considera como ὁμοιομεη los metales, la madera, el hueso, la carne, la médula, la sangre, etc., que ocupan un lugar intermedio entre los cuerpos simples y los “anhomeoméricos” (ανομοιομεη) como los órganos de los vivientes, que se componen a su vez de diferentes homeómeros.[1]

Referencias[editar]

  1. Aguinalde Sáenz, Ignacio & Turiel, Bienvenido (2005). Tomás de Aquino - Comentario al libro de Aristóteles Sobre la generación y la corrupción. Opúsculos cosmológicos, "Introducción". Pamplona: EUNSA. p. 21. ISBN 8431322942.