Hiperconcentración

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Hiperconcentración es una forma intensa de concentración mental o visualización que se enfoca en un tema limitado, o más allá de la realidad objetiva y dentro de planos mentales, conceptos e imaginación subjetivos, y otros objetos de la mente. Puede decirse que es un diagnóstico psiquiátrico, una distracción de la realidad, ya que puede ser un síntoma de trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) o incluso de trastorno del espectro autista.[1]

Interpretación[editar]

Desde una perspectiva de neurodiversidad, hiperconcentración es una habilidad mental que es una expresión natural de la personalidad. Sin embargo, la hiperconcentración también puede ser sujeto de un diagnóstico psiquiátrico, como distracción de la realidad y como síntoma de Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH), desorden de déficit de atención en adultos o desórdenes del espectro de Autismo.

Debate[editar]

El término hiperconcentración no es de uso común entre académicos, y rara vez aparece en artículos revisados conjuntamente. Sin embargo, términos relacionados como concentración, absorción y 'atención enfocada' son ampliamente usados.

Un aspecto positivo de la hiperconcentración es la habilidad de usar el desapego de la mentalidad ordinaria para crear nuevos enfoques a situaciones familiares. También puede mejorar la velocidad de aprendizaje y comprehensión.

Por otro lado, a veces presenta un reto para la enseñanza común y crianza. Escuelas y padres generalmente esperan obediencia de los niños y los recompensan por ello, pero niños hiperconcentrados no siempre cooperan bajo estas circunstancias. Esto puede ser superado con inversiones de tiempo y esfuerzo por el profesor o padre, pero no siempre es posible pasar mucho tiempo con un niño en un ambiente típico de salón de clases.

Percepciones psiquiátricas[editar]

La psiquiatría describe sólo los aspectos de distracción de la hiperconcentración, refiriendose al TDAH como 'falta de atención e impulsividad'. La hiperconcentración no es reconocida por el Manual de Diagnóstico y Estadístico de Desordenes Mentales (DSM-IV-TR), y no existe ningún artículo usando el término en PubMed.

Además de hiperconcentración, varias habilidades especiales se han sugerido que ocurren en torno al TDAH, incluyendo vigilancia, prontitud de respuesta, entusiasmo y flexibilidad. Pero la investigación actual en TDAH no reconoce éstas características. Creatividad ampliada también ha sido sugerida, pero mediciones formales de esto no son más altas en niños con ADHD (siglas de TDAH en inglés) que en grupos de control.

De todas formas, la investigación psiquiátrica sugiere que hay varias razones para la persistencia de la noción de que personas con TDAH tienen la habilidad de hiperconcentrarse, tal como la bien reconocida comorbilidad de TDAH con desórdenes en el espectro de autismo, entre los que se cuenta la concentración excesiva. Se encuentran habilidades especiales en algunas personas con TDAH, así que es fácil generalizar de ésta minoría hacia el grupo entero. EL TDAH a veces es referido como un desorden muy común (afectando 4-8% de niños en edad escolar), pero primariamente determinado genéticamente.

La psiquiatría profesional no descarta completamente la existencia de la hiperconcentración, ya que muchos adultos con TDAH atribuyen logros en sus vidas a ésta habilidad mental. Debido a que el TDAH en adultos es relativamente una nueva área de aprendizaje en comparación con la condición en los niños, muchos profesionales de la salud mental piensan que la hiperconcentración es un aspecto de TDAH adulto que no es bien entendido y merece una investigación mas a fondo.

Desde un punto de vista médico, se piensa que la hiperconcentración es resultado de niveles anormalmente bajos de dopamina, un neurotransmisor que es particularmente activo en lóbulos frontales del cerebro. Esta deficiencia de dopamina hace difícil "meter cambios" para afrontar tareas aburridas pero necesarias.

Referencias[editar]

  1. Wareham, Jonathan, & Sonne, Thorkil (2008). "Harnessing the power of autism spectrum disorder". Innovations. 3, 11–27.
  • Hartmann, Thom. (1998) Healing ADD: Simple Exercises That Will Change Your Daily Life. Underwood-Miller (1st ed.) ISBN 1-887424-37-7.
  • Hartmann, Thom. (1993) ADD: A Different Perception.
  • Goldstein and Barkley (1998) ADHD Report 6, 5.
  • Jensen & Mrazek, (1997). Evolution and Revolution in Child Psychiatry: ADHD as a Disorder of Adaptation, Journal of the American Academy of Child & Adolescent Psychiatry 36 (12), pp. 1672-1679.
  • Shelley-Tremblay, J.F., and Rosen. L.A. (1996) Attention deficit hyperactivity disorder: An evolutionary perspective. Journal of Genetic Psychology. Dec96, Vol. 157 Issue 4, p443, 11p. AN 9704173357
  • Funk et al. (1993). Attention deficit hyperactivity disorder, creativity, and the effects of methylphenidate, Pediatrics, 91 (4), pp. 816-819.
  • ADDitude magazine (2008). 'ADHD Symptom: Hyperfocus'