Hal Ashby

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Hal Ashby (Ogden, Utah, 2 de septiembre de 1929 - Malibú, California, 27 de diciembre de 1988) fue un director de cine estadounidense ganador de un Óscar al mejor montaje en 1967 por la película In the Heat of the Night.

Biografía[editar]

William Hal Ashby nació en Ogden, Utah, y se crió en una familia de origen mormón en una infancia que estuvo marcada por la desgracia. Hal Ashby tuvo que presenciar el divorcio de sus padres y el suicidio de su progenitor. Hal se casaría a una edad muy temprana, aunque se divorciaría posteriormente.

Poco después, Ashby se trasladaría de Utah a California donde encontró un puesto como ayudante de montaje. Su eclosión llegaría en 1967 cuando ganaría el Oscar al mejor montaje por su trabajo en En el calor de la noche. Previamente había sido nominado por Qué vienen los rusos, que vienen los rusos!.

Su debut como director no llegaría hasta 1970. Con Norman Jewison como mentor, Ashby dirigiría El casero. A pesar de no ser propio de su generación, Ashby abrazó al estilo hippie, optó por el [vegetarianismo] y se dejó el pelo largo. En 1970, se casaría con la actriz Joan Marshall, una relación que duraría hasta la muerte del director en 1988. De todas maneras, la separación fue mucho antes y, de hecho, Marshall no pudo perdonar nunca a su marido que reflejara algunas de las intimidades de su relación en la película Shampoo.

En los 16 años de dirección, Ashby dirigiría numerosos films, incluidos Harold and Maude y la sátira social Bienvenido Mr. Chance con Peter Sellers, Shampoo con Warren Beatty o Esta tierra es mi tierra, una biografía de Woody Guthrie protagonizada por David Carradine y que fue el primer film en utilizar la Steadicam.

En 1978, Ashby lograría uno de sus mejores reconocimientos con el drama inspirado en la Guerra del Vietnam El regreso, protagonizado por Jane Fonda y Jon Voight. Ashby recibiría su tercera nomínación a los Óscar, la única en la categoría de la mejor dirección.

El éxito comercial de El regreso animó a Ashby para que fundara su propia productora: Lorimar. Inmerso en una espiral de consumo de drogas, Ashby se convirtió en un hombre introvertido y excéntrico, encerrándose en su vivienda de Malibú, fumando marihuana y evitando comer delante de otras personas.

En la década de los 80, la filmografía se vio afectada por la excentricidad de su creador. Así, Second-Hand Hearts y Lookin' to Get Out (sus siguientes producciones) fueron un auténtico fracaso a nivel creativo y comercial. Además, Ashby se presentaba con continuas amiguitas, cosas que empezaba a molestar a los productores. De hecho, el colmo de esto fue cuando Ashby tardó casi seis meses en editar el videoclip de The Police Message in a Bottle. Incluso, se barajó su nombre para poder dirigir Tootsie, aunque finalmente las negociaciones no llegaron a buen puerto.

Pero el colapso de salud le llegaría a Ashby durante el rodaje del documental de los Rolling Stones en la gira americana de la banda inglesa en Estados Unidos durante 1981: Let's Spend the Night Together. Sufrió un colapso cerebral y, aunque se recuperó y fue capaz de acabar el documental, no volvió a ser el mismo.

Sus proyectos posteriores The Slugger's Wife, basada en un guion de Neil Simon, o 8 millones de maneras de morir, escrito por Oliver Stone, fueron unos auténticos fiascos par al taquilla.

En los últimos años, Ashby dejó las drogas y buscó una imagen de creador venerable. A pesar de estos esfuerzos, el mundo del cine no volvió a tomarlo en serio. A esto se le añadieron problemas con su salud, hasta que se le diagnosticó un cáncer pancreático que rápidamente se le trasladaría a los intestinos y al colon. Aunque confió en la medicina homeopática, Ashby moriría el 27 de diciembre de 1988 en su casa de Malibú.

Filmografía (como director)[editar]

Enlaces externos[editar]