Halloween: The Curse of Michael Myers

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Halloween: la maldición de Michael Myers configurada como la sexta entrega de la saga de Halloween, es una película de 1995 de Estados Unidos con las apariciones de Donald Pleasence, Paul Rudd, Marianne Hagan y dirigida por Joe Chappelle. La trama tiene relación directa con la "Maldición de Thorn", un símbolo que ya había aparecido en Halloween 5. Esta entrega es quizá la más controversial de todas al ser la más violenta y, principalmente, debido a los cortes y ediciones que se hicieron, alternando el final de la película. El final alternativo es conocido como "Producer's Cut" (edición de producción).

En España fue lanzada en Blu-ray y DVD por Emon en 2011.

Argumento[editar]

En 1995, seis años después del Halloween de 1989 y de que la comisaría de Haddonfield explotara, nadie sabe qué fue lo que le pasó a la pequeña Jamie Loyld y su maligno tío Michael Myers.

Jamie había sido secuestrada por el Dr. Wynn, el cual la había mantenido cautiva por seis años. Éste hombre era en realidad el líder de una secta celta-satánica y tenía a Michael Myers bajo su poder. Había sido precisamente éste hombre de negro el que había atacado la comisaría en Halloween 5.

Durante su cautiverio Jamie queda embarazada y da a luz a un niño en la víspera de Halloween. El hombre de negro se lleva al niño y le realiza la marca de Thor.

Sin embargo, esa misma noche, una enfermera ayuda a la adolescente madre Jamie a huir junto con su bebé. Michael Myers va tras ellas persiguiéndolas, y como primera acción asesina a la enfermera clavándole la cabeza en un clavo de metal de la pared. A la par, Jamie entra a una camioneta (cuyo conductor se convierte en la segunda víctima de Myers) y conduce veloz por la noche hacia una solitaria estación de autobuses. Desde allí grita por auxilio, incluso llama a una radio local que transmitía un especial sobre Michael y Haddonfield. Ella llama pidiendo ayuda, y advirtiendo sobre el regreso de Michael Myers, pero no es tomada en cuenta por el locutor Barry Simms. Entonces decide esconderse en el baño, donde casi es atrapada por Michael; logra escapar por poco, pero Michael logra al fin golpearla y desviarla hacia una vieja granja. Allí ella es asesinada, pero, para sorpresa de Michael, el bebé no estaba con ella, ni tampoco en la furgoneta que ella conducía.

Desde aquel día fatídico de 1978 en el que Tommy Doyle logró sobrevivir al ataque de Michael Myers, nada ha sido igual. Tommy está obstinado con conocer la verdad sobre Michael, así como el origen de su poder. Por tal motivo sigue viviendo frente a la casa Myers. Cuando escucha detenidamente el pedido de auxilio que hace Jamie, va directamente a la parada de autobus y allí encuentra al bebé. Jamie lo había escondido allí para evitar que Michael lo encontrase. Tommy lo esconde y lo lleva con él. En el paradero se encontraría con el Dr. Loomis, a quien pediría una entrevista. Loomis al enterarse de la situación y del regreso de Myers va a la antigua casa de éste para avisar a la familia que reside actualmente allí del peligro que corren. Los residentes actuales de la casa eran los Strode, la familia que adoptó a Laurie. Se hallaban Kara Strode así como su hijo Danny; Tim, el hermano de Kara; y los padres de éstos, John y Debra. Michael va aniquilándolos poco a poco hasta que sólo quedan Kara y Danny, protegidos a tiempo por Tommy, quién le cuenta a Kara sobre las marcas de Michael y por qué los busca a ellos. Michael trata de matar a Steven (el nombre al que Tommy le dio el bebé) para así llegar a matar a toda su familia (ya había conseguido matar a todos los Myers y los Carruthers, la familia adoptiva de Jamie) y poder librarse de la maldición de Thor o de la espina, y pasársela a otro niño. En este caso Danny, ya que él oía voces que lo incitaban a matar, igual que Michael cuando tenía 6 años.

Mientras Tomy sale a entrevistarse con Dr. Loomis, la anciana que vive en su apartamento le revela su identidad a Danny y luego a Kara. Se trata de la Sra. Blankenship, quien fuera la niñera de Michael la noche en la que él asesinó a su Hermana Judith.

Al regresar con Dr. Loomis, Tommy no encuentra al bebé. Después de buscarlo un rato, se sorprenden al ver que lo tenía el Hombre de Negro, quien había entrado a la casa y cogido al niño. Se trataba nada menos que del Dr. Terence Wynn, colega del Dr. Loomis, quién había sido el secuestrador de Jamie seis años atrás. Él había utilizado a Michael como su marioneta. Kara, al ver esto, trata de escapar pero no lo consigue, y es llevada inconsciente al manicomio local donde Loomys y Wynn trabajaban. Loomis supone que allí deberían estar Steven, Danny y Kara, y no se equivoca.

Aquí Tommy trata de salvar a Kara lográndolo, pero es perseguido por Michael Myers de cerca. Mientras tanto Wynn y otros asistentes preparan una operación (¿o sacrificio?) del bebé (o quizá de Danny, no hay forma de saberlo). Pero son interrumpidos por Michael quien, con machete en mano, aniquila a todos los asistentes. Tommy, Kara, Danny y Steve logran ponerse a buen recaudo después de una lucha con Myers, pero Loomis decide enfrentarlo por última vez.

Reparto[editar]

Escenas eliminadas[editar]

  • Al principio de la película, se hace una recopilación de Halloween 5: La venganza de Michael Myers, donde se ve que la pequeña Jamie, después de ver lo que pasó en la comisaría, era secuestrada por el Dr. Wynn y miembros de la secta celta.
  • En la parte donde la Sra. Blankenship le cuenta al pequeño Danny sobre las celebraciones hechas en el día de Samhain, se puede ver una escena donde tanto ella, como el Dr. Wynn y cincuenta personas más, están reunidos en un santuario dedicado a la espina del mal que domina a Michael. También la escena donde Kara Strode aparece encadenada en un altar de piedra en el mismo santuario, después de ser secuestrada.
  • La última parte donde Tommy ataca a Michael y, tras noquearlo, le saca la máscara, descubriéndose que se trataba del Dr. Wynn, mientras que el sótano donde se rendían los cultos, explotaba en llamas.
  • Para el final, cuando Sam Loomis regresa al hospital para arreglar cuentas con Wynn y descubre horrorizado que, durante todo el tiempo que persiguió a Michael, éste estuvo marcado con la misma espina del mal que él poseía. Era como si todo hubiera sido planeado desde antes.

Nota[editar]

Esta es la última película en la que Donald Pleasence interpretó a el Dr. Sam Loomis ya que esta cinta es del año 1995, el año que Donald Pleasence murió.

En esta película es la última aparición de personajes como Jamie Lloyd, Tommy Doyle, Sam Loomis, etc.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]