Hard to Kill

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Hard to Kill (titulada Difícil de matar o Duro de matar en español) es una película de acción de 1990 dirigida por Bruce Malmuth y protagonizada por Steven Seagal, Kelly LeBrock, Frederick Coffin y William Sadler. El film cimentó a Seagal como protagonista como héroe de acción Aikidō, gracias a las esotéricas y anacrónicas técnicas que adopta su personaje para enfrentar a sus enemigos. Por ejemplo, caminar de rodillas, que en la cultura Seiza se emplea para desplazarse por un almacén sin exponerse al fuego enemigo, tiene orígenes en una cultura de etiqueta (especifíca del Japón pre-Meiji y durante tradiciones artísticas como la ceremonia del té y el Ikebana). El libro Angry White Pijamas, de Robert Twigger, menciona la historia de un oficial de policía nipón con entrenamiento de Aikido, que camina de rodillas en un modo similar durante un tiroteo.

Argumento[1] [editar]

En 1983, Mason Storm (Steven Seagal) detective de Los Ángeles, se encuentra investigando un trato criminal llevado a cabo en una escollera del puerto, del cual graba audio y video, observando que uno de los implicados es un político importante que está a punto de candidatearse a senador. Storm es descubierto pero logra escapar, y en camino a su casa informa a su compañero, el teniente Kevin O'Malley (Frederick Coffin) que tiene la grabación del encuentro y se la llevará para presentarla como evidencia. Sin embargo, otros policías asociados al político corrupto, Jack Axel (Charles Boswell) y Max Quentero (Branscombe Richmond) escuchan la conversación, llegan con un grupo comando a la casa de Storm y le disparan a él y a su esposa, aunque no pueden recuperar la grabación (la cual Storm escondió detrás de la pared de la cocina); el hijo de Storm logra escapar de la casa vivo.

Storm es llevado al hospital, donde es declarado vivo aunque en estado de coma; el teniente O'Malley llega al hospital y ordena a los médicos que Storm sea declarado públicamente muerto para que los policías corruptos no vuelvan para intentar matarlo. Siete años más tarde, Storm despierta de su coma; una de las enfermeras que lo cuidaba, Andy Stewart (Kelly LeBrock) hace una llamada telefónica que es interceptada por uno de los policías corruptos. Axel en persona entra al hospital y haciéndose pasar como médico intenta encontrar a Storm y matarlo, pero éste logra con dificultad escapar con ayuda de Andy, quién lo lleva a la casa vacía de una amiga en el campo. Ya que se encuentra físicamente muy debilitado, Storm utiliza técnicas de acupuntura, meditación, entrenamiento físico y moxibustión para fortalecerse.

En esos días, Storm ve por televisión un spot publicitario del candidato a senador Vernon Trent (William Sadler), reconociéndolo como el político implicado en el trato del muelle por una frase que utiliza generalmente. Storm contacta a O'Malley (retirado de la fuerza), quién lo visita y le lleva armas; además, le cuenta que su hijo Sonny (Zachary Rosencrantz) sigue vivo, habiendo sido cuidado por el propio O'Malley los últimos siete años y que va la escuela con otro apellido para estar fuera de peligro. Ya recuperado, Storm se lanza contra Trent y sus hombres, a reecontrarse con su hijo y recuperar la preciada grabación para entregarla a la prensa y así restaurar su vida y su buen nombre.

Reparto[editar]

Actores Personajes
Steven Seagal Detective Mason Storm
Kelly LeBrock Enfermera Andrea 'Andy' Stewart
William Sadler Senador Vernon Trent
Charles Boswell Jack Axel
Frederick Coffin Teniente Kevin O'Malley
Branscombe Richmond Max Quentero
Andrew Bloch Capitán Dan Hulland
James DiStefano Nolan
Dean Norris Det. Sgt. Goodhart
Jerry Dunphy Él mismo
Zachary Rosencrantz Sonny Storm
Robert LaSardo Punk
Geoffrey Bara Sonny (a los 5 años)

Enlaces externos[editar]


Referencias[editar]