Historia de Trinidad y Tobago

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La historia de Trinidad y Tobago empieza con los asentamientos amerindios. Ambas islas fueron descubiertas por Cristobal Colón durante su tercer viaje en 1498. Tobago fue poseída por ingleses, franceses, holandeses y curlandos, acabando finalmente en manos de los ingleses. Trinidad fue poseída por España hasta 1797, pero fue ampliamente colonizada por franceses. En 1888 ambas islas fueron incorporadas en un solo territorio británico de ultramar. Trinidad y Tobago se independizó del Imperio Británico en 1962, convirtiéndose en una república en 1976.

Prehistoria[editar]

Los primeros asentamientos humanos en Trinidad se remontan en el tiempo un mínimo de 7000 años. Se cree que los primeros habitantes pertenecían a la cultura ortoiroide, y que provenían del noreste de América del Sur hacia el año 5000 a. C. Se han identificado unos 29 asentamientos, la mayoría en el sur de Trinidad, entre los que se encuentra Banwari Trace, el más antiguo asentamiento humano en el Caribe oriental. Estos antiguos pobladores no conocían la cerámica, y dominaron el área hasta aproximadamente el año 200 d. C.

Cerca del año 250 d. C. los primeros individuos de la cultura saladoide llegaron a Trinidad. Las más antiguas pruebas de la existencia de estos pobladores se remontan al año 2100 a. C. a lo largo de los bancos del río Orinoco, en Venezuela. Se cree que desde Trinidad se expandieron hacia el norte, hacia el resto de islas del Caribe. Se han encontrado hasta 37 asentamientos saladoides, esparcidos por toda la isla.

Después del 250, un tercer grupo, perteneciente a la cultura barrancoide, se asentó en el sur de Trinidad después de emigrar desde el Orinoco hasta el mar. El asentamiento más antiguo parece que se encontraba en Erin, en la costa del sur.

Cuando las comunidades barrancoides dejaron el río Orinoco sobre el año 650 d. C., un nuevo grupo, los arahuacos (entre los que se encontraban las tribus nepoya y suppoyo, así como las yao) se expandieron río arriba, hacia la costa. Los elementos culturales de este grupo fueron parcialmente adoptados en Trinidad y las áreas adyacentes del noreste de Venezuela, siendo la cultura guayabitoide el resultado de la mezcla.

Sobre el año 1300 d. C. un nuevo grupo se estableció en Trinidad e introdujo nuevos elementos culturales que reemplazaron ampliamente la cultura guayabitoide. La llamada tradición cultural mayoide, es la representación de las tribus nativas que estuvieron presentes en Trinidad cuando llegaron los europeos. Su característica alfarería y artefactos sobrevivieron hasta 1800, siendo después asimilados ampliamente por la sociedad trinitense. Todo este conglomerado de culturas han sido llamado generalmente arahuacos y caribes. Gran parte de los habitantes fue sometida por los españoles por medio de la encomienda. El sistema de la encomienda era la herramienta usada por los españoles para obligar a los amerindios a trabajar a cambio de protección y de la conversión al cristianismo. Los supervivientes eran organizados en misiones por los monjes capuchinos, y gradualmente convertidos. La más antigua asociación indígena de Trinidad es la Comunidad Caribe de Santa Rosa, cuyo centro se encuentra en Arima. Además, otras asociaciones indígenas se han desarrollado en los años recientes.

Periodo español[editar]

El primer contacto con los europeos, con Cristobal Colón a la cabeza, tuvo lugar el 31 de julio de 1498. Se sabe que Colón prometió bautizar el siguiente lugar que descubrirese en honor a la Santísima Trinidad, y pensó que fue un milagro el ver los tres picos de los Montes de Trinidad. Sin embargo, no es probable que viese los Montes de Trinidad, ya que desde su posición en la costa sur de Trinidad hace difícil que sean vistos desde el mar.

Los amerindios de Trinidad fueron considerados como amigables. El emplazamiento de Trinidad entre los caribes de las Pequeñas Antillas y los del continente americano hizo que la esclavitud fuese practicada ampliamente por los españoles.

Se sabe que Trinidad fue densamente poblada al principio del periodo colonial, probablemente unos 20.000 a 30.000 nativos.[1] Aunque hasta 1510 los arahuacos eran considerados amigables, la demanda de esclavos para la obtención de perlas en isla de Margarita hizo que se les declarara caribes, lo que permitió ser sometidos a la esclavitud en 1511. En consecuencia, Trinidad se convirtió para España en el centro de obtención de esclavos.

La Provincia de Trinidad fue creada en el año 1525 y en primera instancia le fue otorgada la jefatura de la Gobernación a Rodrigo de Bastidas, pero no pudo hacerla efectiva. En 1530 Antonio Sedeño obtuvo una capitulacion para asentarse en Trinidad con el objetivo de descubrir El Dorado y de controlar el tráfico de esclavos. En 1532 intentó crear un asentamiento, pero se le fue impedido en la batalla de Cumucurapo. Se retiró a la isla de Margarita y volvió el año siguiente, cuando sí que pudo construir su asentamiento en Cumucurapo (el actual Mucurapo) en Puerto España. Después del fallido intento de atraer más colonos a Trinidad, Sedeño se vio obligado a retirarse en 1534.

En 1553 Juan Sedeño fue autorizado para asentarse en Trinidad, pero el contrato nunca fue ejecutado. En 1569 Juan Ponce de León construyó Circuncisión, probablemente cerca del actual Laventille. En 1570 la colonia fue abandonada. En 1592 Antonio de Berrio estableció el primer enclave permanente, San José de Oruña. Sir Walter Raleigh, en búsqueda de "El Dorado" en Sud America, desembarcó en Trinidad el 22 de Marzo de 1595 y atacó San José de Oruña capturando tanto a Berrío como al cacique Topiawari.

Las misiones fueron establecidas como parte de la colonización española de las américas. En 1687 los monjes capuchinos procedentes de Cataluña fueron responsabilizados de la conversión de la población indígena de Trinidad y de las Guayanas. En 1713 las misiones fueron dirigidas por clerecía secular. A causa de la escasez de misioneros y a que continuamente se establecían nuevas misiones, muchas de ellas cumplieron su función sin dar instrucción cristiana durante largos períodos. Las tensiones entre monjes y amerindios acabaron en la Masacre de Arena en 1699, cuando los amerindios asesinaron a los monjes. Después de ser masacrados por los españoles, los supervivientes de la masacre se lanzaron al mar desde unos acantilados.

Aunque la colonización española empezó en el siglo XVI, la población en 1783 no alcanzaba ni las 3.000 personas,[2] siendo la mayoría de ellas amerindios.[3] En 1783, la proclamación de la Cédula de Población por la Corona española garantizó 129.000 m² de tierra a cada católico que se asentase en Trinidad, y una mitad adicional de esa tierra por cada esclavo que llevase consigo. Por otra parte, se daban 65.000 m² por gente libre de color, y la mitad de esa cantidad por cada esclavo que llevasen. En medio de las revoluciones de Haití y de Francia, mucha gente emigró desde las islas francesas hacia Trinidad. Ello resultó en qué gran parte de la sociedad trinitense fuese compuesta por personas de color que hablaban francés y tenían esclavos. Para 1796 la población de Trinidad había creciado hasta las 16.000 almas.[2]

Estimaciones de la población de Trinidad a finales del período colonial español:[4]

Fecha Blancos Libres de color Esclavos negros Indios
1775 401 608 217 1.277
1776 444 939 225 1.824
1777 444 939 222 1.814
1779 380 874 239 1.852
1783 670 1.404 2.247 1.490
1784 719 1.398 2.287 1.495

Cuando la isla se rindió a los ingleses en 1797 la población había aumentado hasta 17.712: 2.151 blancos, 4.474 personas de color libres, 1.078 amerindios y 10.000 esclavos africanos.[5] En 1960, la población era de 827.957 personas, sin incluir amerindios.

España tuvo el control de la isla desde 1498 hasta que el gobernador Don José María Chacón se rindió a los ingleses ante una flota de 18 naves de guerra a las órdenes de Ralph Abercromby el 18 de febrero de 1797.

El colonialismo en Tobago[editar]

El desarrollo de Tobago fue parecido a las demás islas de las Pequeñas Antillas y bastante diferente del de Trinidad. Durante el período colonial, franceses, holandeses, británicos y curlandos lucharon por la posesión de la isla, cambiando de manos hasta 22 veces, más que cualquier otra isla de las indias.

Tobago fue finalmente cedida al Reino Unido en 1814. Las dos islas fueron incorporadas en un solo territorio de ultramar en 1888, siendo Tobago reducida al estatus de entidad local menor hasta la independencia de la nación de Trinidad y Tobago el 31 de agosto de 1962.

El fin de la esclavitud[editar]

Con la abolición del tráfico de esclavos en 1807, en la colonia británica de Trinidad se produjo escasez de mano de obra. Esto fue empeorado por la abolición de la esclavitud en 1833. Para solucionar el problema, Trinidad contrató trabajadores desde 1830 hasta 1917. Inicialmente eran chinos, africanos libres y portugueses de Madeira, pero pronto fueron substituidos por trabajadores de India. Adicionalmente, un gran número de antiguos esclavos emigraron desde las pequeñas Antillas hasta Trinidad.

El primer anuncio desde Whitehall en Inglaterra fue que los esclavos serían liberados en 1840 fue comunicado en 1833. Mientrastanto, los esclavos de las planaciones tenían que quedarse donde estuviesen y trabajar como aprendices durante los próximos seis años.

Trinidad hizo una de las primeras manifestaciones del uso de la protesta no violenta y de la resistencia pasiva casi cien años antes que la campaña de Gandhi en India. El 1 de agosto de 1834, un grupo de esclavos no armados se dirigieron a la casa de gobierno del gobernador y empezaron a cantar: "Pas de six ans. Point de six ans" ("No a los seis años. Nada de seis años.").

Las protestas pacíficas continuaron hasta la resolución que se aprobó la resolución que abolía el aprendizaje y se alcanzase de facto la libertad. Esto podría haber sido influenciado parcialmente por el libro, "A Free Mulatto" (1824), del Dr. Jean Baptiste Phillipe.

En 1838 también se abolió el sistema del aprendizaje en Jamaica, Barbados y las islas Leeward y Windward.

El desarrollo agrícola[editar]

Las plantaciones de azúcar, que dominaban la economía de Trinidad en el siglo xix gradualmente cedieron terreno al cultivo de cacao. El chocolate trinitense alcanzó un alto precio. El gobierno colonial cedió terrenos a los colonos interesados en establecer plantaciones de cacao. Los criollos franceses (las elites blancas de trinidad descendían de los colonos franceses originales) fueron marginados económicamente por los negocios ingleses, que compraban las plantaciones de azúcar.

Referencias[editar]

  1. David V. Trotman & Paul E. Lovejoy (2004). Trans-Atlantic Dimensions of Ethnicity in the African Diaspora. Nueva York: Continuum International Publishing Group, pp. 220. ISBN 978-0-82644-907-8.
  2. a b Luis Navarro García (1999). José de San Martín y Su Tiempo. Universidad de Sevilla, pp. 353. ISBN 978-8-44720-541-7.
  3. Trotman & Lovejoy, 2004: 220. Estiman en 3.432 habitantes en 1777, 2.082 indios, 295 libres de color, 222 esclavos negros y 126 blancos.
  4. María Rosario Sevilla Soler (1988). Inmigración y cambio socio-económico en Trinidad, 1783-1797. Sevilla: CSIC-Dpto. de Publicaciones, pp. 56. ISBN 978-8-40006-887-5.
  5. Élias Régnault (1846). Historia de las Antillas. Barcelona: Imprenta del Fomento, pp. 445.

Bibliografía[editar]

  • Kurlansky, Mark (1992). A Continent of Islands: Searching for the Caribbean Destiny. Cambridge: Addison-Wesley Publishing. ISBN 0-201-52396-5.

Enlaces externos[editar]