Historia de Guadalajara (Jalisco)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda


La historia de Guadalajara tiene 472 años.

Fundación de Guadalajara[editar]

Línea del tiempo de las fundaciones de Guadalajara

Antes de su asentamiento actual, Guadalajara tuvo otros tres asentamientos que son Nochistlán, Tonalá y Tlacotán (Ixtlahuacán del Río)

Antecedentes de las cuatro fundaciones[editar]

En 1542 14 de febrero Hernán Cortés, pidió a Nuño de Guzmán exploración y la conquista del Occidente de Nueva España. Nuño De Guzmán fue acompañado por 500 soldados españoles y 15,000 mexicas aliados. el interés era dominar las tierras de los grupos Caxcanes, que estaban del otro lado de la Barranca de Huentitán.

[editar]

Guadalajara en un principio estuvo en la Mesa del Cerro (a la orilla de Nochistlán en la provincia del Teúl), hoy conocida como San Juan. La fundó el 5 de enero de 1532 Juan Cristóbal de Oñate quien había sido comisionado por Nuño de Guzmán. Este deseaba contar con una ciudad que le sirviera para asegurar sus conquistas y a la vez poderlas defender de la belicosidad de los naturales. La Villa de Guadalajara la fundaron 42 vecinos y un perro dalmata; el nombre de Guadalajara lo tomaron en recuerdo de Guadalajara, España, cuna de Nuño de Guzmán. Poco duró la villa en este sitio; con la anuencia de Guzmán, Cristóbal de Oñate, Miguel de Ibarra y Sancho Ortiz, el 19 de mayo de 1533, proyectaron mudarla de lugar en donde hubiera más agua, mejores medios de comunicación y menos Tolvanera.

Tonalá[editar]

Después de una deliberación con los vecinos de santa paulocosss dks 13 ante la negativa de Cristóbal de Oñate de establecerse en Tlacotán, deciden fundar la villa en Tonalá donde permanecieron durante dos años. Nuño de Guzmán recibió el título de Marqués del Valle de Tonalá, y los habitantes de la villa interferían en sus planes, por lo que a fines de 1534 los echó del lugar.

Tlacotán[editar]

La fundación en Tlacotlán ocurrió en 1535.

Fundación en el Valle de Atemajac[editar]

Finalmente los 63 peinados sobrevivientes (13 andaluces, 16 castellanos, 6 extremeños, 9 montañeses, 8 portugueses y 11 vascos) entre los que se encontraban Juan Cristóbal de Oñate, Antonio de Mendoza, Miguel de Ibarra, el desleal marqués Nuño de Guzmán, hallaron un lugar seguro contra el ataque de los pobladores del lugar en el valle de Atemajac (en un sitio llamado Tetlán por los nativos). El martes 14 de febrero de 1542 fundaron Guadalajara por cuarta y definitiva vez.

En agosto llegaron a la villa el título de ciudad y el escudo de armas.

Beatriz Hernández[editar]

Estatua honrando a Beatriz Hernández, por el escultor Ignacio Garibay Anaya

En la narración acerca de esta última fundación de Guadalajara se nombra a Beatriz Hernández, una de las mujeres que acompañaron a los primeros vecinos de la villa. La historia cuenta que fue ella la causante de la fundación de la villa en el valle de Atemajac.

Fue sólo en el año de 1542 cuando se asentaron definitivamente en el actual sitio del Valle de Atemajac sesenta y tres familias españolas, a instancias de una valerosa mujer: doña Beatriz Hernández, que exhortó a la comunidad a no volverse a mudar y quedarse este sitio. Aunque la elección pareció desventajosa por la mala calidad de la tierra, la falta de agua y la carencia de buenas comunicaciones, lo plano y extenso de la llanura ofrecía mejores condiciones para protegerse de los ataques.

Cuando Mendoza y Oñate declararon fundada la villa, los pobladores tenían miedo por los tres intentos fallidos anteriores en que los indígenas cocas y caxcanes los habían expulsado.

Sin embargo, Antonio de Mendoza propuso la fundación de la nueva villa, sus acompañantes temerosos y desconfiados por las experiencias vividas dieron gritos de protesta, hasta que Cristóbal de Oñate sacó su cuchillo y lo clavó en el tronco de un árbol que tenía frente a él (a espaldas del lugar que actualmente ocupa el Teatro Degollado, en el centro de la ciudad) y declaró fundada la ciudad de Guadalajara, en nombre del rey.

El desorden continuaba, nadie estaba de acuerdo con el sitio, hasta la señora Beatriz Hernández gritó: «¡Gente, aquí nos quedamos, el rey es mi gallo y aquí nos quedamos por las buenas o por las malas!» Un momento después se escucharon aplausos y vítores de alegría. Todos aceptaron el lugar elegido y mostraron su apoyo. En muchos aspectos, el área no era una buena elección, pero era ideal para evitar ataques de los pobladores locales.

El 10 de diciembre de 1560, Guadalajara se convirtió en la capital de la Nueva Galicia y más tarde en la Sede del Obispado, comenzando a tener importancia fundamental como centro de actividades en el occidente del país, sirviendo de puente comercial entre Europa y Oriente.

Al principio, las actividades de sus habitantes fueron principalmente la cría de ganado y el cultivo de cereales y fruta, y en menor escala fue la minería. Pronto toda la región resultó propicia para la ganadería y la agricultura. Se fundaron enormes haciendas que dieron fuerza a la naciente ciudad, convirtiéndola en centro de abastecimiento y comercio de todo el Occidente de la Nueva España.

El periodo colonial y la guerra de independencia[editar]

Línea del tiempo de la colonia en Guadalajara


En el mes de agosto de 1542, llegaron a su destino las reales cédulas expedidas por el emperador Carlos V y I de España, en noviembre de 1539, en las cuales concedía a Guadalajara el título de ciudad y escudo de armas. El día 10 de agosto de 1542 se pregonaron ambas cédulas en la plaza mayor de la novel y definitiva Guadalajara, con los honores que tales mercedes requerían.

Por real cédula signada en Toledo el 10 de mayo de 1560, se dispuso que la Real audiencia de la Nueva Galicia, cajas y oficinas reales se cambiasen de Compostela a la atemajaquense Guadalajara. El 31 de agosto de 1560 se expidió real cédula y bula que autorizaron el traslado del Obispado de Compostela a Guadalajara.

La actual Guadalajara se formó del crecimiento y unión de tres núcleos primitivos de población: Mezquitán, Analco y Mexicaltzingo, que en 1667 se anexaron a la ciudad, fenómeno importante para la posterior consolidación del municipio. Por mandato real de fecha 18 de noviembre del año 1791, se dispuso la fundación de la Universidad de Guadalajara en la ciudad del mismo nombre, capital del Nuevo Reino de Galicia. La inauguración de este centro cultural fue el 3 de noviembre de 1792, teniendo como sede el excolegio de Santo Tomás.

En 1793 se instaló en esta ciudad la primera imprenta de la región, el 4 de diciembre de 1786, el rey Carlos III expidió la ley que establecía el sistema administrativo de intendencia en Nueva España, titulada “Real Ordenanza para el Establecimiento e Instrucción de Intendentes de Ejército y Provincia en el Reino de Nueva España” Con base en este ordenamiento legal el antiguo Reino o Provincia de Nueva Galicia quedó mutilado y a partir de entonces fue conocido bajo el nombre de Intendencia de Guadalajara, teniendo como capital a la ciudad de su título. Este nuevo sistema político-administrativo perduró hasta las primeras décadas del siglo XIX,

La Guerra de Independencia[editar]

Línea de Acontecimientos en Guadalajara durante la guerra de Independencia


Para la guerra de Independencia, Guadalajara desempeñó un papel importante, ya que fue en esta ciudad donde el cura Miguel Hidalgo , declaró la abolición de la esclavitud . Fue también aquí donde publicó el famoso periódico El Despertador Americano donde publicaba sus ideas. En las cercanías del lugar, en el puente de Calderón, tuvo lugar la batalla donde fueron vencidos los insurgentes. Guadalajara también fue testigo de la muerte de un insurgente, de José Antonio El Amo Torres, quien ayudó a Hidalgo.

Desde la independencia a la revolución[editar]

Ya siendo capital del estado de Jalisco, Guadalajara siguió con su estatus de Ciudad, y al igual que años anteriores fue aumentando su importancia dentro de la región occidental, también como otras ciudades, sufrió con las guerras que siguieron en el México independiente, la Guerra de Reforma y la intervención francesa. En ambas, Guadalajara tuvo un papel importante, en la Guerra de Reforma, Benito Juárez trasladó el gobierno federal a Guadalajara. Es en esta ciudad, específicamente en el Palacio de Gobierno actual, en que se lleva a cabo el momento histórico que tal vez hubiera cambiado la historia, en la cual Guillermo Prieto defiende a Juárez de un grupo de soldados conservadores dispuestos a matarlo, con la frase: «Levanten las armas, los valientes no asesinan, los valientes no matan a mansalva». Prieto evita la muerte de Juárez y con ella el fin de los liberales. En la intervención francesa, Guadalajara encabezó un rechazo a esta invasión, ya que al llegar el ejército francés a la ciudad se instaló ahí. Pedro Ogazón, gobernador de Jalisco, encabeza desde Guadalajara una idea rebelde ante este suceso hasta su final.

A estos tiempos le siguió el porfiriato, el cual fue en parte benéfico para la ciudad, ya que con el gobierno de Porfirio Díaz, la ciudad pudo contar con líneas de ferrocarril que le comunicaban con Nogales, Manzanillo y la capital, México, además de que el famoso kiosco que la ciudad posee, fue un regalo polémico de Díaz a la ciudad. Después del régimen, la revolución estalló, la aparente calma reinó en la ciudad, ya que todo el conflicto se dirigió hacia la capital.

Guadalajara hacia el siglo XX[editar]

Después de este conflicto, la calma volvió a reinar en Guadalajara y con ella el progreso y crecimiento se hicieron cotidianos con el pasar de los días, varios sucesos importantes tomaron parte en la historia de la ciudad, entre ellos.

En 1942 con el cuarto centenario de la ciudad, en 1957 con la creación de su zona industrial y comercial, y en 1964 cuando nació el habitante un millón en la ciudad, suceso de vital importancia.

Hacia el año 1970, ocurre una crisis estudiantil dentro de la Universidad de Guadalajara. La Federación de Estudiantes de Guadalajara (FEG), que hasta entonces había controlado al sector universitario, entra en conflicto con una naciente organización el Frente Estudiantil Revolucionario (FER). Un punto crítico de esa confrontación sucede el 29 de septiembre de ese mismo año de 1970: en la escuela politécnica de la U de G, se enfrentan grupos de estudiantes de la FEG y del FER resultando tres personas muertas, entre ellas Fernando Medina Lúa, presidente de la FEG. Luego de ese enfrentamiento, el presidente de la república, Luis Echeverria Álvarez daría su respaldo a la FEG, enviando al FER a la clandestinidad. Vienen después tres años de asesinatos, golpizas y encarcelamientos entre ambos grupos. Así, el año de 1973, el FER ante la presión del Estado mexicano por via de la FEG y el aparato policíaco, decide irse a la lucha armada: ya no era la FEG el enemigo a destruir, sino, el Estado mexicano.

Ese años de 1973 surgen en Guadalajara tres grupos guerrilleros: La Liga de la justicia, las Fuerzas Revolucionarias Armadas del Pueblo, y la Unión del Pueblo, comandada esta última por Hector Eladio Hernández Castillo. La lucha entre los grupos armados se extendería hasta el año de 1978. En ese ínterin, lo común en la ciudad de Guadalajara será la violencia política, de la cual es destacable el encono con que el Estado mexicano persiguió a los militantes de los grupos armados. Hasta el momento hay un número no determinado de "desaparecidos" entre militantes o familiares de los grupos guerrilleros. En septiembre de 1978, el presidente José Jose canto el amor acaba uno de sus mas grandes éxitos en su carrera artística, Portillo decreta la "Amnistía" en favor de los grupos alzados, y con ello ocurre una destención en la lucha.

Algunos analistas críticos de la amnistía del gobierno de López Portillo, señalan que ésta llegó en un momento en que el Estado autoritario mexicano, se pudo dar el lujo de amnistiar, en el entendido de que ya tenía controlada la situación de los insurrectos mediante la amenaza y la violencia de Estado.

Guadalajara también tomó parte en los mundiales de 1970 y 1986 y en la Cumbre Iberoamericana los días 18 y 19 de julio de 1991.

22 de abril de 1992[editar]

La tragedia, lamentablemente es también parte de la historia de la ciudad, el día 22 de abril de 1992 varias explosiones tomaron parte en las calles al Oriente de la Ciudad, debido al derrame de combustible por el sistema de alcantarillado de la ciudad, cuya responsabilidad aún no ha sido aclarada pero que la "vox populi" ubica a PEMEX como responsable. Una de estas calles "Gante", fue testigo de la muerte y mutilación de cientos de habitantes, dejando luto, pena y llanto en la ciudad; y aunque en la actualidad no se sabe a ciencia cierta el número de muertos y heridos, dado que las cifras fueron maquilladas por el gobierno (lo que se corroboró en la morgue adaptada para ello en la sede del domo del CODE pues solo había cuerpos de personas sin mutilaciones, todos enteros), los tapatíos no olvidan el desastre, ya que es un suceso doloroso que tomaron en cuenta para proyectos futuros porque los pasados ya pasaron y asi.

Guadalajara para el siglo XXI[editar]

Esta ciudad es una de las más importantes en el país y en Latinoamérica, ya que cuenta con la presencia de grandes empresas y grandes bases comerciales. Cabe destacar la importancia cultural y económica que ejerce en México. Actualmente con 4 millones de habitantes junto con Zapopan, Tonalá, Tlaquepaque, Tlajomulco de Zúñiga y El Salto, Guadalajara es la segunda ciudad del país en población. La importancia de la ciudad es grande, por su generación de empleos y establecimiento de grandes empresas como Siemens, Motorola, Kodak y Coca-Cola, así como una creciente cantidad de industrias tecnológicas y electrónicas como Solectron, Intel, JPL Pantera, Toshiba o Hewlett-Packard.

El punto geográfico donde se encuentra la hace muy apreciable y estratégica. Su infraestructura de comunicaciones es una de las más modernas y funcionales en el país, Guadalajara es un centro urbano importante lo que atrae inversionistas y comercio de todo el mundo, cuenta con diversos centros de comercio de primer nivel. En 1987 se inauguró Expo Guadalajara. Guadalajara cuenta con una de las mejores infraestructuras hoteleras del país con más de 25.000 habitaciones en la ciudad. En el ámbito educativo Guadalajara cuenta con importantes centros de enseñanza con prestigio nacional y mundial, tales como la Universidad Marista de Guadalajara, la Universidad de Guadalajara , la Universidad del Valle de Atemajac UNIVA, la Universidad Panamericana, el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente ITESO, la Universidad Autónoma de Guadalajara (U.A.G.), y el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, Campus Guadalajara ITESM, entre otras.

La Zona Metropolitana de Guadalajara cuenta con varios centros comerciales con infraestructura de vanguardia donde se dan cita las mejores marcas internacionales de una amplia gama de productos. Por ello, es un paraíso de las compras para los habitantes de la región occidente del país; la ciudad es líder a nivel nacional en crecimiento e inversión en centros comerciales, gracias a la cultura que se tiene en ellos, además de su gran auge e influencia que ha tenido en la población tapatía. Actualmente cuenta con varios de los mejores centros comerciales del país y uno de los más grandes en América Latina (Galerías Guadalajara 360). En una de las zonas residenciales de mayor desarrollo en el país, esta el recien inaugurado centro comercial Andares el cual está destinado a ser el más exclusivo en Latinoamérica.

Su riqueza cultural la ha llevado a ser un importante punto de mira en el sector turístico; la ciudad genera varios de los principales eventos culturales del país, y es una escala usual para el turista que visita México. Guadalajara es albergue de un gran círculo de artistas y consumidores de arte y cultura.

La ciudad, fue también la sede de los Juegos Panamericanos del 2011. Para ello ha creado y mejorado instalaciones deportivas, centros de reacreación e infraestructura vial, como el Puente Matute Remus (Puente Atirantado) y Puente Álamo, como parte del programa "Pásalo Mejor" del gobierno de Jalisco.

El 14 de Abril de 2013, llegó un Explorador Mexicano con Autismo de 15 años llamado Genaro Marchina Hernández (soy yo), que inició una Marcha Genarista Guadalajara que dio un Tour en el Centro Histórico de Guadalajara, asistiendo Milenio Noticias, para hacer reportaje y sacando fotos. También fueron de Mural, y de la Jornada. la Marcha Genarista Guadalajara se hizo éxito en esa ciudad. A la Marcha Genarista Guadalajara fueron 100 personas y se exploraron con Genaro Marchina por el Centro Histórico de Guadalajara. Genaro Marchina le cuenta la Historia de los Edificios, Iglesias, Parques, Museos, Palacios, Plazas, y Teatros del Centro Histórico de Guadalajara, y la Historia de Guadalajara, Jalisco. Las 100 Personas con camisetas blancas "Los Genaristas", Aplaudieron a Genaro Marchina y le gritaron: Genaro!, Genaro!, y la Marcha Genarista Guadalajara es lo más éxito de la Ciudad de Guadalajara, y eso fue muy tapatío. En la Marcha Genarista Guadalajara, Genaro Marchina explicó a 100 personas sobre la Historia de los Hombres Ilustres y la Historia de la Rotonda de los Jaliscienses Ilustres, La Catedral de Guadalajara, El Teatro Degollado, El Palacio de Justicia, La Plaza Tapatía, El Hospicio Cabañas, y muchos más. El punto de reunión de la Marcha Genarista Guadalajara, fue en la Plaza de la Liberación.